Ministerio de Sanidad y Consumo

3.4409503843431 (1431)
Publicado por daryl 03/04/2009 @ 15:15

Tags : ministerio de sanidad y consumo, gobierno, política

últimas noticias
¿Para quien trabaja la Federación de Asociaciones para la Defensa ... - COPE
... al Martes 11 de Marzo de 2008, consta una subvención de 33.700 euros para “la realización de programas específicos orientados al desarrollo de las estrategias de salud”, otorgada por el Ministerio de Sanidad y Consumo durante el año 2007....
Salud y Consumo propondrá al Ministerio de Sanidad la financiación ... - Libertad Balear
La consejería de Salud y Consumo informó hoy que propondrá al Ministerio de Salud y Política Social la financiación pública de los métodos anticonceptivos. Además, en las Islas Baleares anuncia que se mantendrá la prestación gratuita “anticonceptivos...
Trinidad Jiménez: "Con la nueva política de salud sexual esperamos ... - El Periódico de Catalunya
Jiménez, en el Ministerio de Sanidad, el jueves pasado. Foto: JOSÉ LUIS ROCA Trinidad Jiménez ha debutado al frente de Sanidad con aplausos y algunos pitos. En su primer mes como ministra, hasta el PP ha aplaudido su gestión de la alerta sobre la gripe...
El PP pide desde el Senado que el Instituto Carlos III y todas sus ... - Europa Press
La portavoz de Sanidad del Partido Popular en el Senado, Dolores Pan, señaló que con la decisión de pasar este organismo a Ciencia el Ministerio de Sanidad perdió "una competencia fundamental en el ámbito de la salud pública", sobre todo teniendo en...
José M.Fraga: "Se necesita más personal sanitario, no más médicos" - El Correo Gallego
¿Esa es una de la causas de que la sanidad española sufra ahora la falta de especialistas? _ Indudablemente. En los estudios que todavía tiene colgados en su web el Ministerio de Sanidad, se dice que hay una gran paradoja: por un lado se demandan...
Nueva gripe. ocu exige que sanidad aclare su postura frente a los ... - elEconomista.es
Esta organización se ha dirigido, además, al Ministerio de Fomento y al Instituto Nacional de Consumo para exigir que las compañías aéreas cumplan la legalidad (anular los vuelos cuando el usuario así lo solicite, sin ningún coste) y, en caso contrario...
El programa 'Tu ocio nocturno' regresa a la capital turolense con ... - Europa Press
El Ayuntamiento de Teruel, a través de las Concejalías de Juventud, Servicios Sociales, Deportes y Cultura y Ocio, en colaboración con el Ministerio de Sanidad y Consumo, volverá a poner en marcha una nueva edición del programa 'Tu Ocio Nocturno' para...
La "mayor parte" de los ganaderos beneficiados por las ayudas del ... - Europa Press
"Hay que dejar claro que se tratará de inspecciones comerciales que nada tienen que ver con las sanitarias que corresponderían a sanidad y consumo", dijo el Consejero, que explicó que de lo que se trata es de saber la leche que entra en las industria,...
Descartado el último caso con sospecha de gripe A en la Región - La Verdad (Murcia)
Pese a ello, la consejería de Sanidad y Consumo mantiene activado el protocolo de vigilancia epidemiológica y estudia todos los nuevos casos que llegan al sistema sanitario murciano. Diego, el único paciente que actualmente padece gripe A en la Región,...
Los médicos temen que se «banalice» el consumo de la píldora ... - El Correo Digital (Vizcaya)
Como era de prever, la decisión del Ministerio de Sanidad de liberalizar la venta de la píldora del día después en las farmacias, sin necesidad de presentar receta y sin límite de edad, ha desatado una tormenta de reacciones....

Ministerio de Sanidad y Consumo de España

El Ministerio de Sanidad y Consumo es el órgano de la Administración General del Estado encargado de la propuesta y ejecución de las directrices generales del Gobierno sobre la política de salud, de planificación y asistencia sanitaria y de consumo.

El ministerio tiene su sede central en el Paseo del Prado de Madrid, frente al museo del Prado.

Con el triunfo del Partido Popular en las elecciones de 1996, José Manuel Romay Beccaría fue nombrado Ministro de Sanidad y consumo, cargo en el que se mantuvo durante toda la VI legislatura.

La VII legislatura (segunda de Aznar) vio pasar esta cartera por las manos de Celia Villalobos, nombrada en 2000, que tuvo que lidiar con la famosa crisis del mal de las vacas locas, en 2002 Ana Pastor es nombrada para sustituirla al frente de este ministerio.

Durante el comienzo de la VIII legislatura Elena Salgado tomó esta cartera en la que, el 6 de julio de 2007, a ocho meses del final de la legislatura, el reputado científico Bernat Soria le tomó el relevo.

En la IX legislatura, Bernat Soria retomó el puesto que desde las elecciones ocupaba en funciones.

Al principio



Tenerife

Mapa situacional de la isla de Tenerife

Tenerife es una isla del Océano Atlántico perteneciente a la Comunidad Autónoma de Canarias (España). Junto a La Palma, La Gomera y El Hierro conforma la provincia de Santa Cruz de Tenerife.

Su mayor ciudad, Santa Cruz de Tenerife, es la capital de la isla y de la provincia homónima. Además, esta urbe es capital de la Comunidad Autónoma de Canarias conjuntamente con Las Palmas de Gran Canaria. La segunda ciudad más poblada de la isla y tercera de Canarias es San Cristóbal de La Laguna, ciudad además Patrimonio de la Humanidad.

Tenerife, con una superficie de 2.034,38 kilómetros cuadrados, es la isla más extensa del Archipiélago Canario. Además, con 886.033 habitantes, es la isla más poblada de Canarias y de España.

Son diversos los nombres que las distintas culturas han atribuido a Tenerife a lo largo de la historia. Así por ejemplo, para los guanches, la isla recibía el nombre de Achinet o Chenet, aunque en función de la bibliografía que se consulte, la nómina puede adquirir diferentes variaciones ortográficas. Los romanos se referían a ella como Nivaria (del latín nix, nivis, nieve), en clara referencia a las nieves posadas sobre el volcán conocido como el Teide. En esa misma dirección apuntan algunos mapas de los siglos XIV y XV, que de manos de Bontier y Le Verrier se refieren a la isla como Isla del Infierno a razón de los procesos eruptivos de los que el volcán era protagonista. Finalmente, el propio Teide es el responsable del nombre actual de la isla, ya que fue dado por los benehaoritas (aborígenes de La Palma) según las palabras Tene (montaña) e ife (blanca). Posteriormente, la castellanización del nombre provocó que se añadiera una "r" para unir ambas palabras obteniendo como resultado Tenerife.

El gentilicio formal es "tinerfeño/a", aunque también de manera coloquial se utiliza la denominación "Chicharrero/a", . Sin embargo, este último se reserva en la propia isla para los habitantes de la capital, Santa Cruz.

El gentilicio "chicharrero" procede de un término despectivo empleado por los habitantes de la cercana ciudad de La Laguna, entonces capital de la isla, para los habitantes del entonces pobre y pequeño puerto de pescadores. Justamente por dicha pobreza, los habitantes de Santa Cruz debían conformarse con comer chicharros, un pescado pequeño y barato de relativa baja calidad; de donde procede el término. Con el tiempo y el crecimiento de Santa Cruz, hasta conseguir el traslado de la capitalidad desde La Laguna, bajo el reinado de Fernando VII (siglo XIX), sus ciudadanos tomaron el insulto a honra y asumieron como propio el gentilicio.

Tenerife es una isla en gran parte muy abrupta, de relieve formado por sucesivas erupciones volcánicas a lo largo de la historia, la más reciente de las cuales fue la del Chinyero en 1909.

La isla está situada entre los paralelos 28º y 29º N y los meridianos 16º y 17º O, ligeramente al norte del trópico de Cáncer, ocupando una posición central entre Gran Canaria, La Gomera y La Palma. Se encuentra a algo más de 300 km del continente africano, y a unos 1.000 km de la península Ibérica.

De forma triangular, Tenerife es la mayor isla del archipiélago canario, con una superficie de 2.034,38 kilómetros cuadrados y la que más longitud de costas tiene con 342 kilómetros. Además, es la más alta: en su centro se alza el Pico del Teide, que con sus 3.718 msnm representa el punto más elevado de toda España. Tiene hasta 200 pequeños islotes o roques a su alrededor, entre los que destacan los de Anaga, Garachico, Fasnia que suman un total de 213.835 metros cuadrados más.

Tenerife es una isla de origen volcánico, cuya formación comenzó a gestarse en el fondo oceánico hace unos 20-50 millones de años (m.a.).

Según una de las teorías más aceptadas actualmente por la comunidad científica (Teoría de los bloques levantados), el ascenso de magma procedente del manto terrestre se produce en periodos de actividad tectónica a partir de fallas o fracturas que existen en el fondo oceánico. Éstas siguen los ejes estructurales de la isla, y se conformaron durante la orogenia Alpina de la Era Terciaria por el movimiento de la placa Africana. Estas erupciones de tipo fisural submarino originan las denominadas lavas almohadilladas o pillow-lavas, que se producen por el rápido enfriamiento que experimenta el magma al establecer contacto con el agua, obteniendo así una forma muy característica. Estos materiales se fueron acumulando y construyendo el edificio insular bajo el mar. A medida que éste se aproximaba a la superficie, los gases, debido a la disminución de la presión circundante, se iban liberando del magma y los episodios vulcanológicos pasaban de ser tranquilos a tener un carácter marcadamente explosivo, formando materiales fragmentarios.

Tras largo tiempo de acumulación de materiales, el nacimiento de la isla se produjo a finales del Mioceno (Era Terciaria). Hace siete millones de años emergieron las zonas de Teno, Anaga y Macizo de Adeje, en la que se denomina Serie Basáltica Antigua o Serie I. Se constituyeron de este modo tres islas cronológica y estratigráficamente distintas en los extremos oeste, este y sur de la actual Tenerife.

Hace aproximadamente 3 m.a. comienza un segundo ciclo volcánico (Formaciones Postmiocenas o Series Recientes II, III y IV), mucho más intenso, que incorpora elementos en la zona central de la isla, la cual también emerge y unifica en uno sólo a los tres edificios anteriormente descritos. La estructura conformada en ese momento recibe el nombre de Edificio pre-Cañadas, sobre cuyos restos se erigiría más tarde el Edificio Cañadas I. Este ultimó experimentó diversos colapsos y emitió una gran variedad de materiales explosivos que dieron lugar a las llamadas Bandas del sur (sur-sureste actual).

Posteriormente, sobre las ruinas de este complejo surgiría el Edificio Cañadas II, ya por encima de los 2.500 metros, también con intensos procesos explosivos. Hace alrededor de 1 m.a. se inició la construcción de la Cordillera Dorsal, con un vulcanismo de tipo fisural, a partir de los restos de los edificios ya parcialmente desmantelados de la Serie I. La Cordillera Dorsal es la de mayor desarrollo altitudinal y longitudinal del Archipiélago Canario, con 1.600 metros de altura y 25 kilómetros de longitud. En este mismo espacio cronológico (hace 800.000 años) tienen lugar dos deslizamientos gravitacionales que motivaron la aparición de los valles de La Orotava y Güímar.

Finalmente, ya en tiempos más próximos (200.000 años), comienzan las erupciones que levantarían el Edificio Pico Viejo-Teide en el centro de la isla, sobre la Caldera de Las Cañadas.

La abrupta orografía isleña y su variedad de climas dan como resultado un territorio de múltiples paisajes y formas, desde el Parque Nacional del Teide con su amalgama de colores fruto de las sucesivas erupciones volcánicas, hasta los Acantilados de Los Gigantes con sus paredes verticales, pasando por zonas semidesérticas con plantas resistentes a la sequedad en el sur, o por ambientes de carácter meramente volcánico como es el Malpaís de Güímar.

También cuenta con playas naturales como la de El Médano —con parajes protegidos en su entorno como Montaña Roja y Montaña Pelada— valles con cultivos tropicales y subtropicales, boscosos parajes de laurisilva en los macizos de Anaga y Teno —con profundos y escarpados barrancos— y extensos bosques de pinos por encima de esta última formación vegetal.

Las principales estructuras de Tenerife, que a continuación se describen, conforman el edificio central, con el complejo Teide-Pico Viejo y el circo de Las Cañadas. Se trata de una semicaldera de 130 kilómetros cuadrados, que ha sido originada por un conjunto de procesos geológicos explicados en el epígrafe Origen y formación. El circo está parcialmente ocupado por el estratovolcán Teide-Pico Viejo y completado por los materiales que ha emitido en sus diferentes erupciones. Destacan en su interior los Roques de García, entre los que está el más conocido, el Roque Cinchado. Otra formación llamativa son Los Azulejos, compuesto por fonolitas de colores verdosos que se han creado por actividad hidrotermal.

Al sur de La Caldera destaca la Montaña de Guajara, que con 2.718 metros es la de mayor altitud de las que constituyen el anfiteatro de Las Cañadas del Teide. Al pie de estas paredes se han creado llanos endorreicos de materiales sedimentarios muy finos, siendo el más conocido el Llano de Ucanca.

El Pico del Teide, con 3.718 metros sobre el nivel del mar y más de 7.000 sobre el fondo oceánico, es el punto más elevado de la isla, del territorio español y de todas las tierras emergidas del Atlántico. Este volcán, el tercero más grande del planeta, es el símbolo de Tenerife por antonomasia. Su situación central, sus importantes dimensiones, su silueta y su paisaje nevado lo dotan de una singular personalidad. Ya los aborígenes lo consideraban lugar de culto y adoración.

Desde 1954, el Teide y todo el circo de su alrededor (aunque hubo una ampliación posterior de sus límites) está declarado como parque nacional. Además, desde junio de 2007 está incluido por la Unesco dentro de los espacios Patrimonio de la Humanidad como bien natural. Al oeste se encuentra el volcán Pico Viejo,. En un lateral de éste, se encuentra el Volcán de Chahorra o Narices del Teide, donde se produjo la última erupción que se ha dado en el entorno del Teide, en 1798.

El macizo de Anaga, en el extremo nororiental de la isla, posee un perfil topográfico irregular y escabroso donde a pesar de no presentar grandes cotas, destaca la Cruz de Taborno con 1.024 metros. Debido a la antigüedad de sus materiales (5,7 m. a.), a sus profundos procesos erosivos y a la densa red de diques que atraviesan el macizo, son numerosos los roques que aparecen en superficie, tanto de etiología fonolítica como traquítica. Existe una gran cantidad de barrancos escarpados y muy encajados en el terreno. En la costa de Anaga predominan los acantilados, por lo que existe un número escaso de playas, aun así, las que hay suelen coincidir con zonas de desembocadura de barrancos, algunas de rocas y otras de arena negra.

El macizo de Teno se encuentra en el extremo noroccidental. Al igual que en Anaga, se trata de una zona de estructuras desmanteladas y hondos barrancos que se han originado por erosión. Sin embargo, aquí los materiales son más antiguos (aproximadamente 7,4 m. a.). Destacan la Montaña de Gala que con 1.342 metros representa la mayor altitud. El paisaje más singular de este Macizo se encuentra en su costa sur. Se trata de los Acantilados de Los Gigantes, con paredes verticales que llegan a alcanzar en algunos puntos los 500 metros de altura.

El macizo de Adeje se sitúa en el extremo meridional de la isla, teniendo como mayor exponente al Roque del Conde, con 1.001 metros de altitud. El macizo no es tan apreciable por su reducida estructura inicial, hecho que añadido a la historia geológica del lugar ha potenciado un intenso desmantelamiento de sus materiales, perdiendo de ese modo su aspecto y envergadura original.

