Palencia

3.3520286396301 (838)
Publicado por t800 01/05/2009 @ 08:07

Tags : palencia, castilla y león, españa, ciudades de palencia

últimas noticias
El Ayuntamiento de Palencia destinará 406.000 euros para financiar ... - Europa Press
La Comisión Informativa de Bienestar Social del Ayuntamiento de Palencia dictaminó hoy favorablemente la propuesta de concesión de ayudas de cooperación al desarrollo por la que el Ayuntamiento de Palencia destinará en el actual ejercicio 406.366,09...
(Castilla y León) JUSTICIA-INTERIOR-SUCESOS - ABC.es
Palencia, 22 jun (EFE).-El hombre acusado de intento de homicidio al atacar presuntamente con una motosierra a siete personas que se encontraban en el interior de una casa en Becerril de Campos (Palencia) ha asegurado que sólo quiso "asustarles"....
(Castilla y León) ECONOMIA,SECTORES-EMPRESAS,MOTOR - ABC.es
Palencia, 22 jun (EFE).- El turno de noche en la fábrica de Renault en Palencia volverá a funcionar a pleno rendimiento el próximo mes de septiembre, durante aproximadamente tres meses, debido a las buenas ventas del modelo que produce, el Mégane....
(Castilla y León) CIENCIA-TECNOLOGIA,AMBIENTE-NATURALEZA - ABC.es
Cervera de Pisuerga (Palencia), 22 jun (EFE).- La vicepresidenta de Castilla y León y consejera de Medio Ambiente, María Jesús Ruiz, ha insistido hoy en que "no se variará el objeto territorial" de las Directrices de Ordenación del Territorio de la...
(Castilla y León) ECONOMIA,SECTORES-EMPRESAS,TELECOMUNICACIONES - ABC.es
Cervera de Pisuerga (Palencia), 22 jun (EFE).- La Junta de Castilla y León impulsará el uso de las nuevas tecnologías a través de la Red de Casas del Parque, en las que inicialmente se impartirán más de 30 cursos y talleres formativos gratuitos para...
Inmaculada Palencia preside a los profesionales del Turismo - Expreso.info
En la XXXI Asamblea General de la AEPT, celebrada en Madrid el 16 de junio, se presentó como candidata a la presidencia Inmaculada Palencia con la propuesta de 'dar un impulso de modernización a una Asociación que ha superado los 40 años de existencia...
El nuevo programa de Planes Provinciales de la Diputación de ... - Icalnews.com
El nuevo programa que regirá los Planes Provinciales de la Diputación de Palencia a partir de del próximo año apuesta por reforzar la autonomía de los municipios de la provincia. El presidente de la Comisión Especial de Planes Provinciales y portavoz...
(Castilla y León) JUSTICIA-INTERIOR-SUCESOS - ABC.es
Palencia, 22 jun (EFE).- Un hombre de 61 años, vecino de Dueñas (Palencia), ha fallecido en el Hospital Clínico de Valladolid como consecuencia de las heridas sufridas tras precipitarse del tejado de una vivienda en Villarramiel (Palencia)....
Heridos dos motoristas al colisionar contra un turismo en Palencia - Europa Press
Dos motoristas sufrieron heridas de diversa consideración al colisionar contra un turismo en Palencia capital, según informaron a Europa Press fuentes del Servicio Emergencias 112. El suceso se produjo a las 18.57 horas de hoy en la Avenida de Cuba,...
Antonio Machón estudia y analiza los dibujos de los niños en un ... - ADN.es
El galerista y profesor de educación artística en las Universidades de Madrid y Valladolid, Antonio Machón (Palencia, 1943), presentó hoy su libro 'Los dibujos de los niños' (Cátedra), un manual sobre el desarrollo gráfico de los niños de 1 a 7 años...

Palencia

Palencia en España

Palencia es una ciudad española en la comunidad de Castilla y León, capital de la provincia del mismo nombre situada en la llanura de Tierra de Campos, en la orilla del río Carrión. Ubicada a 749 m de altitud, dista 235 km de Madrid, la capital nacional, y en 2008 contaba con 82.626 habitantes sobre una extensión de 94,71 km². Es la tercera ciudad más industrializada de Castilla y León tras los focos de Valladolid, Burgos y delante de Miranda de Ebro.

El nombre de Palencia procede de Pallantia, antiguo poblado ocupado por los vacceos que no debe confundirse con la Pallantia, situada en la actual Palenzuela, de origen arévaco.

Pallantia (Indoeuropeo *pl̥sa-nt-y-eh2) procede de la raíz prerromana palla (gallego: pala, asturiano: palla) que significa "roca" (Indoeuropeo *pl̥s-eh2. Persa: parša, germano: fels, irlandés: all.) mientras que el sufijo "nt" es muy productivo en las lenguas celtas donde sirve para formar derivados. De ahí que Pallantia pueda equivaler a "cerro amesetado" o simplemente “la meseta”.

Su origen sería dudosamente celta debido a la conservación de la /p/ inicial, al igual que ocurre en Lusitano. Sin embargo, presenta desarrollos típicamente célticos, cuales son la formación /nt/, la conversión del grupo /ls/ > /ll/, y la vocalización del grado cero /l̥/ > /al/.

Se cree que fue empleada por las tropas palentinas dirigidas y costeadas por Obispos de Palencia, en la Guerra de las Comunidades y por los palentinos y castellanos que participaron en la Guerra de Sucesión.

El escudo de Palencia es un cuarteado que en el primer y cuarto cuartel de azul reúne la cruz otorgada a la ciudad por el rey Alfonso VIII de Castilla por el comportamiento de los palentinos que participaron en la Batalla de las Navas de Tolosa; en el segundo y tercero de gules (rojo), un castillo de oro almenado de tres almenas con (el blasón del antiguo Reino de Castilla), mamposteado de sable (negro) y aclarado de azur (azul). El escudo figura sobre pergamino heráldico de oro.

Al timbre corona real antigua, abierta, compuesta por un círculo de oro engastado de piedras preciosas que sostiene ocho florones, de hojas de acanto, visibles cinco, interpolado de perlas.

La cruz que aparece representada en el escudo simboliza la “Cruz de la Victoria” que fue entregada por el rey Alfonso VIII de Castilla al obispo Tello Téllez de Meneses por la actuación de los palentinos en la Batalla de las Navas de Tolosa que tuvo lugar en el año 1212.

El castillo de oro sobre el campo de gules es el símbolo que representa al antiguo Reino de Castilla, del que ha formado parte Palencia.

Los orígenes históricos de la ciudad quedan inciertos, pero de lo que sí hay constatación arqueológica es de asentamientos prerromanos en el solar de la ciudad actual, a la que los celtíberos denominaron Pallantia. El pueblo que la ocupó fue el de los vacceos: el más culto de las tribus celtíberas, agrario y con una poderosa organización militar.

El único rastro de romanización que queda en la ciudad es el Puentecillas, cuyo primitivo origen romano ha sido remodelado varias veces. Este puente permitía el acceso a la isla del Sotillo de los Canónigos cuyo Bolo de la Paciencia fue el mentidero de la ciudad. Fue restaurado y remodelado en la Edad Media.

Con los visigodos llegó una de las etapas de mayor esplendor para la ciudad, pues la constituyeron en sede de la corte, además que desde el siglo IV también era sede episcopal de relieve (se dice que su diócesis era la más importante de España tras la Toledana). Quedan restos del vestigio visigodo en la Cripta de San Antolín (que es la actual cripta de la Catedral) y en la cercana localidad de Baños de Cerrato con su iglesia de San Juan de Baños (siglo VII), situada a tan solo 7 km de la capital que está considerada la obra cumbre de la arquitectura visigoda.

Se desarrolló como ciudad durante la reconquista por los reyes asturleoneses. La Edad Media es el período más turbulento de la historia de la ciudad, pero también el de mayor proyección en los acontecimientos en la historia del Reino de León y del Reino de Castilla.

Alfonso VIII de Castilla fue el más decidido impulsor de la ciudad, al concederle fueros y el primer concejo libre, y establecer en ella en 1208 y a instancias del obispo Tello Téllez de Meneses, el primer Estudio General de España, que acabó desapareciendo unas décadas más tarde.

Luchó noblemente en la Batalla de Las Navas de Tolosa, lo que le otorgó numerosos bienes.

Es también de destacar que, en 1388, mientras los palentinos estaban fuera de la ciudad, tropas del duque de Lancaster llegaron con intención de saquear la ciudad, la cual fue defendida valerosamente por las mujeres palentinas evitando que Lancaster sometiera a Palencia. Por ello se premió a la mujer palentina con la banda amarilla de honor, que sólo podían llevar los hombres, y que hoy día queda patente en el traje regional.

Es en el siglo XIV cuando la importancia y el volumen que había ido adquiriendo la ciudad obligan a la edificación de una nueva catedral capaz de satisfacer las necesidades de una población pujante. El edificio se construyó sobre las ruinas del anterior de estilo románico, y a su vez sobre las anteriores de la catedral visigoda, quedando de todas ellas vestigios en la edificación actual. Aunque la primera piedra de la nueva catedral se colocó en 1321, las obras no "concluyeron" hasta finales del siglo XVI. Se dice "concluyeron" porque este gran templo no está finalizado ya que se cree que quedaría por hacer alguna capilla más, la renovación de la torre y quizá la construcción de dos torres en la fachada principal como era costumbre en la época.

La prosperidad económica del siglo XVI convirtió a Palencia, junto con las otras provincias castellanas, en el corazón económico y demográfico del Imperio Español. El acontecimiento más beneficioso para la vida de la ciudad durante el siglo XVIII fue la construcción del Canal de Castilla por Carlos III de España, una de las más geniales obras de ingeniería de la época en Europa.

Durante la Edad Moderna se construyeron las grandes iglesias que tiene hoy Palencia como la Compañía, San Pablo, las Claras, San Francisco en estilos gótico y renacentista.

En Palencia capital el partido mayoritario y con mayor fuerza era el Partido Socialista mientras que en la provincia el partido más importante era Acción Popular Agraria. La Falange Española contaba con muy pocos afiliados, la mayoría de ellos en la cárcel.

El 19 de julio de 1936 salió una columna militar hacia Venta de Baños que tomó la estación de tren y, acto seguido, toda la ciudad sin que apenas alguien se percatara de ello. A las siete de la mañana, otra fuerza salió hacia el centro de la capital provincial para declarar el estado de guerra y ocupar los edificios más importantes. Al contrario que en Venta de Baños hubo una fuerte resistencia, se produjeron tiroteos por las calles y una gran resistencia en el Gobierno Civil republicano durante dos horas a cargo de guardias de Asalto y Carabineros concentrados por el gobernador, López Muñiz quien después murió a tiros cuando ya había sido detenido. La Diputación, el Ayuntamiento y la estación de trenes fueron ocupados con más facilidad. El general Ferrer de Miguel se hizo cargo de la Diputación Provincial y del Gobierno Civil, aunque durante unos días desde el 19 de julio los ocupó otro militar. Como alcalde quedó un capitán de artillería.

Muchos hombres fueron detenidos el 19 en Palencia capital cuando llegaron armados desde sus pueblos, respondiendo a la convocatoria que la noche anterior había hecho el Gobernador Civil. Por su parte, el jefe de la Falange palentina, fue liberado y organizó rápidamente una escuadra mixta de falangistas y guardias civiles que recorrió los pueblos de la provincia eliminando todo tipo de resistencia.

Los años siguientes contemplaron cambios urbanísticos profundos en la ciudad, lo que la ha convertido en una ciudad agradable para vivir y con buenas comunicaciones.

Cuenta con la mayor cantidad de espacios verdes por habitante de España y el centro tiene pocas calles que no sean peatonales. Estas zonas, al igual que los parques, siguen creciendo. Crece también el número de molinos eólicos que suministrarán energía limpia para la ciudad. El Ayuntamiento de Palencia está decorando todas las rotondas de la ciudad.

Palencia, como la mayoría de ciudades castellanas, cuenta con un gran patrimonio histórico-artístico, rescoldo de la importancia que tuvo en el pasado. A pesar de contar con importantes monumentos como la Catedral, una de las más grandes de España, el Cristo del Otero que es una de las imágenes de Jesús más grandes del mundo o seis Monumentos Nacionales y singulares fiestas de gran interés como la Semana Santa o la Romería de Santo Toribio, Palencia no es una ciudad favorita para el turismo y aunque crece año a año el número de turistas lo hace muy lentamente.

La ciudad de Palencia está enclavada en la España semihúmeda interior, concretamente en la zona norte de la submeseta norte. Se sitúa en el valle del río Carrión cerca de su desembocadura en el Pisuerga, el primero que atraviesa la ciudad de norte a sur forma cuatro islas, dos de gran tamaño: La isla Dos Aguas y la isla del Sotillo y otras dos de un tamaño reducido, el río (de un caudal medio y constante generalmente durante todo el año) se abre en tres brazos al entrar en la ciudad formando la isla del Sotillo y otra pequeña isla ambas ocupadas por un parque llamado El Sotillo de los Canónigos.

El río se vuelve a unir (es el lugar en el que se encuentra el Puente Mayor (del siglo XVI) y después se abre en dos brazos formando la mayor isla (Isla Dos Aguas) que en su zona norte tiene un gran parque y la zona sur, deportiva y con un campo de golf. En la zona final de esta isla se forma el otro pequeño islote. También el río Carrión es fuente de las pequeñas cascadas que tiene y del géiser artificial de reciente creación. En las afueras de Palencia el río se vuelve a unir. La llana ciudad tiene dos cerros en la parte nororiental, en el más cercano al centro de la ciudad se sitúa la colosal imagen del Corazón de Jesús de Palencia, el Cristo del Otero que domina la ciudad.

Palencia dispone de un monte con 1438 ha de robles y encinas a 6 km de distancia y a 865 msnm. Los palentinos lo llaman "El Monte el Viejo". El monte, que es uno de los lugares de esparcimiento y ocio para la población, es accesible por una carretera y un carril-bici. La vegetación está formada en la parte más alta y seca por encinas y algún roble y a medida que se desciende en altitud la vegetación va tornando más verde, a robles y chopos. En el monte se halla una cerca de gran tamaño en la habitan ciervos autóctonos los cuales pueden ser alimentados con suerte por los propios visitantes transeúntes. Además de la reserva cinegética el Monte el Viejo dispone de varias instalaciones: para ejercitarse (sencillas) y para deportistas (más complejas), las piscinas municipales del Monte, un bar y un restaurante, un refugio y las llamadas Casa Pequeña y Casa Grande, la última es una posada del siglo XVI.

En los alrededores de la ciudad los cultivos salpicados de bosquetes de chopos, robles y encinas son la vegetación más abundante.

Palencia no es atravesada por el Canal de Castilla pero una estribación llamada la Dársena del Canal sí se adentra en las afueras de la ciudad. Esta dársena se usaba para cargar las mercancías pero la llegada del ferrocarril la dejó en desuso. Actualmente se piensa acondicionarla como atractivo turístico.

El término municipal de Palencia comprende también la localidad de Paredes de Monte.

La ciudad de Palencia se encuentra en el noreste de la Península Iberica, en la Meseta Norte. El parque del Salón de Isabel II, centro geográfico de la ciudad, está situado en las coordenadas: 42º00'23 de latitud Norte y 4º31'45 de longitud Oeste. Se encuentra a 749 metros sobre el nivel del mar.

La localidad es atravesada por el río Carrión, al Este se encuentra la mayor parte de la ciudad mientras que al Oeste está el barrio de Allende del Rio. Además, en el término municipal es atravesado por el Canal de Castilla, por el arroyo de Villalobón y otras acequias.

Palencia se encuentra en una llanura, rodeada por varios montes: monte "El Chivo" y monte "El Viejo".

Su carácter interior, apartada de casi toda influencia marítima, determina que el clima sea mediterráneo continentalizado, ligeramente oceanizado debido a su relativa proximidad al mar cantábrico y a que en la parte occidental de Castilla y León (lugar del cual proceden las nubes del atlántico) no existen montañas que frenen los frentes nubosos.