La Cordillera dorsal o dorsal de Pedro Gil abarca desde el principio del monte de La Esperanza, a unos 750 metros de altitud aproximadamente, hasta la zona central de la isla, en las inmediaciones de la Caldera de Las Cañadas, siendo Izaña, su punto más alto, con 2.350 metros sobre el nivel del mar. Esta estructura se ha constituido a expensas de un vulcanismo fisural de tipo basáltico a través de uno de los ejes o directrices estructurales que han dado origen al vulcanismo de la isla.

La dorsal de Abeque se encuentra formada por una cadena de volcanes que unen el macizo de Teno con el edificio central insular Teide-Pico Viejo a partir de otro de los tres ejes o directrices estructurales de Tenerife. A esta dorsal pertenece el volcán histórico de Chinyero cuya última erupción se registró en 1909.

La dorsal Sur o dorsal de Adeje está al amparo del último de los ejes estructurales. Destacan los restos de su macizo como formación primigenia, así como las alineaciones de pequeños conos volcánicos y de roques esparcidos por toda esta zona del sur tinerfeño.

Los valles son otra de las formas de relieve más destacadas. Los más importantes son el Valle de La Orotava y el Valle de Güímar que se han generado por el deslizamiento en masa de grandes cantidades de materiales hacia el mar, creando una hondonada en el terreno.

Existen otros valles que se distribuyen por diversos enclaves de la geografía de Tenerife, aunque, en este caso, de diferente naturaleza. Suelen ser valles intercolinares que se han conformado tras el depósito de mayor cantidad de materiales geológicos en lomas laterales, o simplemente cauces amplios de determinados barrancos que en su evolución han tomado el aspecto de típicos valles.

Tenerife, debido principalmente a su gran altitud y a su silueta en semejanza a un tejado de dos aguas, está surcada por gran cantidad de barrancos. Éstos constituyen uno de los elementos más característicos de su paisaje, originados por la erosión ejercida por la escorrentía superficial a lo largo de la historia. Destacan los barrancos de Ruiz, Fasnia y Güímar, Infierno y Erques, todos ellos declarados espacios naturales protegidos por las instituciones canarias.

Las costas son, por lo general, accidentadas y abruptas, aunque lo son más en la zona norte que en la sur. No obstante 67,14 kilómetros de la costa tinerfeña lo representan playas, sólo superada en este aspecto por la isla de Fuerteventura. En el litoral septentrional son frecuentes las playas de cantos rodados o de arena negra, mientras que en la vertiente sur y suroeste de la isla predominan las playas con arenas más finas y de tonalidades más claras.

La isla de Tenerife disfruta de una notable diversidad ecológica pese a su reducida superficie, lo que es consecuencia de unas condiciones ambientales especiales, ya que la accidentada orografía reinante modifica localmente las condiciones climáticas generales, originando una gran variedad de microclimas. Esta vasta existencia de microclimas y, por lo tanto, de hábitat naturales, se hace manifiesta en la vegetación insular, constituida por una flora rica y variada (1400 especies de plantas superiores), entre las que destacan numerosos endemismos canarios (200) y exclusivamente tinerfeños (140).

Al concentrar este patrimonio vegetal de unas 140 especies exclusivas, la isla de Tenerife muestra la mayor relación de endemismos florísticos de la denominada Macaronesia. Además, la diferente composición química de los diversos materiales volcánicos que han construido el edificio insular, siempre bajo la acción combinada de los factores climáticos, da lugar a una gran diversidad de suelos. La conjunción de estos agentes determina la presencia de múltiples hábitats que albergan numerosas comunidades de plantas y animales que constituyen los singulares ecosistemas de Tenerife.

Aún faltaría hablar de la extensa fauna marina de entre la que destacan viejas, meros, abades, salemas, samas, pargos, etc. Gran interés tienen también la tortuga boba y las colonias permanentes de ballenas y delfines que habitan el litoral sur de la isla. Tenerife posee un inventario faunístico que asciende a 56 especies de aves, 13 de mamíferos terrestres, 5 de reptiles, varios miles de invertebrados, 2 de anfibios y 400 de peces además de algunas especies de tortugas marinas y cetáceos.

Prácticamente la mitad de la isla (48,6%), se encuentra bajo las diferentes fórmulas de protección que atribuyen la Red Canaria de Espacios Naturales Protegidos. De los 146 espacios naturales recogidos por la citada red en el conjunto del archipiélago, un total de 43 se encuentran en Tenerife, siendo de este modo la isla que mayor número de espacios posee. Asimismo, atendiendo al porcentaje de territorio protegido con el que cada isla contribuye al total del archipiélago, hay que destacar que es Tenerife con un 37% la isla que encabeza la tabla. La Red contempla hasta ocho categorías de protección distintas, todas ellas representadas en la isla: aparte del parque nacional del Teide, cuenta con el mayor parque natural de Canarias (Corona Forestal), dos parques rurales (Anaga y Teno), cuatro reservas naturales integrales, seis reservas naturales especiales, un total de catorce monumentos naturales, nueve paisajes protegidos y hasta seis sitios de interés científico. El municipio de La Orotava, en gran parte a expensas del Parque Nacional del Teide, y el de Santa Cruz de Tenerife que hace lo propio con el Parque rural de Anaga presentan, respectivamente, el 76% y el 74% de su extensión bajo protección. De la misma forma, el emplazamiento mayoritario del Parque rural de Teno al amparo del municipio de Buenavista del Norte hace que este disponga de una importante parte de su superficie protegida.

A Tenerife se la conoce internacionalmente como la "Isla de la Eterna Primavera". La atribución de esta denominación climática se produce en gran medida gracias a los vientos alisios, cuya humedad, principalmente, se condensa en las zonas de medianías del norte y nordeste insular, constituyendo amplios mares de nubes que se disponen preferentemente entre los 600 y 1.800 metros de altura.

Otro factor que influye en la suavidad del clima de las Islas con respecto al que por latitud correspondería (Desierto del Sahara), es la corriente marina fría de Canarias, que enfría la temperatura de las aguas que bañan las costas y playas isleñas con respecto a la ambiental. Por último, la propia orografía tinerfeña también habría que tenerla en cuenta en esta terna de agentes encargados de hacer realidad el anteriormente citado eslogan.

A grandes rasgos, el clima de Tenerife es moderado, templado y muy suave en cualquier estación del año. No hay períodos de frío pero tampoco los hay de calor asfixiante. Las temperaturas medias fluctúan entre los 17-18 ºC en invierno y los 24-25 ºC en la estación estival, aunque estos sean valores relativos y generales. Evidentemente se producen importantes contrastes, como el que se produce durante los meses de invierno, en los cuales es posible disfrutar del sol en zonas de costa y, sin embargo, 3.000 metros por encima poder contemplar la blanca estampa nevada del Teide, lugar en el que nieva todos los años.

Otro ejemplo de contraste climático lo encontraríamos en la ciudad de Santa Cruz con respecto a la ciudad de La Laguna. Municipios unidos físicamente pero distanciados en cuanto a condiciones climáticas. Generalmente Santa Cruz tiene durante todo el año un clima cálido con temperaturas sensiblemente superiores a las que se disfrutan en la aledaña La Laguna, donde frecuentemente hace más frío y existe mayor probabilidad de precipitaciones.

El norte y el sur de Tenerife poseen igualmente diferentes características climáticas. En barlovento se registra un 73% de las precipitaciones totales además, la humedad relativa del aire es superior y la insolación inferior. Los máximos pluviométricos se registran en barlovento a una altitud media entre 1.000-1.200 m, casi exclusivamente en los montes de La Orotava.

Pero quizás sea más significativo que todo el norte de la isla carezca de un espacio en el que la pluviosidad media sea inferior a los 250 mm anuales. En cambio, en la vertiente sur de la isla los valores pluviales son significativamente menores. Los únicos reductos sureños que se salvan de esta situación son Masca y Güímar, probablemente debido a sus características físicas que posibilitan una mayor presencia del alisio.

A modo de anécdota es interesante saber que los médicos europeos, sobre todo ingleses y holandeses, del pasado siglo XIX elogiaban el clima del norte de Tenerife, y lo recomendaban a sus pacientes para aliviar dolencias de la edad y del aparato circulatorio.

El suelo volcánico de Tenerife, generalmente de carácter poroso y permeable es motivo para que una considerable fracción del agua procedente de la lluvia, unida a aquella producto de condensaciones en zonas boscosas y a la proveniente del deshielo de las cumbres más elevadas de la isla, se infiltre en el subsuelo.

La construcción de embalses y presas como principales métodos de obtención de agua esta desaconsejada debido a las mencionadas condiciones geológicas, que no permiten el almacenamiento del preciado líquido en superficie, así como a la irregularidad de las precipitaciones.

De este modo, la mayor parte del agua (90%) procede de pozos y principalmente de galerías, importantes sistemas que sirven para extraer el recurso hídrico del acuífero. Tenerife dispone en la actualidad de más de un millar de galerías perforadas.

También se encontraba el Achimenceyato de Punta del Hidalgo gobernado por Aguahuco (el "Hidalgo pobre", hijo ilegítimo del Gran Tinerfe) y Zebenzui.

En diciembre de 1493, Alonso Fernández de Lugo obtuvo de los Reyes Católicos la confirmación de sus derechos de conquista sobre la isla de Tenerife. En abril de 1494, y procedente de Gran Canaria, desembarcó el conquistador en la costa de la actual Santa Cruz de Tenerife con una tropa de peninsulares y canarios (gomeros y grancanarios, sobre todo) formada por unos dos mil hombres de a pie y 200 a caballo. Tras levantar un fortín se dispuso a adentrarse hacia el interior de la isla.

Cabe destacar que los menceyes de la isla de Tenerife tomaron distintas posturas en el momento de la conquista. Se constituyeron así el bando de paz y el bando de guerra, integrado el primero por los menceyatos de Anaga, Güímar, Abona y Adeje, y el segundo por Tegueste, Tacoronte, Taoro, Icoden y Daute. El bando opositor se enfrentó tenazmente a los castellanos de modo que la conquista tinerfeña se prolongó durante dos años. Las tropas castellanas sufrieron una derrota a manos de los guanches en la Primera Batalla de Acentejo en 1494. Sin embargo, los guanches, superados por la tecnología y por las nuevas enfermedades a las cuales no eran inmunes, cayeron frente a las tropas de la Corona de Castilla en la Batalla de Aguere y en la Segunda Batalla de Acentejo culminando la conquista en septiembre de 1496.

Como en el resto de las Islas, muchos de los aborígenes fueron esclavizados, especialmente los pertenecientes al bando de guerra, mientras que buena parte de la población indígena sucumbió a enfermedades importadas como la gripe y, probablemente, la viruela, enfermedades infecciosas para las que aquella sociedad neolítica, debido a su aislamiento, no había desarrollado su sistema inmune. Tras la conquista, y especialmente durante el siglo posterior a ella, se fue produciendo una repoblación y colonización paulatina de la isla con la llegada de inmigrantes provenientes de diversos territorios pertenecientes al incipiente Imperio Español (Portugal, Flandes, Italia, Alemania).

Los bosques de Tenerife se vieron gradualmente afectados por el crecimiento poblacional y por la consecuente necesidad obtener terrenos despejados que permitieran la explotación agrícola para consumo propio y para la exportación. Así fue el caso de la introducción del cultivo de la caña de azúcar a principios del siglo XVI mientras que, en siglos sucesivos, la economía de la isla se centró en el aprovechamiento de otros cultivos tales como la vid y la cochinilla para fabricar tintes, así como el plátano.

Tenerife fue atacada, como las otras islas, por corsarios de varias nacionalidades (franceses, ingleses, holandeses y berberiscos) varias veces a lo largo de su historia, según el devenir de las alianzas y guerras de España. De entre estos ataques destaca por su lugar en la Historia el ataque de los británicos de 1797.

El 25 de julio, el Almirante Horacio Nelson atacó Santa Cruz de Tenerife, capital de la isla y Jefatura de la Capitanía General. Tras un feroz ataque, la defensa organizada por el General Gutiérrez repelió a los británicos. Nelson perdió su brazo derecho por una bala de cañón (dice la leyenda que del cañón "Tigre") mientras intentaba desembarcar en la orilla de la costa de la zona de "Paso Alto".

El 5 de septiembre, otro intento de desembarco en la región de Puerto Santiago fue repelido por los habitantes del Valle de Santiago del Teide, que lanzaron piedras a los británicos desde lo alto de los Acantilados de Los Gigantes.

Otros corsarios, principalmente ingleses, también atacaron la isla de Tenerife con mayor o menor suerte, Robert Blake (1656), Walter Raleigh, John Hawkins, John Genings (1706), Woodes Rogers, entre otros.

Tenerife, del mismo modo que otras islas, ha guardado una estrecha relación con América. Desde los inicios del proceso de colonización del nuevo mundo, fueron varias las expediciones que antes de surcar el atlántico hicieron escala en la isla y sumaron al pasaje numerosos tinerfeños que formaron parte integrante de las expediciones de conquista o que simplemente partieron en busca de mejores garantías de futuro rumbo al continente americano. A su vez, independientemente del tránsito humano fue importante el intercambio de especies animales y vegetales que se estableció entre las dos tierras.

Tras un siglo y medio de relativo crecimiento alrededor del año 1670 el complicado comercio exterior del sector vitivinícola propicia la emigración de muchas familias especialmente hacia Venezuela y Cuba. Además por esas fechas surge el interés por parte de la Corona de poblar aquellas zonas vacías de América a fin de evitar su ocupación por otras potencias como había ocurrido en el caso de los ingleses con Jamaica o los franceses con las Guayanas o el oeste de La Española, de manera que también importantes remesas de canarios y entre ellos tinerfeños parten hacia el nuevo destino colombino. La creciente agricultura cacaotera en Venezuela y tabaquera en Cuba, de finales del siglo XVII y principios del XVIII, contribuyó a la despoblación casi íntegra de localidades como Buenavista del Norte, Vilaflor o El Sauzal. Testigo de la historia emigrante de la isla es la fundación en las afueras de Santo Domingo del poblado de San Carlos de Tenerife en 1684. Este poblado fundado esencialmente por tinerfeños se creó con un claro objetivo estratégico ya que permitía preservar la ciudad del asedio de los franceses establecidos en la parte occidental de la isla de La Española. Entre 1720 y 1730 fueron trasladadas por la Corona 176 familias canarias, entre ellas numerosas tinerfeñas a la isla caribeña de Puerto Rico. En 1726, en torno a 25 familias isleñas emigraron a América para terminar fundando la ciudad de Montevideo. Cuatro años más tarde, en 1730, partió otro grupo que, al año siguiente, fundaría la ciudad de San Antonio de Texas, (Estados Unidos). Luego, entre 1777 y 1783, el puerto de Santa Cruz de Tenerife despide a los fundadores de San Bernardo, en el estado de Luisiana, y también a algunas remesas con rumbo a Florida.

Desafortunadamente, debido a los problemas económicos derivados de la escasez de materias primas y de la lejanía con respecto a Europa, la emigración al continente americano, eminentemente a Cuba y Venezuela, continuó en los siglos XIX y principios del XX. Desde hace décadas, con las nuevas políticas de protección de la economía canaria y con el auge de la industria turística la dinámica migratoria se ha invertido, y hoy es Tenerife la que atiende el retorno de estos isleños, sus descendientes y otros inmigrantes perdurando así el influjo que germinó cinco siglos atrás.

Las erupciones volcánicas acontecidas en Tenerife de las que se tiene indudable constancia histórica se limitan a cinco. La primera de ellas fue en 1492 en Volcán Boca Cangrejo que fue observada por Cristobal Colón. La siguiente ocurrió en el año 1704, cuando entraron en erupción, de forma sincrónica, los volcanes de Arafo, Fasnia y Siete Fuentes. Dos años más tarde, en 1706, tuvo lugar la erupción de mayor magnitud de las históricas al entrar en erupción el volcán de Trevejo. Este arrojó grandes cantidades de lava que sepultaron la ciudad y puerto de Garachico, en aquel entonces el más importante de la isla. La última erupción volcánica del siglo XVIII se produjo en 1798 en las Cañadas de Teide, concretamente en Chahorra. Finalmente, en 1909 la actividad eruptiva irrumpió en el volcán de Chinyero, en el municipio de Santiago del Teide. Posteriormente a esa fecha y hasta la actualidad no se han producido nuevas erupciones en la isla. Además, a pesar de la naturaleza absolutamente volcánica de Tenerife, los cinco episodios eruptivos históricos no han ocasionado víctima mortal alguna.