Tiene una amplia oscilación térmica. Las temperaturas son particularmente frescas debidas a su relieve circundante, siendo una de las capitales más frías de España. La temperatura media de enero es de algo más de 3,3ºC y la de julio de 21°C, pero se llega a mínimas absolutas históricas de hasta 14°C bajo cero y hasta dos o tres meses de heladas. En verano rara vez se alcanzan los 40°C de temperatura.

Las precipitaciones anuales son escasas con una media de 414,2 mm, con un máximo primaveral y un mínimo veraniego. Los días despejados son 85 como media anual.

El año 2007 tuvo la temperatura media más baja y las precipitaciones más abundantes de la ultima década, y el mes de Enero del 2009 ha sido el más frio de los últimos 10 años.

La ciudad está habitada por 82.626 personas, de los cuales 38.863 son varones y 43.400 son mujeres. El crecimiento anual relativo es del 1,01% (periodo 2005 - 2006), siendo una de las pocas excepciones de toda la provincia, que por lo general pierde población. Históricamente ha sido un centro receptor de migración interior, especialmente durante las décadas 1950-1970 en el llamado éxodo rural, al tener una industria más activa y dinámica que las comarcas circundantes como Tierra de Campos o El Cerrato.

El campo palentino luce verde desde octubre hasta junio viéndose alterado por la nieve y la escarcha invernal, a partir de junio o julio el paisaje se convierte en una estepa que recuerda más a la típica imagen de la Castilla del sur seca.

La vegetación, dada su situación a caballo entre la España húmeda del norte y la España seca del sur está compuesta principalmente por chopos (especie de repoblación) robles y encinas.

La cocina palentina es muy castiza y hogareña, el lechazo asado es el plato más típico y de las fértiles tierras que rodean a la capital se obtienen múltiples ingredientes hortícolas que completan la dieta.

La cocina palentina se basa en platos calientes, debido al frío clima dominante. Los ejemplos más claros son sus sopas de ajo, o la clásica sopa castellana, elaborada con pan de hogaza, agua, aceite, ajo y pimentón, a veces se añaden tacos de jamón serrano y huevos escalfados. El pan es la base de la gastronomía palentina, un ejemplo de la importancia que alcanza es el pan de Nogales, con una escuela dedicada al mismo, en la que elaboran el pan bonito, el lechuguino, los molletes, las tortas de chicharrones y otras muchas clases de panes, hechos con harina de Tierra de Campos, de gran calidad.

Palencia, como el resto de Castilla, puede afirmar que las carnes que nutren a sus gentes. La perdiz (en escabeche), y también la codorniz, en estas tierras se consideran de excelente calidad, el lechazo es la carne por excelencia de palencia y posee denominación de origen. En temporada de matanza pueden degustarse las morcillas de sangre de Palencia, de la misma sangre que luego se convierte en ingrediente esencial de la sopa negra. Los embutidos también son de buena calidad.

Los cangrejos que se pescan en los rios palentinos son los crustáceos por excelencia. De los rios también se obtienen magnificas truchas.

En cuanto a su riqueza hortícola, son excelentes las patatas pero sobre todo la menestra palentina o el pisto y los guisantes de Palencia.

A la hora de tomar el postre, los hay para todos los gustos, destaca la Cazoleta de San Antolin también son muy recomendables las jaleas de frutas autóctonas, como los arándanos, o el queso (sobre todo de oveja) y otros productos de repostería más elaborados.

Una típica comida de la tierra debe regarse con vino. También el clásico licor de endrinas, licor de nueces, de moras, de guindas...

La gastronomía palentina ha sido premiada en varias ocasiones, uno de los ejemplos es el restaurante "La Encina" y su cocinera Ciri Gonzalez que han sido premiados tres veces como la mejor tortilla de patatas de España por un selecto jurado.

Es una iniciativa que intenta evitar la vida sedentaria de los jóvenes, así como el consumo de alcohol y otras drogas. En sus 13 ediciones a contado con artistas nacionales como Alex Ubago, David DeMaría, Ragdog y Los Caños entre otros. Se realiza en el Pabellón Municipal Marta Domínguez y es de asistencia gratuita.

Actuan grupos y artistas de tendencias distintas y cuyas actuaciones serán exclusivas en nuestro país. Inicialmente se celebro en la sala Carabel, pero en la ultima edición se cambio la situación por el Teatro Principal.

Oficialmente la ciudad de Palencia no tiene más divisiones que las marcadas por el código postal, no obstante, existen varios barrios con gran personalidad y autonomía, alguno de ellos se subdivide en zonas más pequeñas.

Comprende la catedral conocida como "La Bella Desconocida", la calle Mayor; principal calle comercial de la ciudad, el Museo Arqueológico, la iglesia de San Miguel y los puentes emblemáticos. Es el barrio más antiguo de la ciudad y data de la época visigoda.

Desde el 2008, Palencia dispone de un sistema gratuito de préstamo de bicicletas, que funciona durante 12 horas al día. Hay 45 bicicletas repartidas en 5 bases situadas en la Plaza Pío XII, plaza de San Pablo, Avenida de Santander, Escuela de Idiomas, y Campus Universitario de ‘La Yutera'.

Al principio



Semana Santa en Palencia

Procesión de los Pasos, Viernes Santo

La Semana Santa en Palencia es la más importante celebración de la capital palentina y destaca por su silencio, sobriedad, sencillez y solemnidad. A pesar de ser una fiesta de Interés Turístico Nacional la internacionalidad de la Semana Santa en Valladolid la eclipsa notablemente evitando que sea conocida. La primera seña de la que se tiene registro se remonta al siglo XV año en el que se fundó la cofradía del Santo Sepulcro (en 1407) y la cofradía de la Santa Vera-Cruz (que fue fundada en el siglo XIII fuera de la capital) comenzó a dar testimonio de sus actuaciones (en 1415). Su cofradía más joven es la llamada "Hermandad Franciscana de la Virgen de la Piedad" que surgió de las cenizas de una antigua y estancada cofradía: La Orden Franciscana Seglar.

Si la Semana Santa en Castilla y León se caracteriza por el recogimiento y la sobriedad, en Palencia esas cualidades se respetan al máximo llegando a haber tres procesiones en las que el único sonido que se escucha es un timbal. La única procesión que se decanta por la innovación y la vistosidad en detrimento de la austeridad palentina es la de "La Oración del Huerto", celebrada el Jueves Santo.

La Semana Santa de Palencia ha sido declarada de Interés Turístico Nacional en el año 2005.

Las catorce procesiones están dirigidas por ocho cofradías o hermandades, algunas de ellas varias veces centenarias que se encuentran entre las cofradías más antiguas de España, en Palencia existe una tradición única en España y es que desde el siglo XIX todas las cofradías desfilan en todas las procesiones y cada día la organización depende de una hermandad. Los cofrades de cada hermandad, como en la mayor parte de la Semana Santa española, portan objetos distintivos de cada cofradía, generalmente varas.

Los pasos de Palencia no cuentan con gran popularidad ya que sus escultores no son demasiado conocidos, pero poseen gran calidad artística. En Palencia los pasos siguen la estética realista con variantes de idealismo renacentista y patetismo barroco, típico en los pasos de la Semana Santa castellana. Algunos de los escultores son: Víctor de los Ríos, Gregorio Fernández, Ramón Núñez, Alejo de Vahía, Tomás de la Sierra, Antonio Vázquez, José de Rozas, Vicente Espinet, Portillo, Antonio de Amusco, Bernardo López de Frías, Lucas Sanz de Torrecilla y los contemporáneos como Miguel Ángel Rojo, los Hnos. Martínez, Melchor Gutiérrez o Carlos Guerra del Moral.

Por eso un cofrade palentino puede, a pesar del gran esfuerzo que supone, salir en todas las procesiones del ciclo.