Otros visitantes menos hostiles llegarían a la isla en siglos sucesivos. El naturalista Alexander von Humboldt ascendió el pico del Teide y comentó la belleza de la isla. Numerosos turistas comenzaron a visitar Tenerife a partir de la década de 1890, especialmente las ciudades norteñas de Puerto de la Cruz (primer municipio turístico de Tenerife mediante orden ministerial del 13 de octubre de 1955 que lo declaró ’Lugar de Interés Turístico’) y Santa Cruz de Tenerife.

En marzo de 1936, el general Francisco Franco fue destinado a Tenerife por el gobierno republicano, temeroso de su influencia militar y política, con el fin de alejarlo de los centros de poder.

La colisión entre dos aviones ocurrida el 27 de marzo de 1977 en el aeropuerto de Tenerife Norte, al norte de la isla, sigue siendo el accidente con mayor número de muertos de la historia de la aviación. Los aviones implicados en la tragedia tenían como destino Gran Canaria, pero habían sido desviados a Tenerife debido a la explosión de una bomba (supuestamente colocada por el grupo terrorista separatista MPAIAC) en el aeropuerto grancanario.

La bandera de Tenerife fue adoptada originariamente en 1845 a modo de distintivo o bandera de matrícula de la que en aquel entonces se denominaba provincia marítima de Canarias con base en el Puerto de Santa Cruz de Tenerife. En la actualidad, esta enseña representa a toda la isla de Tenerife. Fue aprobada a instancia del Cabildo Insular por Orden del Gobierno de Canarias el 9 de mayo de 1989 y publicada el 22 de mayo de 1989 en el Boletín Oficial de Canarias.

El escudo heráldico de Tenerife fue otorgado mediante diploma real el 23 de marzo de 1510, concedido por el Rey Don Fernando V "El Católico", fue expedido en Madrid a nombre de su hija Doña Juana I, Reina de Castilla. El escudo se describe en campo de oro, con un San Miguel (pues la isla fue conquistada el día de San Miguel) armado superando a una montaña de su color natural de la que brotan llamas, y que representa al pico del Teide. Bajo esta montaña la isla de sinople sobre ondas azul y plata. A la derecha se observa un castillo de gules, y a la izquierda un león rampante de gules. El escudo que usa el Cabildo Insular se diferencia del que usa el Ayuntamiento de La Laguna en el lema que aparece en la bordura y en el añadido de unas ramas de palma.

Según una ley del Gobierno de Canarias los símbolos naturales de la isla son el pinzón azul y el drago.

El órgano de gobierno de la isla de Tenerife es el Cabildo Insular de Tenerife con sede en la Plaza de España de la capital tinerfeña. La organización política de Canarias se caracteriza porque no posee órgano político provincial sino que cada isla posee un cabildo insular propio. En Tenerife, su presidente en la actualidad es Ricardo Melchior Navarro (Coalición Canaria). Desde que se constituyó en marzo de 1913 dispone de una amplia serie de competencias propias, hoy recogidas en el Estatuto de Autonomía de Canarias y reguladas por la Ley 14/1990, de 26 de julio, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas de Canarias.

La isla de Tenerife está dividida en 31 municipios.

De todos ellos, sólo tres no tienen costa: Tegueste, El Tanque y Vilaflor que destaca además por ser el municipio más alto de toda Canarias al tener su capital a 1.400 metros de altitud.

El municipio más extenso con 207,31 km² es el de La Orotava, que abarca gran parte del Parque nacional del Teide. El municipio más pequeño de la isla y del archipiélago es Puerto de la Cruz, con una superficie inferior a los 9 km².

La gran mayoría de estos municipios confluyen en la zona de cumbre central de la isla y a partir de ahí se extienden hacia la costa, orientándose unos hacia el norte y otros hacia el sur.

A su vez, es frecuente encontrar otro tipo de división insular, es aquella que establece el territorio según una Zona Metropolitana, alrededor del área de influencia de las ciudades de Santa Cruz y La Laguna (véase Área metropolitana de Tenerife), Zona Norte (aquellos municipios que se abren al océano por el norte) y Zona Sur (aquellos que lo hacen hacia el sur). Esta división junto con la municipal se puede observar en el mapa de la derecha.

La isla de Tenerife, la más poblada del archipiélago, albergaba a fecha de 1 de enero de 2008 y según fuentes del INE un total de 886.033 habitantes censados, de los cuáles, alrededor de un 25% (221.956 habitantes) lo estaban en su capital, Santa Cruz de Tenerife, y cerca del 50% (424.200 personas) en su área metropolitana.

A la ciudad de Santa Cruz de Tenerife le siguen en población San Cristóbal de La Laguna (148.375), Arona (75.903), Adeje (41.002), La Orotava (40.945), Granadilla de Abona (38.866), Los Realejos (37.385) y Puerto de la Cruz (31.804). Hasta ahí los municipios que sobrepasan los 30.000 habitantes. El municipio de Vilaflor es el que cuenta con menor población de toda la isla (1.851). Además, Tenerife registra un muy alto nivel de población no censada, que el elevado número de turistas que recibe anualmente y los crecientes fenómenos migratorios lo ponen de manifiesto.

En los últimos años Tenerife ha experimentado un notable crecimiento de la población muy por encima de la media estatal. En el año 1990 un total de 663.306 habitantes estaban censados en la isla, cifra que aumentó hasta los 709.365 habitantes en el año 2000. Esos datos reflejan un incremento en 46.059 personas o lo que es lo mismo, un crecimiento del 0,69% anual en el decenio 1990-2000. Sin embargo, en los últimos siete años, (2000-2007) la tasa de crecimiento se ha multiplicado por 4 o por 5 hasta llegar al 3,14% anual. La población ha aumentado en este último intervalo de tiempo en un total de 155.705 personas hasta alcanzar la cifra actual de 865.070 habitantes.

Esos resultados reafirman la dinámica actual de poblaciones en España, donde desde finales del siglo pasado el importante número de inmigrantes llegados ha permitido invertir el panorama que, el hundimiento de la tasa de fertilidad, había dibujado desde 1976. Desde 2001 la tasa de crecimiento en España se ha situado en torno al 1,7% anual contrastando con el 3,14% que ha experimentado la isla de Tenerife, uno de los territorios del Estado que mayor incremento ha sufrido en tal periodo.

A pesar de que la economía tinerfeña está altamente especializada en el sector servicios, que integra un 78,08% de su capacidad de producción total, la importancia del resto de sectores es clave para un desarrollo armónico de su tejido productivo. En este sentido, el sector primario, que solamente representa el 1,98% del producto total, aglutina actividades de especial sensibilidad y para el desarrollo sostenible del territorio insular. El sector energético que contribuye con un 2,85% ejerce un papel primordial en la implantación de energías renovables. El sector industrial que participa en un 5,80% se configura como una actividad de interés creciente para la isla, a la vista de las nuevas posibilidades que generan los avances tecnológicos. Finalmente, el sector de la construcción con un 11,29% del producto total tiene un carácter estratégico prioritario, por cuanto es un sector con relativa estabilidad que permite múltiples posibilidades de desarrollo.

Como se indicaba en el párrafo anterior, la economía de Tenerife, al igual que la de otras islas de Canarias, se basa fundamentalmente en el turismo (60% del PIB). Ya en el siglo XIX y gran parte del XX destacaba la afluencia de turismo extranjero -sobre todo del inglés- debido a los intereses agrarios que poseía en esta isla.

Más tarde con las guerras mundiales este sector se resiente, pero entrada la segunda mitad del pasado siglo comienza a evolucionar de un modo muy notable. En un principio destaca el Puerto de la Cruz por su bondadoso clima y por todos los atractivos que el Valle norteño de La Orotava concentraba, pero persiguiendo captar el turismo de sol y playa, alrededor de 1980 nace el boom turístico del sur de Tenerife, donde destacan ciudades como Arona o Adeje, en torno a núcleos turísticos como Los Cristianos o Playa de Las Américas que hoy albergan más del 65% de las plazas hoteleras de toda la isla. Tenerife recibe cada año más de 5 millones de turistas, siendo de este modo, de entre todo el archipiélago canario, la isla preferida a este respecto. Sin embargo, este dato también pone de manifiesto la gran cantidad de recursos que esta actividad consume (espacio, energía, agua, etc.).

A pesar de la intensa participación del turismo en el PIB tinerfeño, y en consecuencia el sector servicios, el sector primario, la industria y el comercio son responsables del 40% restante. En concreto el sector primario ha perdido su tradicional importancia en la renta insular en beneficio de la industria y los servicios.

La contribución del sector agrario en el PIB no llega al 10%, si bien su aportación a la isla es vital por cuanto genera beneficios difícilmente mensurables, que se relacionan con el sostenimiento de la estampa rural y el mantenimiento de valores culturales del tinerfeño. El sector agrario se desarrolla en la vertiente septentrional, lugar en el que los cultivos se distribuyen en base a la altitud: en la zona costera se cultivan principalmente tomates y plátanos, productos ambos de elevada rentabilidad dado que se exportan a la Península y al resto de Europa; en la zona intermedia proliferan los cultivos de secano, sobre todo papa, tabaco y maíz; en la zona meridional tiene relevancia el cultivo de la cebolla.

Particularmente, el cultivo del plátano figura en primer lugar en cuanto a producción se refiere, siendo Tenerife la isla que más plátanos manufactura en Canarias. La producción anual de la isla se ha consolidado en torno a unas 150.000 toneladas en estos últimos años, tras haber alcanzado un máximo de 200.000 toneladas en 1986. Algo más del 90% del total se destina al mercado nacional, ocupando este cultivo una superficie de 4200 hectáreas. Detrás del plátano destacan los cultivos de tomates, vides, papas y flores. La pesca supone también gran parte de la economía tinerfeña (Canarias es la segunda región pesquera de España).

El comercio posee un destacado peso en la economía tinerfeña, pues representa casi el 20% del PIB, cuyo mayor baluarte lo supone el Puerto de Santa Cruz de Tenerife. Ya finalmente, y a pesar de los diversos polígonos industriales que existen en el territorio insular, la importancia de la actividad industrial (10 % del PIB) radica en la refinería de petróleos de Santa Cruz de Tenerife, la cual suministra productos petrolíferos no sólo al archipiélago canario sino también al mercado peninsular, africano y americano.

En los siglos XVI y XVII destaca, en el campo de la poesía épica, Antonio de Viana. Este escritor que nace en La Laguna compuso el poema Antigüedades de las Islas Afortunadas, un material de gran valor antropológico para entender las formas de vida de aquel entonces.

Ya posteriormente, en el llamado Siglo de las Luces (siglo XVIII) aparecen figuras relevantes de la Ilustración en Tenerife como José de Viera y Clavijo, Tomás de Iriarte, Ángel Guimerá y Jorge, Mercedes Pinto o Domingo Pérez Minik, entre otros, que aportan sus obras dentro de esta escena literaria.

El primer núcleo de arte pictórico en Tenerife se distingue en la ciudad de La Laguna, donde en el transcurso del siglo XVI aparecen algunos pintores de renombre. Más adelante se suman artistas de otros lugares como Garachico, Santa Cruz, La Orotava y Puerto de la Cruz. Originarios de La Orotava son dos de los mejores pintores del archipiélago del siglo XVII: Cristóbal Hernández de Quintana y Gaspar de Quevedo, con numerosas obras distribuidas por iglesias de la isla.

En el Puerto de la Cruz, concretamente en la iglesia de Nuestra Señora de la Peña de Francia, se puede contemplar la aportación realizada por Luis de la Cruz y Ríos. Nacido en 1775, el que fuera pintor de cámara del rey Fernando VII de España y miniaturista, obtiene un reconocido prestigio en la Corte, donde se le conoce como El Canario.

En el año 1849 nace en Santa Cruz de Tenerife el paisajista Valentín Sanz. El Museo Municipal de Bellas Artes de Santa Cruz cuenta con una abundante muestra de su quehacer. También en este museo capitalino se pueden observar cuadros de Juan Rodríguez Botas (1.880-1.917), quien es considerado el primer impresionista canario.

Del mismo modo cabe citar, dentro del grupo expresionista, a Mariano de Cossío. A este autor hay que atribuirle los frescos de la iglesia de Santo Domingo, en San Cristóbal de La Laguna. Por otro lado, en 1874 nace Francisco Bonnín Guerín, acuarelista de Santa Cruz que formó una escuela para promover su labor pictórica. Por último, en 1906 nace en La Laguna uno de los pintores canarios más universales: Óscar Domínguez. Perteneciente al surrealismo, inventó la técnica de la decalcomanía y contribuyó con una obra pictórica de internacional reconocimiento.

Se podría considerar que la práctica escultórica comienza en Tenerife a partir del siglo XVII, momento en el cual llega a la isla el arquitecto y escultor Martín de Andújar Cantos desde Sevilla, donde había recibido instrucciones del maestro Juan Martínez Montañés. Con él arrivaron nuevas técnicas y planteamientos de la escuela hispalense que transmitió a sus discípulos, entre los que destaca el garachiquense Blas García Ravelo.

Otros escultores que, en esta época y en el posterior siglo XVIII, irrumpen a la escena son Sebastián Fernández Méndez, Lázaro González de Ocampo, José Rodríguez de la Oliva, y principalmente el orotavense Fernando Estévez, alumno de Luján Pérez, quien contribuye con una extensa colección de imágenes religiosas y tallas repartidas por diversas iglesias de Tenerife, como por ejemplo, en la Parroquia Matriz del Apóstol Santiago de Los Realejos; en la Catedral de La Laguna, la Iglesia de la Concepción también en La Laguna, la Basílica de Candelaria y en distintos lugares de culto de La Orotava.

Actualmente, el ámbito escultórico tinerfeño se encuentra representado entre otros por José Abad, Fernando Garcíarramos y José Luis Fajardo.

El ámbito musical tiene en la figura de Teobaldo Power y Lugo Viña uno de sus exponentes más claros. Natural de Santa Cruz, se trata de un pianista y compositor, autor de los Cantos Canarios. En concreto, los arreglos de la melodía del arrorró de estos Cantos Canarios constituyen el Himno de la Comunidad Autónoma. En este campo también destaca el folclore. Similar al del resto de las islas, se caracteriza por la participación de timples, guitarras, bandurrias, laúdes y distintos tipos de instrumentos de percusión.

Son numerosos los grupos folclóricos que se reparten por la geografía isleña y que suelen aparecer en distintas celebraciones populares como las romerías. En este aspecto habría que citar a Los Sabandeños, quienes conforman un importante símbolo de la cultura canaria. Este grupo folclórico rescató la idiosincrasia del pueblo isleño en un momento en el que el carácter uniformador de la cultura española de los años setenta hace caer prácticamente en la decadencia y el olvido diferentes elementos de la música canaria. Las canciones típicas de las islas: isa, folía, tajaraste, malagueña... se configuran como melodías mestizas entre la música ancestral de los guanches con distintos enlaces entre lo andaluz e hispanoamericano.

Al igual que la que predomina en las otras islas, en la arquitectura tinerfeña sobresalen las directrices de las casonas señoriales y las de las casas más humildes y populares. Este tipo arquitectónico, que tiene notables influencias de Andalucía y Portugal, presenta, no obstante una fuerte personalidad propia.

De las casas señoriales hay que subrayar los ejemplos que existen en La Orotava y en La Laguna. Estas edificaciones se caracterizan por sus balcones típicos y por la presencia de patios interiores. La madera, especialmente la tea (pino), cobra un gran protagonismo en estas construcciones. Estas casas presentan fachadas no demasiado complejas con poca ornamentación.

Son típicos los grandes balcones de madera y el uso de celosías. Las ventanas cierran en guillotina y son habituales los asientos interiores adosados a ellas. Los patios interiores funcionan como verdaderos jardines que sirven para dar iluminación a las habitaciones. Estas se comunican con el patio por medio de galerías rematadas frecuentemente en piedra y madera. Artilugios como las destiladeras, las bombas de agua, los bancos y mesones son elementos que muchas veces forman parte de estos patios interiores.

En cuanto a las casas tradicionales, estas se caracterizan por ser edificios de escasa altura, con toscas paredes de colores variopintos. En ocasiones la continuidad de estas paredes se ve interrumpida por la presencia de bloques de piedra que asoman a la superficie de forma ornamental. A lo largo de toda la isla son muchos los ejemplos a contemplar de esta arquitectura.

Los edificios oficiales o de carácter religioso se han ido conformando según las distintas corrientes arquitectónicas que en cada momento han imperado. Los núcleos urbanos de las ciudades de La Laguna y La Orotava están declarados como monumentos histórico-artístico nacionales.

En los últimos años, por parte de los diferentes gobiernos, ha predominado el concepto de llevar a cabo grandes proyectos, en ocasiones ostentosos, diseñados por reconocidos arquitectos. Entre ellos se podría incluir por ejemplo, la remodelación de la Plaza de España por los arquitectos suizos Herzog & De Meuron, el nuevo proyecto del francés Dominique Perrault de la Playa de Las Teresitas, el centro Magma Arte & Congresos, las Torres de Santa Cruz o el Auditorio de Tenerife. Este último edificio, obra del arquitecto español Santiago Calatrava se alza al este del Parque Marítimo, en la capital tinerfeña. Uno de sus elementos más destacables es la estampa de su vela alada simulando un barco, que se ha convertido en uno de los símbolos de la isla.

En esta breve sección habría que remarcar la elaboración del calado y la roseta, dos elementos artesanales apreciados también por los visitantes de la isla. El calado es una labor de bordado, que requiere gusto, paciencia y precisión, fundamentada en una técnica consistente en ir deshilando un paño tensamente sujeto a un bastidor por lo general de madera. El resultado final suele aplicarse, sobre todo, a la mantelería u otros elementos decorativos. La roseta se confecciona substancialmente en el municipio de Vilaflor, y consiste en crear dibujos con hilos que son cruzados entre fijadores. Estas pequeñas piezas así elaboradas son unidas posteriormente obteniéndose paños individuales y composiciones.

Estas dos variedades artesanales, que precisan de una gran dedicación, suelen venderse en núcleos etnográficos o rurales o en cascos históricos. Sin embargo, es frecuente encontrar en las céntricas calles de Santa Cruz y otros puntos turísticos numerosos locales que ofrecen lo que ellos denominan mantelería canaria, cuando ésta es realmente producida en serie mediante procedimientos industriales y no responde por tanto a los trabajos artesanales confeccionados en Canarias.

En este ámbito hay que destacar igualmente la ebanistería. El norte de Tenerife ha proporcionado a la historia varios maestros en la talla que han contribuido con elementos que van desde balcones, celosías, puertas y ventanas hasta un original mobiliario cargado de objetos elaborados en madera fina. La cestería también es una labor de cierto peso en la artesanía tinerfeña donde sus artesanos trabajan desde hojas de palma y varas de castaño a la fibra de la platanera, conocida por el sector como la badana, que conlleva una producción igualmente diversa y heterogénea.

Existe, como en el resto de las Islas Canarias, toda una tradición artesana alrededor de la alfarería. El uso del barro procede de la primitiva cerámica llevada a cabo por los antiguos guanches, quienes desconocían el uso del torno. Los alfareros de la isla trabajan la arcilla con las manos, lo que imprime una gran autenticidad a sus obras. Entre los objetos realizados destacan los destinados a la utilería doméstica, asadores, gánigos…, o los meramente ornamentales y de atavío personal: collares de cuentas o las afamadas pintaderas, un símbolo de la iconografía aborigen.

Es habitual poder contemplar los quehaceres de estos artesanos en diferentes ferias que normalmente se suelen celebrar con motivo de las fiestas de los pueblos, villas o ciudades de la isla.

El nacimiento de la educación se debe en la isla a las órdenes religiosas. En el año 1530, Tenerife accede a la cultura de la mano de la cátedra de filosofía que, poseen los dominicos en el convento de La Concepción de La Laguna. A pesar de ello, hasta bien avanzado el siglo XVIII no comienzan a funcionar las pocas escuelas que por aquel entonces existían.

En este sentido, hay que recalcar el trabajo desempeñado por la Real Sociedad Económica de Amigos del País, que creó diversas escuelas en San Cristóbal de La Laguna. Fue en 1846 cuando se instaura el primer instituto de enseñanza secundaria con el fin de suplir el cierre de la Universidad de San Fernando (véase Universidad de La Laguna). Anexa a este edificio se fundó en 1850 la primera Escuela Normal Elemental del archipiélago que pasaría a denominarse Escuela Normal Superior de Magisterio en 1866. Así se mantiene esta situación ya que a pesar de que el dictador Miguel Primo de Rivera crease algunos centros, el punto de inflexión lo supone la política educativa que desarrolló la Segunda República, de modo que en apenas cuatro años (1929-1933) casi se dobla el número de escuelas existentes.

Posteriormente, el inicio de la Guerra Civil y la ulterior dictadura de Francisco Franco constituyeron un considerable retroceso. La educación en manos de órdenes religiosas tuvo cierta importancia en el devenir de los tinerfeños hasta que en 1970 la Ley General de Educación resta peso a estas instituciones religiosas en favor de los centros públicos. Estos últimos, y ya en menor grado los primeros, comienzan a multiplicarse desde entonces y son impulsados con la instauración de la democracia. Tenerife cuenta a día de hoy con 301 centros de educación infantil, 297 colegios de primaria, 140 de secundaria y 86 institutos de bachiller. Además, en la isla existen hasta 5 centros de estudios universitarios o de postgrado: Universidad de La Laguna (la de mayor presencia), Universidad Nacional de Educación a Distancia, Universidad Internacional Menéndez Pelayo, Universidad Alfonso X el Sabio y Universidad de Vic (Escuela Universitaria de Turismo de Santa Cruz de Tenerife).

El campo de la investigación, históricamente, no se ha desarrollado de un modo especialmente relevante. No obstante, entre los centros que se dedican a esta labor destaca sobre todo el Instituto de Astrofísica de Canarias que tiene sede en esta isla.

Asimismo cabría citar el Instituto de Bio-Orgánica Antonio González, vinculado a la Universidad de La Laguna. También adheridos a esta universidad se encuentran el Instituto de Lingüística Andrés Bello, el Centro de Estudios Medievales y Renacentistas, el Instituto Universitario de la Empresa, el Instituto de Derecho Regional y el Instituto Universitario de Ciencias Políticas y Sociales al igual que el Instituto de Enfermedades Tropicales (perteneciente a la Red de Investigación de Centros de Enfermedades Tropicales, que dispone de siete nodos extendidos a lo largo del país, uno de ellos en Canarias).

Con sede en la ciudad del Puerto de la Cruz se encuentra el Instituto de Estudios Hispánicos de Canarias, adscrito al Instituto de Cultura Hispánica de Madrid. En la ciudad de La Laguna se encuentra la delegación canaria del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), el Instituto Canario de Investigaciones Agrarias, el Instituto de Estudios Canarios y el Centro Internacional para la Conservación del Patrimonio.

Otros organismos que trabajan en el ámbito de la investigación que tienen sede en Tenerife son el Instituto Tecnológico de Canarias, el Instituto Vulcanológico de Canarias, la Asociación Industrial de Canarias, el Instituto Tecnológico de Energías Renovables y el Instituto Oceanográfico de Canarias emplazado en la ciudad de Santa Cruz de Tenerife.

Las fiestas populares más tradicionales y extendidas en Tenerife son quizás las romerías. Éstas, a caballo entre lo pagano y lo religioso son manifestaciones multitudinarias con carrozas o carretas, aperos y ganado en honor al patrón o patrona del lugar. Es frecuente en estos festejos la reunión de marcados factores identitarios de la etnografía isleña: folclore, danza, artesanía, comida típica, deportes autóctonos, donde se puede observar a gran parte de los asistentes ataviados con los diferentes trajes de mago típicos de las islas.

En origen las romerías encarnaban fiestas de las clases más adineradas de la sociedad, que se congregaban en veneración de los santos a los que atribuían buenas cosechas, tierras fértiles, copiosidad de lluvias, exoneración de determinadas enfermedades y un largo etcétera. En consecuencia, los allí reunidos degustaban los alimentos y vinos de la tierra y, brindaban y compartían sus bienes rindiendo así pleitesía. Éstas celebraciones se fueron popularizando paulatinamente y dieron paso a una de las fiestas más emblemáticas de la actualidad. Dentro de las grandes romerías de la isla cabe señalar las romerías de San Marcos en Tegueste, donde las carretas son decoradas con productos del campo (semillas, cereales, flores, etc), San Isidro Labrador en Los Realejos, San Isidro Labrador y Santa María de la Cabeza en La Orotava, San Benito Abad en La Laguna, San Roque en Garachico, San Agustín en Arafo o la Romería-Ofrenda a la Virgen de Candelaria celebrada cada 14 de agosto. Otro acto significativo de la fiesta de la Virgen de Candelaria es la llamada "Caminata a Candelaria", realizada en la noche del 14 al 15 de agosto, en el cual los fieles hacen peregrinación a pie desde diferentes partes de la isla, incluso llegando de otras islas, hasta llegar a la Villa Mariana de Candelaria.

Quizás la fiesta de mayor repercusión nacional e internacional sea el Carnaval de Santa Cruz de Tenerife, no en vano declarado Fiesta de Interés Turístico Internacional. Aparte de la capital, el carnaval se celebra en múltiples localidades del norte y sur de la isla, pero es en la primera donde tiene mayor envergadura. Son diversos los concursos que se programan: murgas, comparsas, rondallas, agrupaciones, etc. Con la elección de la reina adulta se pone fin a éstos y comienza lo que los tinerfeños denominan carnaval en la calle con importantes concentraciones de carnavaleros en el centro de Santa Cruz, que se prolongan durante diez días de fiesta.

Con marcado carácter religioso se encuentra la festividad del Corpus Christi, en la que es habitual la confección de alfombras florales en las calles. A título especial se pueden incluir las realizadas en La Orotava, donde se puede contemplar un tapiz de considerables dimensiones confeccionado en la plaza del ayuntamiento mediante tierras volcánicas de diversas tonalidades, extraídas del Parque Nacional del Teide que, tras la celebración son devueltas a fin de respetar el entorno del Parque. La festividad del Corpus Christi de La Orotava está declarada Bien de Interés Cultural en la categoría de Actividad Tradicional de Ámbito Insular.

En el capítulo de celebraciones a reseñar de la isla de Tenerife habría que contar con la Semana Santa. Esta se celebra en todos los municipios pero probablemente sea en La Laguna, La Orotava y Los Realejos donde adquiera especial significado. En este sentido destacan principalmente las procesiones que se desarrollan durante el Jueves Santo, Viernes Santo y Domingo de Resurrección.

Cada siete años tiene lugar en la isla el traslado de la imagen de la Virgen de Candelaria, desde la Villa Mariana de Candelaria a la ciudad de Santa Cruz de Tenerife alternando cada siete años, entre esta ciudad y la de San Cristóbal de La Laguna (sede diocesana).

Las principales comunicaciones que se producen en Tenerife se establecen por carretera. Las más importantes son la Autopista del Sur y la Autopista del Norte, que parten desde la zona metropolitana hacia las zonas sur y norte respectivamente. Estas dos autopistas están conectadas a través de la Autovía de Interconexión Norte-Sur también en las afueras del área metropolitana. Dentro de la red de carreteras de la isla existen otras de menor importancia que las anteriores pero cabe destacar la Autovía de San Andrés y la Autovía de Penetración de Santa Cruz de Tenerife, ambas en Santa Cruz de Tenerife.

Asimismo está previsto la construcción de una autovía de circunvalación norte del área metropolitana de Santa Cruz de Tenerife-La Laguna. Esta autovía pretende comunicar los núcleos de Guamasa y Acorán, a través de Los Baldíos, Centenero, Llano del Moro, El Sobradillo, El Tablero, El Chorrillo, entre otros barrios. La vía tendrá aproximadamente 20 km y un coste estimado de 190 millones de euros.

El principal medio para llegar a Tenerife es el avión. Existen dos aeropuertos en la isla: el aeropuerto de Tenerife Sur y el aeropuerto de Tenerife Norte. A pesar de que el aeropuerto de Tenerife Sur es el que recibe mayor número de pasajeros, ambos disponen de vuelos regulares con las capitales de otras islas, con muchas ciudades peninsulares (Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia, Málaga, Bilbao, etc.), con ciudades europeas del Reino Unido, Alemania, Francia e Italia entre otras y también con ciudades americanas y africanas. Teniendo en cuenta los dos aeropuertos, Tenerife es la isla canaria que, anualmente, recibe mayor número de pasajeros y realiza mayor número de operaciones. Debido al turismo, es fácil encontrar vuelos directos más económicos con las principales ciudades alemanas o británicas que con las peninsulares.

Además del avión, Tenerife tiene dos puertos marítimos principales que le sirven de conexión. El Puerto de Santa Cruz que conecta con las capitales de cada isla, y en particular con aquellas de la provincia oriental, y el Puerto de Los Cristianos que se centra en mayor medida en las comunicaciones con las capitales de la provincia de Santa Cruz de Tenerife. Además es posible el tráfico de pasajeros entre los Puertos de Santa Cruz de Tenerife y Cádiz y viceversa. Está previsto construir un gran puerto de importancia en el sur de la Isla, el de Granadilla, y otro en la parte oeste, en Fonsalía.

La isla cuenta también con una extensa red de guaguas tanto urbanas como interurbanas que conectan la gran mayoría de los núcleos de población. Para ello cuenta con estaciones de guaguas en todas las ciudades, como el Intercambiador de Transportes de Santa Cruz de Tenerife.

Con la inauguración de la línea 1 del Tranvía de Tenerife, que une destacados sectores de la conurbación Santa Cruz-La Laguna y puntos como los dos centros hospitalarios de la zona, se puso en marcha la red tranviaria de Tenerife. La segunda fase se espera que una los barrios de Tincer (perteneciente a Santa Cruz) y La Cuesta (La Laguna), por medio de la línea 2.

Perteneciente a la misma empresa que explota el Tranvía de Tenerife, en 2008 se espera que comience, tras la aprobación de su construcción por el pleno del Cabildo Insular de Tenerife el 27 de abril de 2007, los trabajos para habilitar un tren que unirá Santa Cruz de Tenerife con el sur de la isla. El recorrido total será de 80 km y tiene previsto realizar su trayecto completo en 35 minutos y si tuviera que parar en todas las estaciones, lo haría en 45 minutos.

En Tenerife se pueden practicar gran cantidad de deportes, tanto al aire libre como en las distintas instalaciones disponibles en toda la isla.

La lucha se desarrolla dentro de un círculo, generalmente de arena, denominado terrero. En él, dos luchadores se enfrentan agarrados intentando derribarse. En Tenerife hay 26 terreros distribuidos por algunos municipios de la isla, utilizados por los 26 equipos masculinos federados y los dos equipos femeninos. La isla cuenta además con una liga escolar organizada por el cabildo y con un programa de promoción de este deporte puesto en marcha por instituciones, federaciones y clubes en el que participan 24 escuelas de lucha.

El juego del palo canario es un arte marcial que se practica entre dos jugadores que, sin llegar a hacer contacto con el cuerpo del adversario, realizan un combate con palos. El juego del palo, en su origen, no tenía carácter lúdico, sino que era un método de combate utilizado por los canarios precoloniales.