Nombre oficial completo: "Muy Antigua, Venerable y Dominicana Cofradía Penitencial y Sacramental de la Santa Vera-Cruz, de Nuestra Señora Madre de la Iglesia, del niño Jesús y de la Resurrección de Cristo".

Durante muchos años se creyó que la cofradía fue fundada por San Vicente Ferrer en 1415 aunque estudios recientes han revelado que fue fundada en el siglo XIII y así lo ha certificado el Obispado de Palencia pues un documento fechado en 1738, habla de su existencia en la capital más de 500 años atrás, fijándose ésta en el año 1238.

En la actualidad el número de hermanos supera los 1400 y es una de las cofradías que cuenta con más amplio crecimiento.

Su aportación de imágenes a la Semana Santa palentina es la más amplia ya que cuentan con catorce pasos, algunos pertenecientes a la propia cofradía y otros tantos a los PP. Dominicos. Además cuentan con la "Virgen del Dolor", perteneciente a las Dominicas del Convento de la Piedad. Los de esta cofradía son pasos principalmente barrocos muy valiosos por su antigüedad. Organiza tres procesiones oficiales y otra en la que sólo desfila la propia hermandad.

La cofradía dispone de una amplia banda siendo la primera en contar con una propia y manteniéndola desde su creación a pesar de que un gran número de hermanos se separaron de la cofradía y crearon la banda de "Padre Nuestro" que desfila actualmente. La cofradía logró soportar la pérdida de músicos pero tuvo que realizar grandes esfuerzos para reflotar la banda.

La imaginería de esta cofradía se centra en el día del Jueves Santo adentrándose hasta la mañana del Viernes.

Además de estas tallas la hermandad cuenta con un Jesús Resucitado de gran belleza que no desfila actualmente.

De todas las que organiza su procesión principal es la de la Oración del Huerto.

Su hábito está formado por una capa verde de raso y túnica y capillo negros. Los botones de la túnica hacen juego con la capa. Llevan guantes y zapatos negros y un cíngulo blanco. En los días alegres cambian sus guantes negros por otros blancos y se retiran el capillo como lo hacen todas las demás cofradías. Portan varas metálicas con el emblema de la cofradía en la parte alta.

Su sede social se encuentra en la calle Obispo Manuel González donde reposan varios pasos durante el año, además de varias dependencias donde es tradicional que en Navidad los palentinos y visitantes acudan a ver el gran belén bíblico que la cofradía monta cada año siendo uno de los más populares y bellos de la capital.

Muy cerca a esta sede (concretamente en la plaza de San Pablo que es donde desemboca la calle Obispo Manuel González) se encuentra en la Iglesia de San Pablo que es la sede canónica donde se realizan las misas y actos de culto de la cofradía y se guardan los pasos pertenecientes a los Padres Dominicos.

Su nombre oficial es el de "Cofradía Penitencial del Santo Sepulcro, San Juan Bautista y Archicofradía de las cinco Llagas de San Francisco".

Es la cofradía más antigua fundada en Palencia (data de 1407) y la segunda que desfila hoy día después de haberse dado testimonio de que la de la Santa Vera-Cruz fuera fundada en el siglo XIII. También es la primera de la que se tiene registro de actividad. Es por eso que en el año 2007 se celebró por todo lo alto su VI centenario.

La cofradía del Santo Sepulcro fue fundada como Cofradía de San Francisco a la que se unió la Cofradía de la Quinta Angustia y posteriormente las del Santísimo Sacramento, Caridad de los Pobres Presos de la Cárcel manteniendo el nombre de San Francisco y por último la de San Juan Bautista. Con la fusión de la última la cofradía cambió de nombre al que tiene actualmente.

Cuenta con 900 cofrades y una banda que aunque disuelta actualmente se encuentra en recomposición, la mayoría de los componentes de la antigua banda (como sucediera anteriormente con la cofradía de la Vera-Cruz) se separaron de la cofradía para formar la banda del Cristo de la Buena Muerte si bien y al contrario que con la banda del Padre Nuestro surgida de la cofradía de la Vera-Cruz no se le ha permitido desfilar.

Con siete pasos y una talla que no procesiona pero que es usada en la Función del Descendimiento es la segunda congregación con más pasos, todos de poca antigüedad pero de gran calidad artística, esta calidad es debida a que las tallas actuales son sustitutas de antiguas tallas barrocas. Certeza que queda patente en el parecido entre las dos vírgenes de la cofradía: la de los "Siete Cuchillos" iba a ser sustituta de la "Quinta Angustia" pero ésta última fue restaurada y se salvó de ser desechada siendo por tanto el paso más antiguo de la cofradía y también la virgen más antigua de la Semana Santa.

La cofradía, al tener un espacio reducido para la cantidad de pasos que posee, debe llevar sus tallas a la S.I. Catedral durante la Semana Santa donde pueden ser contempladas junto con el paso titular de la Hermandad de la Virgen de la Piedad desde el Miércoles Santo. Este pequeño "museo", que dispone hasta de carteles en cada paso con su información, ha sido creado debido a que la procesión en la que desfilan todos esos pasos parte de la Catedral. Las tallas del Descendimiento y el Calvario son trasladadas dos semanas antes de Semana Santa, las imágenes de la Virgen de la Piedad y la de los Siete Cuchillos se llevan el Miércoles Santo tras la procesión del Vía-Crucis, el Cristo del Perdón se deposita durante la procesión de la Quinta Angustia el Jueves Santo día en que se traslada también el Santo Sepulcro.

Su imaginería abarca desde el momento de la muerte de Jesús hasta su sepultura, es decir, el Santo Entierro.

Dispone de tres tallas más, dos de San Juan y un San Francisco que desfilan en sus respectivas fiestas.

De estas tres procesiones, su principal es la del Santo Entierro.

El hábito es tal vez el más complejo ya que además de túnica, capillo, capa, guantes y cíngulo llevan también manguitos y hebillas en las zapatillas. Todo el atuendo es blanco salvo los botones, las hebillas, los ribetes de la capa y los escudos bordados en el capillo, el pecho y la capa. Portan faroles métalicos y de cristal, único objeto que desfila actualmente, emisor de luz.

Su emplazamiento original fue el Convento de San Francisco (sede actual de la cofradía de Jesús Crucificado), posteriormente se trasladó a la Iglesia de la Compañía (que es la sede de otra cofradía, la del Cristo de la Misericordia) y finalmente se trasladó a la ermita de San Juan que fue demolida en los años sesenta para construir viviendas de la que sólo queda el retablo, en los bajos de esas viviendas se encuentra la actual sede canónica y social y que disponen de varios locales así como de un pequeño museo y una capilla donde guardan sus pasos y se celebran las eucaristías.

La cofradía, que recientemente ha celebrado su IV centenario, fue fundada el 26 de diciembre del año 1604. En sus inicios la cofradía sufría falta de hermanos cosa que no refleja en absoluto la actualidad ya que hoy día es la que más tiene. En 1614 se adquiere la Erección de la Cruz, su paso más antiguo en la actualidad. Posteriormente obtuvieron La Verónica y Longinos en cuyos autores se inspiraron en las tallas homónimas vallisoletanas. Posiblemente al percatarse de que no tenían paso titular en 1717 se le encargó a Tomás de la Sierra la talla de Jesús Nazareno acompañado por el Cirineo, ambas tallas de vestir siguiendo la moda del siglo XVII.

La crisis que las cofradías sufrieron en el siglo XVIII descendió el número de sus cofrades y propició que los tres primeros pasos tuvieran que llevarse en carroza rodada. Superada la crisis en el siglo XIX se decidió que la talla de Jesús Nazareno fuera portada exclusivamente por hermanos descalzos, costumbre que se mantiene hoy día.