Similar al juego francés de la petanca, la bola canaria es un deporte que básicamente consiste en sumar puntos mediante el lanzamiento de unas bolas que hay que dejar lo más cerca posible de un objeto llamado mingue o boliche. Se juega en un terreno rectangular de arena o tierra de entre 18 y 25 m de largo y un ancho de entre 3,5 y 6 m . En Tenerife se compite a nivel federado existiendo una treintena de equipos que se organizan en tres categorías (primera, segunda y segunda B). En Tegueste existe una federación interna e independiente que funciona sólo en ese municipio y los equipos pueden ser mixtos.

En la isla se practican otras manifestaciones deportivas relacionadas con el ámbito rural, como el levantamiento de piedras y el arrastre de ganado, esta última con un creciente arraigo popular al disponer de un campeonato que organiza la Asociación Canaria de Arrastre. En abril suele celebrarse en Tegueste una exhibición de deportes rurales de Canarias.

Las condiciones de mar y el clima hacen que la isla sea idónea para la práctica de una amplia variedad de deportes acuáticos.

En la isla se practican tanto el surf tradicional, deslizándose sobre las olas encima de una tabla, como el windsurf en el que la tabla se desplaza gracias a una vela y como el más reciente kitesurf, en el que la fuerza necesaria para la navegación se obtiene de una cometa. La isla cuenta con diez escuelas, una de ellas participada por el cabildo, y diversos cursos dedicados al aprendizaje de estos deportes. Las principales zonas para la práctica de estas disciplinas son El Médano, Playa de Las Américas, la costa de Santa Cruz de Tenerife, Güímar y las costas del Valle de La Orotava, principalmente en la Playa del Socorro en Los Realejos. En algunas de ellas se han celebrado varias pruebas del Grand Slam puntuables para la World Cup en las disciplinas de "olas", "slalom" y "course race".

Al igual que ocurre con el surf y el windsurf, se pueden encontrar escuelas de submarinismo por toda la costa de Tenerife. En la isla existen hasta treinta puntos de inmersión repartidos por su litoral donde no sólo es posible descubrir una interesante flora y fauna marinas, sino también restos de barcos hundidos. Dentro de los mejores sitios para el buceo se encuentran, entre otros, Las Galletas, Playa Paraíso y la Punta de la Rasca al Sur, así como Garachico, Puerto de la Cruz o la Punta de Teno al Norte. En Tenerife concurren un gran número de clubes de buceo, tanto para la práctica como para el aprendizaje. Uno de ellos, también como en el caso del windsurf bajo las directrices del Cabildo Insular en el Centro Insular de Deportes Marinos (CIDEMAT). Destaca la presencia de especies como la tortuga boba, y de una colonia permanente de ballenas piloto, también bajo el nombre de calderones tropicales frente a las costas del Sur, avistándose igualmente con frecuencia el delfín mular. Estas dos especies de cetáceos viven de forma permanente en el canal existente entre Tenerife y La Gomera.

Como es lógico, también se practican distintas modalidades de deportes acuáticos desarrolladas a bordo de embarcaciones. De estos deportes, se celebran en la isla distintas competiciones de Vela latina, Laser, Snipe, Crucero o de Optimist, por ejemplo.

En la isla tienen lugar eventos de índole insular, regional, nacional e incluso internacional.

Otro deporte que podríamos englobar en esta categoría es la pesca deportiva, existiendo clubes en la isla para ello. Aparte también es posible desarrollar excursiones marítimas con este fin. Además existe un campeonato insular de pesca de altura.

El deporte del motor ocupa un lugar significativo en Tenerife. El motocross, el karting y los rallyes son tres variedades que encontramos en la isla. Durante todo el año se llevan a cabo competiciones de rally, en sus diferentes especialidades, valederas para el campeonato regional de Canarias. En cuanto a la modalidad de rallyes de asfalto se realizan varias pruebas. Estas son el Rally Norte, Rally Isla de Tenerife, Rally de Granadilla y Rally Villa de Adeje. La categoría de montaña suma siete pruebas (subida a Los Loros, subida a Guía de Isora, subida a Güímar, subida Arona-La Escalona, subida a Tamaimo, subida a San Miguel y subida a La Guancha) en esta isla. Por otro lado, en la categoría de tierra, en los municipios de Arico y Granadilla se realizan dos rallyes. Finalmente, en la modalidad de slalom, destaca la prueba de Arico.

El voleibol es el deporte más laureado de los existentes en la isla. Dentro de esta disciplina deportiva destaca en la categoría femenina, de manera clara, el campeón europeo Club Voleibol Tenerife que participa en la Superliga femenina española. Otros dos combinados a subrayar en este aspecto son el femenino Club Voleibol Aguere y el masculino Arona Playa de las Américas que compite en la Superliga masculina de voleibol. Fruto del éxito de los diferentes clubes de voleibol se observa un creciente interés por esta práctica deportiva en los escolares de Tenerife.

Como ocurre en gran parte del resto de España el fútbol es el deporte más practicado y seguido por el conjunto de los tinerfeños. La Federación Tinerfeña de Fútbol cuenta con un total de 305 equipos federados que compiten en las diferentes categorías en el conjunto de campos de fútbol que se reparten en el territorio isleño. Por otro lado, el máximo exponente tinerfeño en cuanto a fútbol se refiere es el Club Deportivo Tenerife, equipo de la Segunda División española.

En Tenerife también existe la posibilidad de practicar el baloncesto. Al igual que en el caso del fútbol, voleibol, e incluso balonmano, karate, etc. muchos colegios e institutos ofrecen la posibilidad de aprender y profundizar en la práctica de este deporte. Además se hallan en la isla diversos equipos federados. En concreto, en la liga LEB se integran dos equipos de esta isla: el Tenerife Rural y el Club Baloncesto Canarias.

Distintos deportes como el ciclismo, el pádel, el tenis, el squash, la hípica, el judo, el frontenis, el atletismo con el Club Atletismo Tenerife CajaCanarias y un largo etcétera completan la oferta deportiva de Tenerife, pero aquí, por obvios motivos de espacio se omiten.

Los principales centros sanitarios de la Isla son el Hospital Universitario de Canarias y el Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria. Ambos son hospitales de tercer nivel, es decir, de atención especializada y de referencia en algunas especialidades para toda Canarias. Están incorporados a la red docente de la Universidad de La Laguna. No obstante, pertenecen a organismos distintos, ya que el primero se encuentra bajo las directrices del Consorcio sanitario de Tenerife y el segundo del Servicio Canario de Salud.

Además, se están construyendo dos nuevos hospitales periféricos en las zonas norte y sur de la isla, concretamente en los municipios de Icod de los Vinos y Arona respectivamente. Estos centros contarán, de acuerdo a su clasificación como hospitales de segundo nivel, con servicios de hospitalización, diagnóstico avanzado, urgencias, cirugía mayor ambulatoria, rehabilitación,etc. Los hospitales de tercer nivel y los futuros de segundo nivel junto con los 39 centros de atención primaria y los múltiples centros de atención especializada completan las infraestructuras sanitarias de Tenerife.

Hay otros edificios religiosos de cierta relevancia, como puede ser la Iglesia de la Concepción, la de San Agustín y Santo Domingo en La Orotava, el Templo de Nuestra Señora de la Peña de Francia, en el Puerto de la Cruz, el de San Marcos Evangelista en Icod de los Vinos o el de Santa Ana en Garachico, así como la Iglesia de la Concepción de Santa Cruz de Tenerife y el Real Santuario del Cristo de La Laguna.

Es importante señalar también a Pedro de San José Betancur (Hermano Pedro) Primer Santo Canario, nacido en el municipio de Vilaflor.

Como resulta lógico por la influencia marina, los productos del mar gozan aquí de cierta abundancia tanto en cantidad como en variedad. Entre las especies más apreciadas están las viejas, y también, entre otros, la sama, el bocinegro, la salema, el cherne, el mero... Destacan asimismo los diversos tipos de túnidos que abundan en sus costas. Las caballas, sardinas y chicharros también deben ser citadas entre los pescados más consumidos. Otra especie que disfruta de cierta fama es la morena, que se suele servir frita. Estas variedades marinas se suelen preparar simplemente cocidas, o a la espalda, a la sal, etc. Es frecuente que se acompañen con mojo y papas arrugadas.

En el apartado de carnes, es un plato muy popular la típica carne de fiesta (tacos de cerdo adobados) que se prepara para los festejos de los pueblos en ventorrillos (puestos de feria), bares y casas particulares. El conejo en salmorejo, el cabrito, y por supuesto el vacuno, el porcino y las carnes de ave son también consumidas habitualmente.

Tanto los pescados como las carnes suelen acompañarse con papas arrugadas. Es este un plato típico del conjunto de las Canarias que responde simplemente a la forma de cocinar las papas. Con agua, mucha sal, y sin pelar.

Con esta palabra, seguramente de ascendencia portuguesa, se designan las salsas típicas del las islas. Los mojos constituyen un auténtico mundo de sabores, colores, texturas, etc., entre los que se encuentran el mojo de cilantro, de perejil, de pimentón y el distinguido mojo picón a base de pimienta. No obstante el abanico de estas salsas es muy amplio y permite el uso de distintos ingredientes en su elaboración como almendras, queso, azafrán, pan frito, entre otras posibilidades.

Es un acompañamiento para algunas carnes y para ciertos pescados.

En cuanto finalizó la conquista de las islas, una de las primeras actividades económicas de las que se pusieron en marcha inmediatamente fue la elaboración y el mercado del queso. Era una forma racional de rentabilizar la pequeña ganadería existente. Como anécdota, podemos apuntar que el queso fue incluso utilizado como moneda de cambio y compraventa. Desde entonces este es un alimento fundamental en las zonas agrarias.

Viene a ser otro de los platos más comúnmente elaborados y consumidos. Destacan los producidos en granjas de Arico, La Orotava o Teno. A su vez, son diversas variedades las que existen: quesos tiernos, curados, semicurados, ahumados… y son en su mayoría artesanales. Hoy en día predominan los quesos de cabra, aunque en ocasiones se confeccionan con ciertas cantidades de leche de oveja o de vaca. Suelen servirse a modo de entrante o simplemente de tentempié. Los quesos canarios gozan de una buena crítica internacional, entre otras cosas, por su suavidad y por su sabor, dotándolos de una personalidad que los diferencia de otros quesos europeos. En concreto, el queso tinerfeño curado de cabra con coberturas de pimentón y gofio de la Quesería de Arico ha resultado premiado en su categoría como mejor queso del mundo en la final de los World Cheese Awards 2008 celebrados en Dublín.

Uno de los últimos estudios realizados revela que en Tenerife se producen aproximadamente 3.400 toneladas al año, lo que supone el 50% de la producción de la provincia y un 25% de todo el Archipiélago. A día de hoy existen 75 queserías artesanales, según el Registro General Sanitario de Alimentos.

Actualmente los quesos de Tenerife disponen de una marca de garantía potenciada por la Fundación Tenerife Rural para homologar su calidad. Con esta marca de garantía, se intenta dar a conocer las principales cualidades de los quesos, valorizar el producto y mejorar su comercialización.

El gofio es uno más de los elementos tradicionales de la cocina canaria y particularmente de Tenerife. Se realiza con granos de cereales que son tostados y posteriormente molidos. El género de mayor consumo en la isla es el de trigo, aunque existen otros tipos como el de millo o en menor medida el de garbanzo. Es también relativamente frecuente aquel de tipo mixto, trigo-millo. Desde incluso antes de la conquista de Canarias ya servía de sustento para los guanches. En posteriores tiempos de hambruna y escasez de alimentos formó parte de la dieta popular canaria. Hoy en día se utiliza como plato único (gofio escaldado) o como complemento en platos de distinta índole: carnes, pescados, potajes, postres. Incluso algún cocinero de prestigio ha confeccionado helados de gofio recibiendo buena crítica al respecto.

La repostería en Tenerife se encuentra representada y fuertemente influenciada por la repostería palmera, con exquisiteces como el bienmesabe, la leche asada, el Príncipe Alberto, el frangollo, los huevos moles, el quesillo y un largo etcétera. Del mismo modo, los rosquetes, las truchas, y diversos tipos de pasteles, entre los que se encuentran los laguneros y los singulares rosquetes de Guía de Isora, forman parte de este capítulo del recetario.

El cultivo de la vid en el archipiélago y especialmente en Tenerife nace tras la conquista, cuando los colonizadores traen variedades de viñas y comprueban la nobleza que adquirían los caldos canarios. En los siglos XVI y XVII, el vino alcanza un gran peso en la economía tinerfeña pues son muchas las familias que se dedicaban a su cultivo y posterior negocio. Especial mención merece el malvasía canario, que llegó a ser considerado el mejor vino del mundo y era ansiado por las cortes europeas y las mayores bodegas de Europa y América. Escritores como William Shakespeare o Walter Scott hacen referencia en algunas de sus obras a estos vinos. La isla presenta actualmente cinco denominaciones de origen: Abona, Valle de Güímar, Valle de La Orotava, Tacoronte-Acentejo e Ycoden-Daute-Isora.

Canarias, y por ende Tenerife, no tienen grandes niveles de contaminación atmosférica gracias, por un lado, a la escasez de fábricas e industrias y, por otro, al régimen de los vientos alisios que alejan las masas de aire contaminadas de las islas. Según datos oficiales ofrecidos por las consejerías de Sanidad y de Industria, Tenerife es uno de los lugares de España con menor índice de contaminación atmosférica con un promedio medio-bajo. No obstante, las principales fuentes contaminantes de la isla son la refinería de Santa Cruz de Tenerife, las centrales térmicas de Las Caletillas y Granadilla y, evidentemente, el tráfico. Además, en la isla de Tenerife al igual que en la de La Palma debe controlarse la contaminación lumínica, por su afección a los observatorios astrofísicos situados en las cumbres de estas islas. En cuanto a lo concerniente a la calidad de las aguas, aquellas de consumo se encuentran todas calificadas como aptas. Algo similar ocurre en referencia a las aguas de baño, ya que todas las playas de la isla de Tenerife han sido catalogadas por el Ministerio de Sanidad y Consumo como aguas aptas para el baño de muy buena calidad.

Al principio



Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares

El Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), de España, es un organismo estatal del Ministerio de Sanidad y Consumo y del Instituto de Salud Carlos III.

El CNIC cuenta con respaldo del sector público, y a través de la Fundación ProCNIC, (integrada por empresas privadas españolas), también se implica el CNIC.

Esta administración pública y con las empresas privadas, tiene proyectos de investigación, con el Sistema Nacional de Salud, en el área cardiovascular (investigación biomédica): modelo de investigación traslacional, de doble dirección, que permita tanto la aplicación de los conocimientos básicos al diagnóstico, tratamiento, pronóstico o prevención de las enfermedades cardiovasculares como contribuir a responder a los interrogantes científicos que surgen de la práctica clínica diaria en la cabecera del paciente.

Al principio



Comité de Bioética de España

El Comité de Bioética de España es un órgano colegiado, independiente pero que tiene carácter consultivo sobre las materias relacionadas con las implicaciones éticas y sociales de la Biomedicina y Ciencias de la Salud, el comité fue creado en Ley 14/2007, de 3 de julio, de Investigación biomédica y está adscrito al Ministerio de Sanidad y Consumo de España.

Sus funciones principales se basan en analizar, emitir informes, propuestas y recomendaciones sobre asuntos con implicaciones éticas relevantes en biomedicina y Ciencias de la Salud. También se encarga de representar a España en foros internacionales y elaboración códigos de buenas prácticas de investigación biomédica.