Ya en el siglo XX se pensó encargar una talla de María labor que fue encomendada a Víctor de los Ríos. Fue tal el impacto de fervor que producía contemplar a esa virgen provocó el cambio de nombre de la cofradía que añadió a su nombre original la coletilla de: "y Nuestra Madre la Virgen de la Amargura". El resultado fue tan grato para la cofradía que encargaron al mismo escultor y ese mismo año la sustitución de la talla titular de Tomás de la Sierra. El resultado también fue superior a lo esperado pero el cariño hacia la antigua talla evitó su sustitución. No obstante para eliminar el parecido entre ambas esculturas (como ocurriera con las vírgenes del Santo Sepulcro) se decidió retirar el Cirineo a la antigua talla de Jesús Nazareno. Es por esto que la cofradía tiene aún hoy, tres pasos titulares. Desde entonces los pasos no han sufrido más cambios que las restauraciones de las tres tallas antiguas a lo largo del siglo XXI.

En la actualidad la cofradía cuenta con una amplia banda, seis pasos, el mayor número de hermanos y dos procesiones a su cargo más la colaboración en la procesión del Prendimiento.

Sus imágenes se corresponden con el Calvario de Jesús que comienza con Jesús cargando la cruz y finaliza con la lanzada de Longinos.

El hábito nazareno es el más sencillo de todos ya que no llevan ni capa ni guantes ni cíngulo. Está formado por túnica y capillo morados, la primera tiene unos galones dorados que bajan por la parte delantera haciendo juego con el escudo estampado en la parte izquierda del pecho. El capillo va ceñido con unos cordones amarillos terminadas en borlas que cuelgan del cuello en sustitución del cíngulo. Aunque no llevan guantes llevan manguitos morados, zapatos negros y varas metálicas con el escudo en la parte alta.

Su sede se halla en la plaza de San Pablo, adosada al Conservatorio de Música y a escasos metros de la iglesia de San Pablo. Dispone de una pequeña y hermosa capilla donde se guardan sus pasos titulares, un almacén para los demás pasos, un patio y numerosas habitaciones que deben acoger a la gran cantidad de hermanos de la cofradía.

La Cofradía de Nuestra Señora de la Soledad, a pesar de ser una de las menos numerosas y contar con un solo paso, conserva desde su fundación un gran prestigio.

Esta hermandad es la última de las "antiguas cofradías" de Palencia ya que las supradichas más ésta datan de antes del siglo XVII y las otras cuatro siguientes no serán fundadas hasta los siglos XX y XXI.

Fue fundada, según rezan sus estatutos "A deboçion de los oficiales de la plvma" en el año 1657 y en sus orígenes estaba exclusivamente formada por escribanos, de ahí su prestigio. La talla que adquirieron "Nuestra Señora de la Soledad" aunque la talla propiamente dicha resulta ser tan solo las manos y la cabeza (es una talla de vestir) se trata de un paso de gran belleza, probablemente el más popular y venerado de Palencia y el más conocido fuera de la ciudad. La virgen llorando su Soledad iba ataviada con un traje blanco con capa negra como era costumbre entre las viudas palentinas, aquél antiguo traje con el que desfilaba es el que hoy lleva durante todo el año ya que cuando se acerca la Semana Santa los hermanos la visten de negro completamente.

A pesar de que contaban con una cantidad reducida de hermanos, la posición de estos era tan acomodada que se pudieron permitir el lujo de comprarle al convento de San Francisco una capilla. La capilla era de un tamaño redudido así que fue ampliada a mediados del siglo XVII y el único cambio que ha sufrido desde entonces es una restauración en el año 2008.

Con el paso de los años la cofradía fue admitiendo a hermanos de toda condición como se mantiene hoy día.

Es quizá el más original porque aunque no lleven capa, una prolongación de su túnica crea una cola en imitación a la de su imagen titular. El traje es de terciopelo negro con ribetes en las mangas y en la cola dorados. El cíngulo blanco rompe la negrura y la medalla con cinta morada ciñe ligeramente el capillo también negro. Llevan zapatos negros y guantes blancos. Portan varas de metal.

Su sede, anexa al convento de San Francisco, comprende una capilla con salidas a la calle Ignacio Martínez de Azcoitia y a la plaza de San Francisco y pequeñas dependencias donde se realizan las actividades de la hermandad.

Data de 1943 pero adquirió una antigua y bella talla de su mismo nombre y a pesar de no tener más que un paso posee banda.

La cofradía surge del deseo de las juventudes de la Iglesia de la Compañía de sacar a la calle la imagen del Cristo de la Misericorda. En el año 1942 se propone esa salida en la procesión del Santo Entierro y la cofradía del Santo Sepulcro, organizadora del desfile, lo acepta. Además la de la Vera-Cruz les presta unas andas para llevar la imagen. El resultado fue muy grato y un grupo de creyentes fundarán esta cofradía en el año 1943. A mediados de los años 60 se estrenó la actual carroza metálica obra del orfebre Maese Calvo.

La antigua procesión del Vía-Crucis estaba organizada por la cofradía nazarena que se la cedió a esta hermandad.

Recuerda en cierta forma al del Santo Sepulcro y es por eso por lo que a veces al cargar los pasos ponen a los hermanos de ambas congregaciones juntos. Consiste en una túnica y capillo rojos rememorando la sangre de Cristo, llevan una cruz pegada al capillo. El cíngulo va a juego con la capa blanca ribeteada en rojo y con los guantes. Suelen llevar medalla cuando van destapados.

Portan singulares varas metálicas: en su parte baja son normales pero en el extremo superior el mástil de la vara se convierte en el madero de la cruz de Jesús, éste aparece en metal crucificado.

Su sede canónica se encuentra en la Iglesia de la Compañía donde en un retablo a mano izquierda se halla su imagen titular durante todo el año.

Su sede social, sita en la calle Mayor Antigua, dispone de un amplio salón donde reposan las cruces que desfilan en la procesión del Santo Vía-Crucis y un cristo que no desfila. Poseen además varias habitaciones, en una de ellas guardan la carroza de metal de su paso.

Su historia está asociada a las Congregaciones Marianas de los Luises y a reuniones que mantuvieron en el año 1952 trece de sus miembros palentinos. A principios del año 1953 se funda oficialmente la cofradía en torno al convento de San Francisco y adquieren las tallas de Jesús Crucificado -el paso más antiguo, data de finales del siglo XV y fue tallado por Alejo de Vahía- y la de Nuestra Madre Dolorosa (siglo XIX). Ambas tallas desfilan juntas en la procesión del Santo Entierro pareciendo que hay tres en vez de dos pasos pues el cristo desfila solo el Lunes en un soporte metálico y la virgen lo hace sola también el Sábado Santo en la procesión de la Soledad de la Virgen.

Los cofrades de esta hermandad visten un traje que recuerda al de la Virgen María: túnica y capillo blancos con un cíngulo blanco como símbolo de pureza y una capa de azul claro a juego con los botones como el manto azul cielo de la Virgen. El calzado está generalmente formado por unas zapatillas de esparto y como objeto adicional llevan una vara de madera que en su parte alta dispone de una pequeña tabla en horizontal formando una cruz, van con su medalla: un cordón azul con un crucifijo de madera colgado, todos estos sencillos atributos son el símbolo de la humildad de María ya que ni siquiera llevan guantes.

Su sede se encuentra en el Convento de San Francisco, uno de los más importantes de la ciudad.

La imagen de Jesús preso en su advocación de Medinaceli ha suscitado gran devoción en España y en Palencia no fue menos. Esta cofradía surge de la imagen anónima del siglo XVII cuya tradición reza que es una de las copias del cristo sevillano. La cofradía fue fundada 1934 en la parroquia de San Miguel donde se encontraba y encuentra la talla titular. A pesar de datar de antes que las cofradías del Cristo de la Misericordia y Jesús Crucificado se la coloca la penúltima pues no desfiló hasta el año 1987. En el año 2005 fue tallada "la Traición de Judas" por Carlos Guerra del Moral para enlazar la talla en la cronología pues la procesión que organiza es la del Prendimiento.

Es uno de los hábitos más originales por su colorido, tienen un capillo blanco ceñido con un escapulario, símbolo de su hermandad. La capa es de color malva y la túnica morada con cíngulo y botones blancos. Portan varas con su símbolo en la parte alta y calzan zapatos negros.

Su sede canónica se encuentra en la Iglesia de San Miguel en la nave izquierda se encuentra la imagen titular que recibe culto durante todo el año y especialmente el primer viernes de marzo como es tradición. Su sede social se encuentra en la calle Los Pastores.