El Ministro de sanidad y consumo nombra a los 12 miembros, elegidos entre personas acreditadamente cualificadas del mundo científico, jurídico y bioético por un periodo de cuatro años renovables por una sola vez, de esta forma: seis a propuesta de las Comunidades Autónomas, una por el Ministerio de Justicia, otra por el Ministerio de Educación y Ciencia, tres por el Ministerio de Sanidad y Consumo y una final por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

Al principio



Zamora (España)

Zamora (España )

Zamora es una ciudad y un municipio español capital de la provincia homónima situada en la comunidad autónoma de Castilla y León, cerca de la frontera con Portugal, a una altura de 652 metros sobre el nivel del mar.

Fue intitulada a perpetuidad por Enrique IV de Castilla como ciudad Muy Noble y Muy Leal y su casco antiguo tiene la calificación de Conjunto Histórico-Artístico. El núcleo principal del mismo -con una disposición muy alargada y en buena parte circundado por murallas- se alza sobre una amplia meseta rocosa (la "peña tajada" de la que habla el Romancero Viejo) de 26 a 32 metros de altura emplazada al borde del río Duero, que la ciñe por el sur. Estas características le valieron el sobrenombre de "la bien cercada".

En 2008 contaba con 66.900 habitantes, siendo la extensión de su término municipal de 149,04  km2. Dista 66 km de Salamanca, 253 de Madrid y 55 de la frontera portuguesa (Miranda do Douro).

Sobresale su conjunto de edificios románicos, el más importante de la Península Ibérica y uno de los más destacados de Europa, estando en trámites su declaración como Patrimonio Europeo. Consta, aparte de la magnífica Catedral (de señalado cimborrio con decoración exterior de escamas), de otros 22 templos, 1 castillo, 2 recintos amurallados, 1 puente, 2 palacios y 10 casas, razón por la cual Zamora está considerada "la ciudad del Románico". Por otro lado, es asimismo notable por su conjunto de edificios modernistas, el único de la España interior junto con el de Teruel.

Entre sus festividades sobresale la celebración de la Semana Santa, declarada de Interés Turístico Internacional.

La ciudad alberga instituciones regionales e internacionales, tales como el Museo Etnográfico de Castilla y León, el Consejo Consultivo de Castilla y León y la Organización de Cooperación hispano-lusa Fundación Rei Afonso Henriques (FRAH).

El primer nombre conocido de Zamora procede de la romanidad y era Acellum Duri, en esa época era un cruce importante de caminos de la calzada romana de la Vía de la Plata. En el 569, en plena época visigoda, aparace citado el enclave con el nombre de Semure. Durante la breve dominación musulmana se pasa a denominar Azemur (olivar silvestre) o Medina Zamorati. Después de la Reconquista, en torno al año 754, en el siglo VIII, por parte del rey Alfonso I y tras ser reconstruida y repoblada por el rey Fernando I (1010-1065) en el siglo XI, pasa a denominarse Zamora. El gentilicio es el de zamorano/na.

¿Quién es esa gran señora?

Gratia Dei. Batalla de Toro, 1476.

El término municipal de Zamora tiene una extensión de 149,04  km2. Se ubica a orillas del río Duero, en la Meseta Norte que forma parte de la Meseta Central situada al norte del Sistema Central, en la zona noroeste de la Península Ibérica. Por ello presenta un paisaje llano, y con escasa vegetación a causa de su clima mediterráneo con rasgos de continentalidad. El casco urbano se alza sobre una amplia meseta rocosa de 26 a 32 metros de altitud sobre el río y ofrece una disposición muy alargada, ceñida en su mayor parte por una antigua muralla. Las coordenadas son 41°30′N 5°45′O / 41.5, -5.75, siendo la altitud de 652 msnm.

Zamora tiene un clima mediterráneo continental, con inviernos fríos y veranos cálidos. Las lluvias se concentran principalmente en dos épocas del año, la primavera y el otoño, habiendo por el contrario una marcada sequía estival. El récord de temperatura máxima es de 41°C el 24 de julio de 1995 siendo el de mínima -13,4°C el 16 de enero de 1945.

Como fenómeno meteorológico, son significativas las abundantes nieblas durante el invierno, causadas por la presencia de una masa de agua tan importante como es el Duero, que pueden ser persistentes durante días y que rebajan considerablemente la temperatura media.

Su existencia podría deberse al pueblo de los vacceos, pero también pudieron ser los romanos quienes posiblemente fundasen la villa y le pusieron el nombre latino de "Ocellum Durii" (ojito del río Duero), en la misma época de las luchas de Viriato contra la invasión romana. Durante la dominación germana, los visigodos conocen la ciudad con el nombre de "Semure", tal como aparece en dos monedas de Sisebuto. Los nombres árabes de la ciudad fueron "Azemur" (olivar silvestre) y "Semurah" (ciudad de las turquesas). El nombre actual parece proceder o de la dominación germana o de la musulmana, y es citado como tal en el Salmanticense como "una de las plazas recobradas por Alfonso I a los moros".

El periodo comprendido entre los siglos X y XIII es el de mayor relevancia de Zamora dentro del contexto hispánico. La Batalla de Simancas (939) dio a los cristianos el control de los Valles del Duero y del Tormes, convirtiéndose la capital zamorana (por su posición y su ventajoso emplazamiento, en lo alto de una meseta rocosa al borde del río) en una de las principales plazas fuertes que aseguraban la frontera. Su importancia fue decayendo sin embargo a partir de la Batalla de las Navas de Tolosa (1212), que abrió el sur peninsular a los reinos cristianos, perdiendo con ello Zamora su trascendencia estratégica. Durante la Edad Media, Zamora vuelve a ser tomada y destruida por los musulmanes al mando del Emir Mohamed y después reconquistada por los cristianos en el reinado de rey Alfonso II de Asturias, el Casto, siendo de nuevo fortificada. El rey Alfonso III de Asturias, el Magno la repuebla con mozárabes toledanos en el 893, rodeándola de murallas y dotándola incluso de palacios y baños, convirtiéndose, por su emplazamiento y características, en la ciudad fortaleza más importante de los reinos cristianos. Zamora es descrita por los cronistas árabes, como “la capital de reino de Galicia, rodeada de siete recintos amurallados y grandes fosos”. Será una de las plazas más importantes del Reino de León, del que formó parte. Además inicia la etapa de mayor esplendor político, económico y arquitectónico. El paulatino desplazamiento de la frontera hacia el sur, del Duero al Tormes, favoreció este progreso, sólo quebrado por las aceifas de Almanzor. Muhammad ibn 'Abd-Allah ibn Abū Āmir (en árabe أبو عامر محمد بن عبد), llamado Al-Mansūr (المنصور) (españolizado Almanzor), el Victorioso, lanzó en 981 un primer ataque contra la ciudad, que fue arrasada. En 986 rompe hostilidades con el rey Bermudo II, atacando Coímbra al año siguiente (dejándola de tal manera que durante siete años estuvo desierta) y dirigiéndose contra el propio León en 988, destruyendo todo lo que encontraba a su paso. Bermudo se refugió en Zamora pero nada pudo contener el avance enemigo. León, después de resistir cuatro días, fue asaltado, saqueado, incendiado y sus murallas destruidas, Zamora capituló y Bermudo hubo de huir a Galicia. En 997 Zamora volvió a sufrir la acción del musulmán, pues en su camino hacia Santiago de Compostela arrasó de nuevo la ciudad, además de León y Astorga.

Otro hito en la historia de la ciudad fue la conferencia de paz entre el rey Alfonso VII de León y Castilla y Alfonso I de Portugal (Afonso Henriques). Como resultado, el 5 de octubre de 1143 fue reconocida la independencia del nuevo reino, que quedó reflejada en el Tratado de Zamora, que marca de manera oficial el nacimiento de Portugal como estado independiente. Alfonso VII reconoció como monarca a Henriques por su deseo de ser emperador y necesitar por tanto reyes que fueran sus vasallos, aunque una vez logrado el reconocimiento el portugués siguió una línea de completa autonomía.

La importancia de Zamora entre las ciudades de la Corona de Castilla en la Baja Edad Media quedó manifestada por su voto en las Cortes de Castilla, condición que sólo disfrutaban diecisiete (a las que posteriormente se añadió Granada). La extensión de la representación de los procuradores zamoranos era extraordinaria, pues incluía el territorio gallego, en el que ninguna ciudad tenía voto.

Ver además: Lista de obispos de Zamora.

Después de su apogeo en el siglo XII y conforme se desplazaba hacia el sur la frontera de la reconquista de la península por los reyes cristianos, Zamora fue perdiendo importancia estratégica y económica. Después del descubrimiento de América, muchos zamoranos se vieron obligados por la pobreza económica de la zona a emigrar al continente, especialmente a América del Sur donde se han fundado muchas otras ciudades con su mismo nombre.

A partir de las elecciones celebradas en febrero de 1936 que tuvieron una participación del 71,2 %. El Frente Popular obtuvo el 21,7 % de los votos, y el Centro Derecha el 42,0 %, la Falange sólo un 0,7 % de los votos. A partir del día de las elecciones se inició en la ciudad un periodo de gran violencia entre grupos falangistas y comunistas, esta violencia derivó el 21 de mayo con el asesinato de un joven de Acción Católica, llamado Francisco Gutiérrez Rivero, a la puerta del Ayuntamiento, este joven había sido seminarista y abandonó el Seminario cuando estaba a punto de convertirse en sacerdote. El día del entierro cerraron los comercios y se realizó una manifestación que fue disuelta por las fuerzas policiales.

A este asesinato el bando contrario respondió el 25 de mayo, con el asesinato de un joven comunista de 19 años llamado Rafael Ramos Barba, que murió en un tiroteo. El joven era hijo de El pelao, un obrero muy combativo de la ciudad. También se organizó una gran manifestación el día de su entierro que se dirigió a la calle Santa Clara. Al final de esa manifestación hubo un enfrentamiento armado con grupos falangistas y muere Martín Álvarez, de 32 años de edad y militante en Acción Católica, en la que además del falangista muerto resultaron cinco heridos, entre ellos, un sacerdote, un guardia de Asalto y un retirado.

Días antes de los sucesos mencionados llegó a Zamora el Jefe de Falange José Antonio, la concentracion de los afiliados al partido y la concurrencia al mitin fue escasa y sin resonancia.

Estos sucesos dan una idea del clima de odio y violencia que se respiraba en la ciudad en el periodo previo al Alzamiento Nacional.

Durante los primeros días que siguieren al alzamiento, la confusa situación impedía saber con exactitud cuáles eran los límites de cada zona. Las ciudades conservadoras y clericales de León y Castilla-La Vieja —Burgos, Salamanca, Zamora, Segovia y Ávila— cayeron casi sin lucha, en el bando nacional.

Artículo 1. Se prohíbe la formación y circulación de grupos superiores a dos personas, que serán disueltas por la fuerza, si se resistieran a la primera intimidación que previamente se les haga y los que se resistan serán castigados como rebeldes o sediciosos.

Al cabo de tres días del Alzamiento se reestructuraron todos los organismo se impuso la censura y reiniciaron las actividades con normalidad, reintegrándose los huelguistas al trabajo y volviendo a funcionar los medios de transporte.

Desde 1900 y hasta 1991, el municipio de Zamora ha crecido de forma regular, aun en las fases en las que el conjunto de la provincia ha perdido población. Desde 1900, la capital ha multiplicado el número de habitantes por 4,06 (16.287 habs. en 1900, 66.121 en 2007, mientras que la provincia ha perdido un 28%. A resultas de este doble proceso, la capital, que representaba solo el 5,9% del total de la provincia en 1900, acoge en 2005 al 33,4% de sus habitantes.

En los últimos 30 años el censo de población de Zamora está prácticamente estacionado habiéndose producido el pico de población en 1991. En el censo de 2007, figuraban empadronados un total de 2.007 extranjeros, de los cuales 960, procedían de países europeos, 125 africanos, 788 hispanoamericanos y 128 asiáticos, por países destacan 254 rumanos, 134 búlgaros y 128 chinos.

Del análisis de la pirámide de población se deduce que se trata de una ciudad con una población que tiende a un envejecimiento de la población muy pronunciado, porque la población menor de 20 años solo representa el 17% mientras que la población comprendida entre 20/40 años es de un 28%, la comprendida entre 40/60 es de otro 28% y la mayor de 60 años es de un 25% muy superior por tanto a la tasa de reposición. Por lo que si no se produce algún tipo de inmigración la población de la ciudad tenderá a disminuir en las próximas décadas.

A mediados siglo XX se produjo un proceso emigratorio de toda la provincia y capital que se se canalizó hacia otras provincias y regiones más prósperas como el País Vasco, Cataluña, Madrid o Valladolid principalmente.

La ciudad de Zamora es la capital de la provincia del mismo nombre, y por tanto están ubicadas en la ciudad todos los entes administrativos de ámbito provincial tanto dependiente del gobierno autonómico como del Estado. Por parte de la Junta de Castilla y León hay una delegación territorial de cada una de las consejerías de Gobierno, coordinadas por un delegado. La sede de la Delegación Territorial está en el número 4 de la calle Leopoldo Alas Clarín. Por parte del Gobierno de España está la Subdelegación de Gobierno, en el número 1 de la céntrica Plaza de la Constitución, que depende orgánicamente de la Delegación del Gobierno en Castilla y León, ubicada en Valladolid. Asimismo se ubica en la ciudad la sede de la Diputación Provincial de Zamora, en el antiguo Hospital de la Encarnación, en la Plaza de Viriato s/n. En el ámbito privado y como consecuencia de esta capitalidad de provincia muchas empresas y organismos tienen ubicadas sus sedes provinciales.

La administración política de la ciudad se realiza a través de un Ayuntamiento de gestión democrática cuyos componentes se eligen cada cuatro años por sufragio universal. El censo electoral está compuesto por todos los residentes empadronados en Zamora mayores de 18 años y nacionales de España y de los otros países miembros de la Unión Europea. Según lo dispuesto en la Ley del Régimen Electoral General, que establece el número de concejales elegibles en función de la población del municipio, la Corporación Municipal de Zamora está formada por 25 concejales. En las últimas Elecciones Municipales celebradas en 2007, la constitución del Ayuntamiento fue de 12 concejales pertenecientes al Partido Popular, 8 al Partido Socialista (PSOE), 3 concejales pertenecientes a Izquierda Unida (IU) y 2 concejales al Partido Independiente ADEIZA-UPZ (Agrupación De Electores Independientes de ZAmora-Unión del Pueblo Zamorano), formación dirigida por el historiador Miguel Ángel Mateos. Como consecuencia de dichos resultados el Pleno Municipal eligió Alcaldesa por 4 años a la toresana Rosa María Valdeón Santiago del PP. La sede del Ayuntamiento está en el número 1 de la Plaza Mayor.

Hay dos tipos de Órganos de Gobierno, los necesarios y los complementarios. Los primeros son el Alcalde, los Tenientes de Alcalde, el Pleno y la Junta de Gobierno Local. El Pleno Municipal es el órgano de máxima representación política de la ciudadanía en el gobierno municipal, apareciendo configurado como órgano de debate y de adopción de las grandes decisiones estratégicas a través de la aprobación de los reglamentos de naturaleza orgánica y otras normas generales, de los presupuestos municipales, de los planes de ordenación urbanística, de las formas de gestión de los servicios, etc, y de control y fiscalización de los órganos de gobierno». El Pleno se compone de 25 ediles donde la alcaldesa es quien lo preside, aunque puede delegar esta presidencia.

Los Órganos Municipales complementarios son los Concejales Delegados y las Comisiones Informativas, de las que actualmente hay constituidas de Medio Ambiente y Urbanismo; Obras y Patrimonio; Protección Ciudadana y Recursos Humanos; Bienestar Social y Salud Pública; Juventud, Cultura, Educación y Barrios; Turismo; Igualdad, Recursos Humanos, Atención al Ciudadano y Consumo; Deportes; Comercio y una Comisión Especial de Cuentas.