Fue fundada el 9 de enero del año 2003 liberándose de la formación religiosa O.F.S. (Orden Franciscana Seglar).

La cofradía no tuvo unos inicios sencillos pues formaba parte de la Orden Franciscana Seglar Amigos de San Francisco, que era una antigua y estancada cofradía formada principalmente por ancianos. Esta cofradía poseía una antigua y valiosa imagen de la Virgen de la Piedad esculpida por el insigne escultor Gregorio Fernández y su escuela. Entre los años 2002 y 2003 la antigua congregación se dividió en Orden Tercera y Hermandad Franciscana de la Virgen de la Piedad. La Orden Tercera se llevó el paso y las enseñas y decidió no desfilar por lo que la nueva cofradía tenía un gran problema: faltaban pocos meses para la Semana Santa y no tenían paso, en ese tiempo sólo pudieron obtener la Cruz Desnuda, de más de 2 metros y medio de altura y tallada por los hermanos Martínez. Con pocos cofrades y un paso muy sencillo (ni siquiera tenía carroza propia) la cofradía estuvo en su peor momento, no obstante, se apuntaron más cofrades y pidieron otra talla al mismo taller: la Virgen de la Piedad que desfiló por primera vez en el año 2004 incluyendo, detrás de la Virgen, la Cruz Desnuda. Otro problema seguía a esta cofradía, no tenían procesión que organizar, el problema se solucionó creando la procesión de Piedad y Reconciliación en el Sábado de Dolor de 2005.

No obstante la cofradía tuvo que pedir otra obra más a los hnos. Martínez: otra carroza ya que la cofradía de la Vera-Cruz precisaba de la antigua para colocar su paso de San Juan. Tras todos estos problemas superados con éxito, con bastantes más hermanos (muchos de ellos jóvenes) y con una página web esta sencilla y moderna cofradía merece, no obstante, una gran distinción. La cofradía también tiene las pequeñas imágenes de San Francisco de Asís y San Antonio de Padua donadas por organizaciones religiosas con motivo de su resurgimiento. La cofradía adquirió la talla del Cristo-Señor de la Vida y de la Muerte esculpida por los Hnos. Martínez y que aunque no estaba hecha para desfilar, su belleza le permitió hacerlo por primera vez el Miércoles Santo del año 2007 en la procesión del Santo Vía-Crucis.

El hábito tiene la sobriedad franciscana: Es completamente marrón tanto capa como capillo y túnica, el capillo es cambiado por una capucha que tapa ligeramente la cara cuando se le es permitido a la hermandad por ejemplo en las procesiones de Piedad y Reconciliación (que es su desfile organizado), Quinta Angustia o Silencio y Penitencia. Llevan un cíngulo y guantes blancos y antes portaban cruces de madera con una lucecilla en el medio que fueron sustituidas por las actuales varas de metal.

Su sede canónica se encuentra en la iglesia de las Agustinas Canónicas sita en la Calle Mayor. Su sede social, bastante alejada de la canónica, está en la calle Mancornador y cuenta con varias dependencias donde se coloca un belén muy interesante en Navidad.

PROCESIÓN DE PIEDAD Y RECONCILIACIÓN: Organizada por la cofradía de la Virgen de la Piedad es la única de itinerario variable ya que cada año recorre un barrio para llevar a aquellas zonas externas de la capital que no disfrutan de los desfiles al menos una procesión. En primer lugar hay un recorrido previo desde la sede de la cofradía hasta la iglesia del barrio establecido, allí se celebra el Acto Penitencial Comunitario que consiste en una confesión general para comenzar sin pecado la Semana Santa. Tras esto se recorre el barrio en cuestión en un gran silencio sólo roto por un tambor y una carraca y se regresa a la sede de la cofradía en la calle Mayor. Dada su modernidad (creada en el 2005) no hay demasiada participación tanto cofrade como pública, no obstante, en su segundo año, se vio aumentada considerablemente al igual que en su tercero y siguientes, sobre todo en la salida y acto de reconciliación. El paso que desfila es la Virgen de la Piedad.

De mañana tiene lugar la alegre y multitudinaria PROCESIÓN DE LA ENTRADA DE JESÚS EN JERUSALÉN organizada por la cofradía del Santo Sepulcro. La procesión comienza con la salida del paso en la sede de la cofradía a las 10:30 e inmediatamente después tiene lugar la bendición de palmas a las puertas de esta sede por el Obispo de la Diócesis donde el público puede hacerse con una rama de romero bendecida. A continuación sale la procesión litúrgica (sólo desfila el Santo Sepulcro con su paso y algún representante de las demás hermandades) junto con el coro de la catedral y autoridades eclesiásticas hasta la propia catedral de tiene lugar la Santa Misa extraordinaria de Ramos. Tras concluir la celebración la procesión principal sale a las 12:00. Este desfile recorre el casco antiguo de la ciudad en un ambiente festivo y alegre ya que sobre todo desfilan en mayor número los niños.

Es muy popular que el público vea a "la borriquilla". con sus ramos de romero o palma como en tantas otras ciudades españolas. Tras un largo recorrido y alrededor de las 14:30 en la sede de la cofradía organizadora se introduce el paso que es aclamado por los cofrades de todas las cofradías con un batir de palmas y con los acordes de la marcha real simbolizando la Entrada Triunfal.

El paso que desfila es la talla de La Entrada de Jesús en Jerusalén. Como curiosidad cabe destacar la situación atmosférica en este día porque desde que en 1956 comenzó a procesionar esta talla no ha llovido (algo difícil por la humedad de la primavera palentina) a pesar de que en alguna ocasión la lluvia ha hecho acto de presencia por la tarde, obligando a suspender la esperada siguiente procesión. Así que los hermanos del Santo Sepulcro suelen decir que cuando sale la Borriquilla, el Sol brilla.

Por la tarde sale la PROCESIÓN DEL SANTO ROSARIO DEL DOLOR. Desde que en 1957 dejó de procesionar los palentinos esperaban que esta procesión volviese cosa que en el año 1999 se hizo realidad y se recuperó esta bella y singular procesión organizada por la cofradía de la Santa Vera-Cruz. El desfile sale a la calle desde la sede de la cofradía recorriendo varias iglesias donde se rezan los misterios del Santo Rosario en un ambiente muy fervoroso y con la participación activa de los fieles. Estas iglesias son las de Santa María Estela y San Ignacio y Santa Inés (que es donde el público se concentra en mayor medida). La procesión continúa hasta llegar a los pies del Cristo del Otero donde, a pesar de lo difícil de la subida, se reza el último misterio a las puertas de la ermita de Santa María del Otero con gran afluencia de espectadores. La longitud del recorrido (recorre varios kilómetros y gran parte es una subida) y el cansancio de la procesión matutina hace que esta procesión sea muy penitencial y tenga algo menos de participación cofrade que otras vespertinas, no obstante siempre es constante: nunca hay una cofradía que se quede sin varios representantes y cada vez se animan más hermanos a desfilar. Por el contrario, como ya se ha dicho, el público sí acude en buena cantidad a pesar de transcurrir prácticamente todo el desfile fuera del centro de Palencia.

Las tallas, de tamaño inferior al natural, que desfilan (deben ser pequeñas para poder subirlas el cerro del Cristo) son la Virgen del Dolor y el Santísimo Cristo de la Vera-Cruz la primera de ellas se incluyó en la Semana Santa del 2005. Ambas desfilan en pequeñas andas cargadas por sendas docenas de hermanos.

El momento más esperado es la bajada del Cristo del Otero en el que los hermanos de la Vera-Cruz que en esta ocasión portan velas, los del Santo Sepulcro que desfilan justo delante de ellos con sus faroles y el público provisto de velas marcan un camino de luz para el descenso mientras dejan atrás la imagen del Cristo del Otero.

PROCESIÓN DE LAS CINCO LLAGAS Organizada por la cofradía de Jesús Crucificado, representa como su nombre indica las Cinco Llagas de Jesús. A las 20:30 en la plaza Mayor se realiza un acto muy singular: El Acto de Vestición en el que un par de cofrades de cada hermandad se visten con sus respectivos trajes de procesión mientras el hermano Mayor de la cofradía organizadora enseña al público el significado del capillo, la túnica, la capa, el cíngulo y guantes y el sacerdote dirige sus correspondientes oraciones. Tras ello sale la procesión que se parará en varios puntos del recorrido para señalar las Cinco Llagas. En esos puntos (que son todos sedes de cofradías) por las puertas aguardan las vírgenes de cada cofradía. Las paradas se realizan en: La Plaza Mayor, tras el acto de vestición; en la Iglesia de San Pablo (sede de la Vera-Cruz donde asoma la Virgen del Dolor); en la Capilla de Jesús Nazareno (asoma la virgen de la Amargura); en la Capilla de la Soledad (ésta virgen es la que se observa) y por último en la sede de la cofradía organizadora (donde espera la Virgen Dolorosa que pertenece a la cofradía organizadora). Antes de introducirse en su iglesia la Banda Municipal entona una triste canción poniendo fin al emotivo lunes. Desfila el paso de Jesús Crucificado en una singular "carroza" llevada a hombros por cofrades de todas las hermandades que consta de un rectángulo hecho de barras de hierro en el que, gracias a dos barras verticales se apoya la talla, aunque ni vertical ni horizontalmente sino en un término medio (a unos 35º).

PROCESIÓN DEL PRENDIMIENTO que está organizada por la Archicofradía de la Esclavitud de Jesús de Medinaceli con la colaboración de la Cofradía de Jesús Nazareno. La procesión comienza a las 20:30 en la sede nazarena de la que salen estos hermanos con el paso de la cofradía organizadora: La Traición de Judas, esta pequeña procesión en la que desfila también la banda Municipal llega hasta la plaza de la Inmaculada frente a la catedral donde las cofradías esperan su llegada. Mientras, en el interior de la catedral, los hermanos de Jesús de Medinaceli aguardan con su paso titular, el Cristo de Medinaceli a que un nazareno dé los tres típicos toques a la puerta de Santa María en la catedral (Acto del Prendimiento), que es uno de los momentos más esperados y originales de la Semana Santa Palentina y por eso llega a dejar pequeña a la Plaza de la Inmaculada por la gran cantidad de público que asiste. Tras estos tres típicos toques intercalados con el sonido del tararú se abren los portones y sale la talla del Cristo de Medinaceli entre tristes y emotivas melodías tocadas por la Banda Municipal de Palencia. Después de este acto, símbolo del Prendimiento de Jesús, la procesión recorre distintas calles. La talla del Cristo de Medinaceli va rodeada de hermanos nazarenos con antorchas, representando el cautiverio de Jesús mientras el otro paso es llevado por nazarenos que desfilan justo delante. La procesión desemboca en la sede de la cofradía nazarena donde se introduce el paso con un pequeño rezo y con la melodía de todas las despedidas procesionales (la Marcha Real) interpretada por la cofradía de Jesús Nazareno dado que la organizadora no dispone de banda. Antes del año 2005 el Cristo de Medinaceli desfilaba solo.

PROCESIÓN DEL SANTO VÍA-CRUCIS A las 20:15 sale de su sede de la cofradía organizadora: la del Cristo de la Misericordia. Esta cofradía se dirige a la plaza Mayor donde esperan las demás cofradías para comenzar con el multitudinario Vía Crucis dirigido por el Obispo, tras los rezos correspondientes y el popular recuerdo de la pasión sale la procesión propiamente dicha por diversas calles del centro para concluir en la iglesia de la que partió. A la hora de introducir el paso y antes de que suene la marcha real interpretada por la banda de la cofradía organizadora, la banda municipal de Palencia toca la triste y emotiva canción Mektub. Tras esa melodía, los pasos de la Virgen de los Siete Cuchillos y el paso titular de la procesión, se despiden acercándose a un tiempo tres veces, después de eso, suena ya la Marcha Real.

Las tallas que desfilaban hasta el año 2007 fueron la Virgen de la Piedad de la cofradía del mismo nombre, la Virgen de los Siete Cuchillos de la cofradía del Santo Sepulcro y la titular talla del Cristo de la Misericordia de la cofradía organizadora y se despedían los tres juntos al final. Esta procesión experimentó una considerable mejora cuando el Vía-Crucis se acortó de unas tres horas de duración a la escasa hora que dura en la actualidad, lo que hizo crecer la participación y también cuando se añadieron al cortejo los pasos de Jesús Crucificado (que procesiona el Lunes Santo), El Jesús Crucificado de San Pablo (de la Vera-Cruz), El Cristo-Señor de la Vida y de la Muerte (paso nuevo de la Virgen de la Piedad) y el cristo de La Erección de la Cruz (de Jesús Nazareno que es el cristo del paso "la Erección de la Cruz" por eso se le llama simplemente "Cristo del Levantamiento". Resulta desmontado y llevado directamente por cofrades y sin carroza). Continuaron desfilando la Virgen de los Siete Cuchillos y el Santísimo Cristo de la Misericordia pero cabe destacar que la Virgen de la Soledad acompaña sólo en el Vía-Crucis junto con la otra virgen al paso principal, los cuatro cristos aguardan enfrente en este acto. Antes de 1999 tan sólo desfilaban el Cristo de la Misericordia y la Quinta Angustia que fue trasladada a la siguiente procesión.

PROCESIÓN DE LA QUINTA ANGUSTIA: Fue creada en el año 1999 por la cofradía del Santo Sepulcro y está organizada por ella, esta corta pero intensa procesión parte en la madrugada del Miércoles al Jueves Santo (Concretamente a las 00:30) de la sede de la cofradía cercana a la catedral con dos tallas: la Quinta Angustia y el Cristo del Perdón. La procesión comienza con tres toques en la puerta de la capilla del Santo Sepulcro intercalados con tararú entonces las filas de hermanos de todas las hermandades salen de allí sin banderas o estandartes, después lo hacen los cofrades del Santo Sepulcro (que sí portan sus enseñas) con sus dos pasos dirigiéndose a la catedral. Cuando llegan, se realiza un acto de penitencia de corta duración pero de sentimiento profundo para todos los asistentes en el que se reza a las imágenes, se despiden y se le canta a la Virgen una Salve Popular. Al concluir el Cristo del Perdón es introducido en la catedral y la Quinta Angustia regresa a la cofradía sola en un ambiente muy silencioso y monótono marcado por un tambor y los toques espontáneos de carraca y tararú. Hasta el año 2003 la Virgen desfilaba sola dado que el Cristo del Perdón data de entonces, año en el que se le incluyó en la procesión aunque acompañaba a la Virgen hasta la sede de la cofradía; en el año 2004 se decidió que la Virgen regresase sola para dar más emotividad al acto y para que el Cristo estuviese ya en la catedral y evitar tener que desplazarlo hasta allí porque en última procesión en la que desfila parte de la seo palentina. Al concluir se introduce la talla en silencio y ya en los locales del Santo Sepulcro se reparten sopas de ajo a todos los hermanos las cofradías que lo deseen. Esta nocturna procesión, dado su horario y el cansancio del Vía-Crucis y de la siguiente procesión de La Oración del Huerto cuenta con poca participación, cosa que, como en otras procesiones, está cambiando ya que cada año más gente la descubre.

Paralelamente a esta procestión, la cofradía de la Santa Vera-Cruz organiza su tradicional llamada de hermanos.

Por estos motivos la Hermandad de Cofradías emitió un comunicado a la cofradía de la Vera-Cruz quejándose de este desfile, el cual no sentó muy bien en esa hermandad y se exigió rectificar, el tema no llegó a solucionarse. Tampoco sentó bien entre los demás cofrades que esta procesión fuera la única en retransmitirse en el 2006 para toda Castilla y León ya que las demás cofradías no se sentían identificadas con ella.