Las 10 concejalías de que se compone la administración municipal son: Bienestar Social y Salud Pública; Comercio; Deportes; Obras y Patrimonio; Economía, Hacienda y Empleo; Igualdad, Recursos Humanos, Atención al Ciudadano y Consumo; Juventud, Educación, Cultura y Barrios; Medio Ambiente y Urbanismo; Innovación, Desarrollo y Protección Ciudadana; y Turismo y Promoción de la Ciudad.

El presupuesto previsto para el año 2010 es de 64,9 millones de euros, un 13,9% más que el de 2009. La aportación de la Junta de Castilla y León será de 8 millones, del Estado se recibirán 326.000 euros y de Europa 300.000. La inversión ascenderá a 15,2 millones.

En cuanto al endeudamiento de la institución municipal, éste ascendía en 2008 a 22.572.772 euros, 340€ por habitante, muy por debajo de la media nacional, que es de 870.

La Diputación Provincial de Zamora, ocupa diversos edificios, tanto de la capital como de la provincia. Los principales son dos ubicados en la propia Zamora: el antiguo Hospital de la Encarnación, en la Plaza de Viriato s/n, que acoge la sede de la institución; y el antiguo Palacio Provincial, en la calle Ramos Carrión, 11, que alberga hoy en día dependencias administrativas. Su presidente es, desde 2003, Fernando Martínez Maíllo (PP). El número total de diputados provinciales es de 25, arrojando las últimas elecciones locales, del año 2007, una distribución de 14 para el Partido Popular, 9 PSOE, Izquierda Unida-Los Verdes 1 y otro ADEIZA-UPZ.

Los órganos de decisión son el Pleno y la Junta de Gobierno. El Pleno es el máximo órgano de decisión. Está formado por el Presidente, los Vicepresidentes y el resto de los diputados. Sus sesiones se celebran el primer viernes de cada mes, salvo que caiga en festivo, siendo los debates públicos. La Junta de Gobierno, por su parte, está formada por un número de diputados no superior a un tercio del total, que son designados por el propio Presidente. Sus reuniones tienen lugar cada 15 días, los segundos y cuartos miércoles de cada mes.

Las 10 áreas de actuación en las que se divide la administración provincial son: Agricultura, Ganadería y Zonas Verdes; Asistencia a Municipios y Urbanismo; Economía y Hacienda (Presupuestos); Educación, Cultura y Emigración; Iniciativas Económicas y Asuntos Europeos; Juventud y Deportes; Medio Ambiente; Obras; Política Social e Inmigración; y Turismo.

El presupuesto de la institución provincial para 2009 asciende a 76,2 millones de euros, el más alto de toda su historia. La inversión se eleva a 26,7 millones, un 35% del total.

Por su lado, el endeudamiento es de 55,40 millones de euros, un 72,71%.

Zamora es sede de dos instituciones de ámbito regional. Las dos primeras son el Museo Etnográfico de Castilla y León, el eje de cuyos fondos es la antigua colección de la Caja de Zamora (entidad hoy integrada en Caja España); y el Consejo Consultivo de Castilla y León, actualmente ubicado en unas dependencias provisionales a la espera de que concluyan las obras de su sede definitiva, en un edificio, proyecto del arquitecto vallisoletano Alberto Campo Baeza, que se está construyendo en el solar que ocupaba antes el convento de las Adoratrices, enfrente de la catedral. La primera piedra se puso en octubre de 2007 y se esperaba que estuviese concluido en agosto de 2009, pero la aparición de importantes restos arqueológicos supondrá un retraso de al menos un año.

En Zamora existe una prisión que durante el régimen franquista fue elegida para que los sacerdotes y religiosos que fuesen condenados por algún tipo delito pasasen su periodo carcelario en la prisión de Zamora. En la cárcel había un pabellón, habilitado expresamente para tal función que los separaba del resto de pabellones, donde vivían otros presos, tanto comunes como políticos. En total, pasaron por Zamora alrededor de un centenar de curas o religiosos. La mayoría de ellos condenados por motivos políticos y sindicales, hubo muchos religiosos y curas vascos, aunque también los había procedentes de Madrid, Mariano Gamo, cura de Nuestra Señora de Moratalaz, y el jesuita obrero Francisco García Salve, fundador del sindicato Comisiones Obreras, de Barcelona, Francisco Botey y Lluís Maria Xirinacs, de otras regiones, como Galicia, Vicente Couco, de la parroquia de Santa Marina del Ferrol y Asturias el cura minero Carlos García Huelga.

El arciprestazgo de Zamora-Ciudad se divide en 18 parroquias: Carrascal (129 habitantes); Cristo Rey (8.581); Espíritu Santo (808); María Auxiliadora (3.534); La Natividad de Nuestra Señora (1.312); Nuestra Señora de Lourdes (7.572); Nuestra Señora del Pilar (131); San Benito (2.826); San Claudio de Olivares (808); San Frontis (6.058); San Ildefonso (1.515); San José Obrero (5.552); San Juan (1.515); San Lázaro (8.076); San Lorenzo (5.048); San Torcuato (5.300); San Vicente Mártir (4.190); y Santa María de la Horta (3.183).

La sede internacional que existe en Zamora es la Organización de Cooperación hispano-lusa Fundación Rei Afonso Henriques (FRAH) (cuya co-sede portuguesa está en Braganza). Esta fundación, creada el 7 de febrero de 1994 y centrada en el ámbito de la cuenca del Duero, tiene su sede en el antiguo convento de San Francisco.

El urbanismo moderno de Zamora puede considerase que empieza en 1920 cuando por Real Decreto, se realiza el saneamiento del Casco Antiguo, ya que hasta entonces la ciudad carecía de las medidas mínimas de seguridad higiénica pública.

Zamora inicia un despegue económico por esas fechas con la ubicación de nuevas empresas del sector harinero y el tendido de las líneas ferroviarias Astorga-Salamanca y Zamora-Medina del Campo. Estos hechos ocasionan un nuevo desarrollo urbano que dan lugar al Ensanche, con edificaciones de estilo modernista desde Renova hasta San Torcuato y Santa Clara.

En 1949 se redacta el Plan General de Ordenación que será modificado varias veces a lo largo de su vigencia. Este Plan sustituye a las anteriores normas urbanísticas pero da cierta continuidad a las mismas. Lo más importante de este plan es la habilitación y urbanización de los terrenos donde se construirá la Universidad Laboral, como adaptación de las Escuelas Salesianas de San José. El Plan está vigente hasta 1973 y durante este periodo se ha dado un gran impulso a la edificación de viviendas sociales.

En 1973 se aprueba un nuevo Plan General de Ordenación Urbana, para dar respuestas a una serie de demandas de la ciudad. Pero la realidad del nuevo desarrollo urbano poco tiene que ver con lo planificado, ya que las nuevas edificaciones se concentran en las zonas más especulativas de la ciudad, tales como la zona más moderna del Casco y del Ensanche de principios de siglo. El Plan prevé la ejecución de un nuevo puente sobre el Duero y no considera prioritario la creación de polígonos industriales.

En 1986 se aprueba un nuevo Plan General para adecuarlo a la Ley del Suelo de 1975 y corregir los fallos y defectos que había generado el anterior Plan, como consecuencia de centrar sus actuaciones en las zonas más especulativas de la ciudad y el abandono de las zonas más marginales entre ellas el Casco Antiguo, con un envejecimiento muy grande de su población.

En 2001 se ha aprobado una Reforma del Plan General de Órdenación Urbana de 1986, par adecuarlo a la Legislación estatal y autonómica que se ha ido elaborando que afecta al urbanismo de las ciudades y promover y planificar nuevas zonas de desarrollo urbano residencial y de servicios.

La Comisaría de Policía se ubica en el edificio construido en 1940 como Jefatura de Carreteras, obra de Enrique Crespo. Este inmueble fue adaptado entre 1999 y 2003 para su nueva función según proyecto del estudio de arquitectos Matos&Castillo.

El periodo comprendido entre los siglos X y XIII es el de mayor esplendor político y económico de Zamora, lo cual tuvo también su reflejo en el campo arquitectónico. El XI en concreto está considerado como el "siglo de oro" de la ciudad, y las décadas finales del mismo y las primeras del posterior constituyen la época de mayor importancia, cualitativa y cuantitativa, del arte zamorano. El resultado de estos factores históricos es un extraordinario conjunto de arte románico, el más nutrido de España y uno de los más importantes de toda Europa.

El edificio más significativo de la ciudad es la Catedral de Zamora, que data del siglo XII. Es un edificio muy sencillo en sus formas. Tiene planta de cruz latina, tres naves de cuatro tramos y tres ábsides que fueron sustituidos por una cabecera gótica en el siglo XVI.

La cúpula es, con su decoración exterior de escamas, el elemento más destacado del templo y un auténtico símbolo de la ciudad. De «obra genial sin paralelo en la arquitectura medieval» la calificó el historiador José Ángel Rivera de las Heras, quien añade que se convirtió en «cabeza de serie de obras semejantes en la Catedral Vieja de Salamanca, la Colegiata de Toro o la sala capitular de la seo de Plasencia».

Cuatro han sido los retablos mayores que ha tenido. El original románico fue sustituido por uno de estilo gótico hispano-flamenco, realizado por el pintor Fernando Gallego y su taller entre 1490 y 1494. Éste a su vez fue vendido en 1715 a la parroquia del cercano pueblo de Arcenillas. Se desconoce cuántas tablas lo integraban, aunque se sabe que eran al menos 35. Con la desamortización 19 fueron a parar a manos del ejecutor de la misma en la zona, Manuel Ruiz-Zorrilla, dos de cuyos descendientes donaron en 1925 al Obispado las dos que se exhiben en el Museo Diocesano: "Pentecostés" y "Noli me tangere". El sustituto del retablo gótico fue un altar barroco del escultor Joaquín Benito Churriguera, de efímera vida, puesto que sufrió daños por el terremoto que el 1 de noviembre de 1755 arrasó Lisboa y a consecuencia de ello fue desmontado en 1758, siendo malvendido al año siguiente, desapareciendo con ello la que según los datos que se conocen constituyó la obra cumbre de su autor. Lo sustituyó el actual, de mármoles y bronce dorado, diseñado en estilo neoclásico por Ventura Rodríguez.

Ya antes de las tablas del altar mayor, la catedral había encargado a Gallego otro retablo para la capilla de San Ildefonso a finales de la década de 1470 (éste conservado in situ) y que está considerado como la obra más temprana de cuantas se conservan del pintor.

Debe destacarse también el coro, que fue construido entre 1512 y 1516 por Juan de Bruselas.

En uno de los laterales de la catedral se encuentra el Museo Diocesano, en el que destaca una extraordinaria colección de tapices franco-flamencos de los siglos XV al XVII, siendo los más sobresalientes los de la serie dedicada a la Guerra de Troya.

La iglesia del Espíritu Santo, ubicada en un barrio a las afueras conocido en tiempos como "pobla Sancti Spiritu" y que tenía un fuero especial, la iglesia del Santo Sepulcro, San Frontis -las dos últimas en la margen izquierda- y San Leonardo, son otros de los templos que completan la extensa relación de edificios monumentales románicos de Zamora.

Existen una gran cantidad de asociaciones culturales de todo tipo en el Registro de Asociaciones del Ayuntamiento encuadradas en colectivos sociales, culturales, consumidores, deportivas, ecologistas, mujeres, profesionales y mayores.

La provincia de Zamora, incluida su capital es una de las provincias con el tejido industrial más bajo de España, así que la industria de la ciudad es poco significativa y se reparten por actividades según lo reseñado en la tabla adjunta de acuerdo con los datos del Anuario Económico de España 2008 editado por La Caixa.

En la ciudad de Zamora hay una gran actividad comercial, representada mayoritariamente por el comercio mayorista y el pequeño comercio tradicional especializado en las diferentes áreas de consumo. También existe una red muy extensa de oficinas bancarias. Según el Anuario Económico de España 2008, editado por La Caixa, la actividad comercial en Zamora queda reflejada en los datos que muesra la tabla adjunta.

El principal eje comercial de la ciudad es la peatonal calle Santa Clara. También fue muy relevante hasta principios del siglo XX la calle Balborraz, una de las más pintorescas de Zamora, en la que se concentraban gran cantidad de comercios y talleres artesanales, pero su pronunciada pendiente hizo que resultara inadecuada para los vehículos a motor, lo que provocó que fuera perdiendo importancia paulatinamente.

Gracias al patrimonio histórico y monumental, sus diversos espacios escénicos, culturales y sus Fiestas de Semana Santa principalmente, la ciudad es receptora de turismo nacional e internacional. El turismo más característico en Zamora es el de estancia muy corta en la ciudad, con lo que se generan pocas pernoctaciones en los numerosos hoteles de todas las categorías que hay en la ciudad. La ciudad también dispone de una red amplia de restaurantes donde se puede degustar todo tipo de gastronomía asequible al poder adquisitivo de los viajeros.

La Semana Santa zamorana ha sido declarada de interés turístico internacional por la enorme importancia que tiene, no sólo en su ciudad, sino también por la repercusión fuera de ella. Su sobriedad y disciplina destaca entre el resto de celebraciones de Semana Santa de España, además de sus tallas de incalculable valor, alguna como el cristo gótico del Santísimo Espíritu Santo que data del siglo XV. La Pasión zamorana cuenta también con grupos de Mariano Benlliure, Pérez Comendador, Quintín de Torre o Hipólito Pérez Calvo, destacando por encima del resto la producción imaginera del zamorano Ramón Álvarez. Su duración es de algo más de una semana ya que comienza el Viernes de Dolores (Viernes anterior al Viernes Santo) y culmina el Domingo de Resurrección.

Algunas de sus cofradías son de las más antiguas de España. La Santa Vera Cruz es documentalmente la más antigua de España ya que data de finales del s. XII. La Cofradía de Jesús Nazareno "Vulgo Congregación" fundada a principios del siglo XVI es considerada la tercera cofradía más antigua de España.

Podemos resaltar el canto del Oh Jerusalem en la Plaza de Santa Lucía todos los Lunes Santo. La procesión del "Silencio", que jura el silencio de la ciudad ante el Stmo. Cristo de las Injurias el Miércoles Santo es otro de los momentos destacados. También el Miércoles Santo, "Las Capas Pardas" (Hermandad de Penitencia) recorren con la tradicional capa alistana las calles del casco antiguo, saliendo del barrio de Olivares, portando un farol y con el sonido de fondo de matracas y bombardino; y "Las Siete palabras" porta consigo estandartes con las últimas 7 palabras que dijo Jesús antes de morir, el Jueves Santo sale a desfilar la procesión más antigua de España: la Vera Cruz, datada del siglo XII. Pero el momento más esperado por los zamoranos sucede a las 5 de la mañana del Viernes Santo, cuando Cofradía de Jesús Nazareno "Vulgo Congregación" (vulgo del 5 de copas) sale en procesión, precedido por el Merlú. Antes, el Miserere cantado por el coro de la Hermandad de Jesús Yacente habrá sobrecogido la madrugada zamorana del Jueves al Viernes.

Cabe destacar la Marcha Fúnebre de Thalberg que comienza a tocarse en la procesión de Jesús Nazareno al levantarse el paso de El cinco de copas (nombre popular). Esta marcha procesional es todo un himno de la ciudad y de la Semana Santa en Zamora. Asimismo también es famosa en la ciudad de Zamora la Marcha Fúnebre Mater Mea que es tocada en casi todas las procesiones y reconocida como una de las más típicas de la ciudad.

Después, por la tarde, la Real cofradía del Santo Entierro, recorre sus calles con sus más de 10 pasos, entre ellos el caballo de longinos (o la lanzada), la famosa urna o la virgen de los clavos.

En Semana Santa son muy típicas las almendras garrapiñadas, aceitadas y las sopas de ajo que se toman en la madrugada del Viernes Santo en las Tres Cruces, durante la estación o descanso de la Cofradía de Jesús Nazareno "Vulgo Congregación". El Domingo de Resurrección se toma el Dos y Pingada, dos huevos fritos con jamón serrano.