Viejo" precedida de un incensario recorre las calles llevado a hombros por los hermanos descalzos de su cofradía. En tres puntos del itinerario (el Palacio Episcopal, la puerta de San Antolín de la Catedral y plaza de la Inmaculada) se escenifican las tres caídas. Este difícil acto se realiza cuando los hermanos que portan la talla en su parte delantera escuchan el toque del tararú y se agachan mientras los de atrás sujetan fuerte el paso, simulando una genuflexión de la talla. En el instante siguiente un hermano nazareno lee una oración para continuar, entonces, la procesión. Los cofrades no van en dos filas sino de cuatro en cuatro y sin portar ningún símbolo: sólo la cofradía organizadora porta sus estandartes y banderas como ocurre con la procesión de la Quinta Angustia. La procesión llega otra vez a la capilla de Jesús Nazareno donde se recita un soneto y se introduce la talla, como siempre, en silencio.

Tras un largísimo recorrido y al filo de las tres de la tarde, en la plaza de San Pablo (lugar en el que la cofradía coordinadora tiene su sede) se realiza la tradicional y multitudinaria despedida de Jesús Nazareno con su madre, la Virgen de la Amargura simbolizando la muerte de Cristo. Este acto se lleva a cabo cuando ambas imágenes se acercan al mismo tiempo y al son del "tararú" y la talla de Jesús Nazareno es inclinada tres veces ante su madre como en la anterior procesión. Después de esto los pasos se introducen en su capilla al son de la Marcha Real. Este desfile es uno de los que menos ha variado a lo largo de los años, pero no por ello cuenta con poca afluencia de público pues es uno de las procesiones más populosas.

Cuando concluye esta procesión, en la Plaza Mayor tiene lugar la despedida del Santo Sepulcro con la Virgen de la Soledad, este acto uno de los más solemnes y esperados de la Semana Santa y resume el sentimiento del Viernes Santo: es un acto sencillo, sobrio y muy emotivo. Cuando se despiden los dos pasos más representativos de la procesión suena la Marcha Fúnebre interpretada por la Banda Municipal. Este acto es tan esperado porque durante muchos años no se ha celebrado por culpa de la lluvia. A pesar de organizar la procesión la cofradía del Santo Sepulcro no desfila la última sino la penúltima para no romper el orden cronológico.

Normalmente, esta procesión resulta ser la de mayor participación de público. Tras la despedida, cada cofradía se dirige a su sede y la del Santo Sepulcro continua la procesión por su cuenta hacia su capilla, acompañada por las autoridades políticas y religiosas y la banda municipal una vez alli introduce sus pasos poniendo fin a la gran procesión.

A las 12:00 se organiza por la cofradía de Jesús Crucificado un desfile "extraoficial" en el que se desfila sin paso. La comitiva se dirige cada año a un centro residencial de la tercera edad para impartir una bendición y representar el Santo Vía-Crucis a Nuestros Mayores.

La cofradía de la Santa Vera-Cruz organiza una ofrenda floral a su Virgen del Dolor a las 17:30 y a las 19:30 se realiza la Procesión del Dolor (desfile "extraoficial" también porque la Vera-Cruz es la única que desfila) portando a la Virgen del Dolor. Esta procesión se une a la siguiente en la Plaza Mayor.

Tras recorrer las calles del centro de Palencia en un ambiente triste y de luto, la Virgen de la Soledad y las otras cuatro vírgenes llegan a la Plaza de San Francisco (sede de la Soledad) donde el sentimiento de tristeza tiene como reflejo el canto de la Salve por parte del público y cofrades. Después, una hermana de la propia cofradía llamada Miriam, le canta a la Soledad la "saeta" castellana Sálvame Soledad creando el momento cumbre de este desfile, el último triste de Palencia. Tras ello, suena el tararú de la Cofradía de la Vera-Cruz y después la banda de la Cofradía del Santo Sepulcro entona para la cofradía de la Soledad la tradicional "Marcha Real" con la que se despide la procesión mientras se introduce en su capilla la talla titular.

Con la PROCESIÓN DEL ROMPIMIENTO DEL VELO organizada por la cofradía de la Santa Vera-Cruz se cierra el ciclo procesional en la Semana Santa Palentina.

La emotiva procesión sale de la Plaza de San Pablo en dos partes: la primera, con todas las cofradías y la Patena que simboliza el Santísimo Sacramento y la Resurrección de Jesús y la segunda, con la cofradía de la Vera-Cruz que porta la talla de la Virgen del Rompimiento. La patena, en la que está introducida la Hostia Sagrada, desfila bajo un palio llevado por hermanos de distintas cofradías, en el centro, un sacerdote porta la forma bajo las miradas del público que a pesar de ser escaso en los recorridos previos por lo temprano del desfile (parte a las 8:45) sí que se concentra en gran número durante el acto y la procesión posterior unificada. La Virgen desfila, en el recorrido previo, cubierta con un velo y un vestido, ambos negros y opacos. Cuando llega el Sacramento a la plaza Mayor espera que la Virgen aparezca y en el momento en el que esta lo hace todos los asistentes aguardan en silencio mientras se le es retirado el velo a María, tras uno de los más emotivos actos de la Semana Santa la Banda Municipal de Palencia entona melodías triunfales mientras la talla mariana realiza varias genuflexiones, primero para que le sea colocada la corona y luego ante el Santísimo tres veces.

Al terminar el Rompimiento, niños de todas las hermandades portan el velo y el vestido de la Virgen delante de ella siguiendo el itinerario de la procesión principal. Cuando esta termina en la sede de la Cofradía de la Vera-Cruz (sita en la calle Obispo Manuel González) cada cofradía se retira a sus locales y sus cofrades reciben la colación típica de cada año consistente en pan de anís y limonada (que es lo tradicional) pero también son recompensados por su penitencia con un chocolate (según se dice, para entrar en calor después de la procesión matutina) y con unas almendras garrapiñadas.

Los días siguientes contemplan cambios en la "monotonía" establecida en la Semana Santa, los cofrades colocan las tallas en su lugar habitual y recogen todo rastro de desfiles para volver a la normalidad.

El empeño de estos hermanos y el fervor popular así como el arte y austeridad de las tallas y los turistas que disfrutan de los desfiles han llevado a la Semana Santa en Palencia a ser declarada fiesta de Interés Turístico Nacional.

Al principio



Benjamín Palencia

Benjamín Palencia (Barrax, Albacete, 1894 - Madrid 1980) pintor español, fundador de la Escuela de Vallecas junto al escultor Alberto Sánchez.

Con 15 años se trasladó a Madrid. Allí conoció a otros artistas como Francisco Bores, Salvador Dalí, Rafael Alberti, Federico García Lorca, Pancho Cossío y Juan Ramón Jiménez. En 1926 viajó a París, donde conoció a Picasso y Miró. A su regreso, en 1928, realiza en Madrid su primera exposición, en el Museo de Arte Moderno. Posteriormente viaja a Italia, así como a Berlín y Nueva York. En los años previos a la Guerra Civil colaboró con el grupo teatral La Barraca.

Después de la guerra, reinició de nuevo la Escuela de Vallecas, en 1942, dándole más auge. En 1943 fue Primera Medalla en la Exposición Nacional de Bellas Artes. Durante esta segunda época de su carrera, realizó numerosas exposiciones tanto en España como en el extranjero.

En 1974 ingresó en la madrileña Academia de Bellas Artes de San Fernando y unos años después en la de San Jorge de Barcelona.

Falleció el 16 de enero de 1980, a los 85 años de edad.

En sus inicios contactó con el surrealismo, el cubismo y otras vanguardias, logrando evolucionar hacia un realismo austero. En poco tiempo su obra llegó a la madurez, y se dedicó a hacer paisajes. De este modo, se convirtió en uno de los artífices del resurgimiento del paisaje castellano, y en Villafranca de la Sierra (Ávila) monta su estudio desde donde pintará su cuadros más característicos.

Poco a poco su pintura se volvió más intensa y potente, las formas adquirieron un mayor volumen y aumentó la preocupación por los aspectos lumínicos. Durante esta segunda gran etapa de su vida, Benjamín Palencia llevó a cabo numerosas exposiciones en España y en el extranjero.

Al principio



Source : Wikipedia