Las provincias de Zamora y Salamanca constituyen una zona denominada Saltos del Duero o Sistema Duero es el nombre que recibe el proyecto hidroeléctrico construido en el tramo fronterizo de la cuenca del Duero, situado al suroeste de la provincia de Zamora y noroeste de la provincia de Salamanca. Constituyen una importante apuesta por la energía hidroeléctrica en la zona, que cuenta con los embalses de Aldeadávila, Almendra, Castro, Ricobayo, Saucelle y Villalcampo.

La electricidad que se consume en Zamora llega mediante una línea de alta tensión, propiedad de Red Eléctrica Española (REE) procedente de la subestación eléctrica situada en la localidad vallisolitana de La Mudarra que distribuye la energía eléctrica de toda la región del noroeste de Epaña . La distribución de la electricidad en el municipio la realiza la empresa Iberdrola. La gestión del alumbrado público y los semáforos de la ciudad lo gestiona la empresa privada Telvent que petenece a la empresa sevillana Abengoa. El consumo medio anual de electricidad en 2003, fue de 485 kilowatios-hora (kWh) por habitante.

La red de gasolineras que hay en el municipio se surte mediante camiones cisternas que traen los productos de los depósitos reguladores que tiene la Compañía Logística de Hidrocarburos (CLH) en la localidad vallisoletana de Santovenia de Pisuerga.

Se está realizando de forma progresiva el servicio de gas natural a empresas y viviendas. Por Zamora discurre el gasoducto que la empresa Enagás S.A. tiene para transportar el gas dede la Bahía de Algeciras (Cádiz) y Huelva al norte de España.

La gestión del agua potable en la ciudad de Zamora, la realiza la empresa privada Aquagest S.A. , pertenteniente al grupo de empresas de la Sociedad General de Aguas de Barcelona, (Grupo Agbar) que tiene una concesióna administrativa por parte del Ayuntamiento.

El agua potable que se consume en la ciudad, proviene del río Duero. La captación del agua se hace en el lugar denominado Parque de las Tallas y mediante una estación de bombeo se eleva el agua a la Estación de tratamiento de agua potable (ETAP) situada en el Alto de los Curas donde es potabilizada para el consumo humano. Después de los tratamiento adecuados de potabilización el agua se bombea hasta los depósitos municipales, situados en la carretera de La Hiniesta y en ellos se almacena todo el agua que ha sido previamente potabilizada. A partir de ahí el agua cae por su propio peso distribuyéndose de forma ramificada por todas las viviendas, comercios e industrias de la ciudad.

Una vez utilizada el agua en los diferentes usos de la misma es recogida en colectores y enviada a la Estación depuradora de aguas residuales (EDAR), que está ubicada junto a la cárcel de Zamora. En este lugar se realiza el tratamiento de las aguas sucias y de sus fangos residuales. Al final las aguas fecales que entraron en la EDAR se han transformado en agua limpia y depurada, que revierte nuevamente al Duero, aguas abajo de la ciudad. Una parte del agua depurada se lleva hasta el Bosque de Valorio para verterla en el arroyo que lo atraviesa y así poder tener agua limpia todo el año.

La generación de residuos urbanos y domésticos, es una consecuencia directa del tipo de productos que se utilizan en el consumo habitual y la gran cantidad de envases vacíos y desechables que se depositan en los contenedores de basura. Según datos del Ayuntamiento cada zamorano genera un kilo de basura diario, las cuales son depositadas en un vertedero tras un proceso de selección para posibilitar su reciclaje.

La separación doméstica de residuos es responsabilidad directa y solidaria de cada ciudadano, que dispone en su hogar de cuatro cubos separados identificados por sus colores, donde en el de color azul, se debe depositar papel y cartón, en el verde, vidrio, en el amarillo, envases de plástico y metal y en el de color gris los residuos orgánicos.

Una vez separados en las viviendas se vacían los cubos en los contenedores situados en las calles, que serán vaciados en los camiones donde serán trasladados al Centro de Tratamiento de Residuos. (C,T.R.). La empresa privada Zamora Limpia es la que gestiona la retirada y reciclado de los residuos sólidos y urbanos, mediante una concesión administrativa del Ayuntamiento.

Para los residuos voluminosos, o especialmente tóxicos o contaminantes, que no se pueden depositar en los contenedores de las vías públicas, se dispone de unas instalaciones situadas en la carretera de la Aldehuela, denominadas Punto Limpio, donde se depositan: electrodomésticos, escombro en pequeñas cantidades, muebles, aceites usados, baterías, aerosoles, ropa vieja, medicamentos inservibles, colchones, plásticos, envases, papel, etc. La empresa concesionaria Zamora Limpia realiza la recogida domiciliaria de los mismos con previo aviso. La mayor parte de los residuos que van al Punto Limpio son derivados a las diferentes plantas de reciclaje repartidas por la geografía nacional, para transformarlas de nuevo en materias primas.

Los residuos recogidos en los camiones de basura son llevados al Centro de Tratamiento de Residuos, situado a las afueras de la ciudad, junto a la carretera de Fermoselle. Estas instalaciones son gestionadas por un consorcio encabezado por la Diputación Provincial, del que forma parte también el Ayuntamiento. En este centro se depositan todas las basuras que genera la provincia de Zamora, allí se clasifican y separan los diferentes residuos que llegan de contenedores no selectivos, para enviarlos a las plantas de reciclaje: plásticos de alta o baja densidad, metales que son capturados con un potente electroimán, papeles y cartón, vidrio, etc. La materia orgánica es fermentada y troceada para fabricar compost con el que fertilizar los campos de cultivo.

El principal punto de abastecimiento de Zamora, se centra en las instalaciones municipales que conforman Mercazamora, ubicadas en el polígono de Los Llanos, que cuenta con 44 puestos de mayoristas para surtir las necesidades de productos perecederos a los comerciantes minoristas de la ciudad.

El comercio minorista de alimentos perecederos cuenta con pequeños comercios, diversos supermercados de las principales cadenas nacionales y otros de empresarios locales, un Mercado Municipal de Abastos y dos centros comerciales, el Centro Comercial Vistaalegre, en la avenida de Requejo, y el Centro Comercial Valderaduey, situado en la avenida Cardenal Cisneros, que cuenta con un hipermercado del grupo Eroski.

El mercado de abastos de Zamora se empezó a construir en 1902 y se inauguró en 1904. Está situado en la plaza del Mercado y su diseño corresponde al arquitecto benaventano Segundo Viloria, y fue construido sobre un solar donde anteriormente estaba edificada la iglesia del Salvador, por lo que en sus inicios se le llamó mercado del Salvador. El edificio, es de planta rectangular y destaca por las amplias cerchas metálicas, las lamas de ventilación a lo largo de las fachadas laterales y los grandes arcos de ladrillo cerrados con vidrio de cada una de las dos entradas al mercado, lo cual le da una gran iluminación y monumentalidad al recinto. Los industriales que actualmente tienen sus puestos en el mercado están agrupados en la Asociación de Industriales del Mercado de Abastos (AZIMA).

La educación en Zamora, como en el resto de Castilla y León, depende de la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León, tanto para los estudios universitarios como en los no universitarios. Se calcula que en el curso académico 2006-2007 el total de estudiantes no universitarios fue de 12.471, en un total de 41 centros de enseñanza, siendo el total de profesores de 1.267.

Zamora cuenta con una Escuela Oficial de Idiomas, creada en 1987 y dependiente de la Junta de Castilla y León. Imparte enseñanzas de inglés, francés, alemán, italiano, portugués y español para extranjeros.

La Universidad Laboral, fue la primera que se construyó de las 21 construidas por diversas ciudades de España destinada a la formación de los hijos de trabajadores afiliados a mutualidades laborales. El impulso para la creación de las Universidades Laborales, surge en 1946 de la mano del zamorano Carlos Pinilla Turiño, subsecretario del Ministerio de Trabajo, siendo ministro de trabajo, José Antonio Girón, cuando constataron la escasa formación profesional de los trabajadores.

En 1948 se inició la construcción del edificio, terminándose las obras en 1952, salvo el teatro que se demora hasta 1957. Después de adaptar como granja, unos terrenos colindantes para cubrir las necesidades de aprovisionamiento de alimentos y dotar de espacio a escuela de capacitación agraria denominada Granja Florencia, comienzan las actividades educativas el 11 de febrero de 1953, labor que fue encomendada a la Congregación Religiosa de los Salesianos tras la firma de oportuno convenio firmado en 1952.

Los alumnos internos provenían principalmente de clases medias y bajas, originarios de toda la geografía española aunque la mayor parte eran externos procedentes del ámbito rural zamorano. En 1960 se integra al sistema de Universidades Laborales dependientes del Ministerio de Trabajo, con lo que pierde la denominación de Escuelas Profesionales de la Fundación San José, pasando a denominarse Universidad Laboral San José de Zamora. En 1966 comienzan las actividades académicas en el colegio Rey Fernando, como universidad laboral femenina Nuestra Señora De las Mercedes. En 1972 las universidades laborales se integran en el régimen académico de la ley general de Educación y en 1980 abandonan los salesianos la actividad docente, pasando el centro a ser un centro de enseñanzas integradas (CEI), manteniendo el sobrenombre de Universidad Laboral. En la actualidad (2009) el edificio alberga un Instituto de Educación Secundaria (IES).

En el Complejo Hospitalario Virgen de la Concha se prestan una amplia gama de servicios hospitalarios y cuando no es posible, atender a un enfermo por la gravedad o especificidad de su enfermedad se les desvía a los centros hospitalarios de Salamanca y Valladolid. Su estructura física actual es de 329 camas, 5 quirófanos, 47 consultas y dos secciones de hospital de día, entre otros servicios.

El Hospital Provincial Rodríguez Chamorro tiene la consideración de Hospital General, depende funcionalmente de la Junta de Castilla y León y dispone de 139 camas, y varios servicios especializados como rehabilitación, oftalmología, etc.

Para atender las necesidades clínicas de la medicina privada existen dos clínicas hospitalarias denominadas: Centro Médico Zamora del grupo Agbar y Hospital Recoletas.

Los colectivos sociales que se atienden están encuadrados en numerosas asociaciones que les representan, y distribuidos de la forma siguiente: infancia, juventud, mujer, discapacitados, desempleados, inmigrantes y tercera edad.

Zamora cuenta con un extenso parque automovilístico con un ratio de un automóvil por cada 2,26 ciudadanos de acuerdo con los datos del Anuario Económico de España 2008, elaborado por La Caixa. En estos mismos datos se observa un elevado parque de camiones y furgonetas lo que indica un gran número de transportistas de mercancías autónomos o en pequeñas empresas o cooperativas y un importante trasiego de estos vehículos por la ciudad.

Además hay otras carreteras secundarias que unen Zamora con Palencia pasando por Tierra de Campos, con Segovia por La Guareña y con Fermoselle y la frontera con Portugal por Sayago.

Las distancias a otras ciudades que se señalan, son partiendo de la plaza Mayor de Zamora y tomando las vías más rápidas según datos de la Guía Repsol. Las principales capitales y localidades de referencia para esta ciudad pueden considerarse las que figuran en la tabla.

Por Zamora discurren dos vías férreas, ambas soterradas en gran parte de su recorrido dentro de la ciudad. La primera la une con Medina del Campo en Valladolid en un sentido y con Orense en el contrario. La otra, el ferrocarril Vía de la Plata, discurre en un trazado similar al de la Ruta de la Plata desde Salamanca hasta Astorga, pasando por Benavente (Zamora). Esta última se encuentra cerrada aunque hay una fuerte demanda para su reapertura.

La actual estación de ferrocarril se construyó entre 1935 y 1958, según proyecto del ingeniero Marcelino Enríquez, y sustituyó a una anterior de 1864. La primera piedra fue puesta por el Presidente de la República, Niceto Alcalá Zamora, mientras que la inauguración fue presidida por el general Franco. Su estilo arquitectónico es neoplateresco, siendo su fuente de inspiración más directa el Palacio de Monterrey, en Salamanca, obra de Rodrigo Gil de Hontañón. Lo dilatado de su periodo de construcción fue debido, aparte de a las dificultades de la Posguerra, al hecho de que se cambió el proyecto sobre la marcha, derribándose su interior, ya construido para entonces, para conseguir ganar una planta adicional sin modificar su aspecto exterior. A título anecdótico hay que señalar que los retrasos que su edificación acumuló provocaron que en la ciudad fuera conocida como "La Raspa", porque se decía que "la estación de Zamora, larán, larán, larán".

En el año 2008 han dado comienzo las obras de construcción de la línea de alta velocidad, en su tramo Olmedo-Zamora, que unirán la ciudad con el resto de la red. Para 2010 está prevista su puesta en marcha conectando Zamora y Madrid en poco más de 1 hora.

Existe una pequeña red de 7 líneas de autobús urbano gestionada por Autobuses Urbanos de Zamora S.L. (AURZA). El precio único del viaje es de 0,50 € en días laborables y sábados y de 0,55 € los domingos y festivos. Hay tarifas más económicas para mayores y jóvenes. Cuenta además con una tarjeta monedero recargable de 10 viajes al precio de 3,50 €, que se vende en las oficinas de Caja Duero. Ocasionalmente se ponen en servicio líneas especiales con motivo de diversos eventos al precio de 0,90 €.

La estación de autobuses de Zamora se encuentra en la Avenida Alfonso Peña, en el barrio de Las Viñas y muy próxima a la estación de ferrocarril. Fue inaugurada en 1990.

Desde la misma existen líneas a multitud de municipios de la provincia, a otras capitales de la comunidad y otras comunidades como Madrid, País Vasco, La Rioja, Aragón y Cataluña. También hay una línea al vecino Portugal.

Tiene un tráfico de un millón y medio de viajeros al año. Actualmente está en proceso de reforma y reordenacion de los espacios públicos, con un presupuesto de medio millón de euros.

En 2008 se puso en marcha la inauguración del alquiler de bicis en Zamora, para poder viajar por el casco antiguo y exteriores. Las bicis se podrán coger en: Campus Universitario, Carretera de Valorio, Ciudad Deportiva Municipal, y Parque de San Martín.La disponibilidad de las bicis se podrá consular en la página web Zamora te presta la Bici. Horarios: -Del 15 de mayo al 30 de septiembre de 8:00 a 21:00. -De octubre a noviembre de 8:00 a 18:00.

En Zamora no existe ningún aeropuerto, siendo los más próximos los de Matacán en Salamanca, Villanubla en Valladolid, y Virgen del Camino en León.

En Zamora, la máxima categoría competitiva donde participan clubes deportivos de la ciudad es el Zamora Club de Fútbol que pertenece a la 2ª División B. Hay clubes federados que participan en competiciones nacionales o autonómica de Baloncesto, Fútbol Juvenil, Balonmano, y Fútbol Sala.

A nivel local se desarrollan a lo largo del curso competiciones deportivas escolares en varios deportes que constituyen diversas liguillas competitivas.

La ciudad de Zamora cuenta con una amplia red de instalaciones deportivas que permiten a sus ciudadanos practicar los deportes que más les interese y motive, tanto para competiciones como para el mantenimiento físico.

En Zamora se distribuyen los periódicos de tirada nacional que incluyen suplementos dedicados a Castilla y León como ABC, El Mundo y El País.

Asímismo emiten varias emisoras en frecuencia modulada de género musicales y deportivos.

Al principio



Algeciras (España)

Algeciras (España )

La ciudad de Algeciras es un municipio español perteneciente a la provincia de Cádiz en la comunidad autónoma de Andalucía y ubicado en la comarca de Campo de Gibraltar. Se localiza en la Bahía de Algeciras en un enclave geográfico estratégico por estar situado en el Estrecho de Gibraltar lugar de contacto entre el mar Mediterráneo con el océano Atlántico. Esta situación permite que posea el puerto marítimo por donde fluye la mayor cantidad de personas y mercancías entre Europa y África y más concretamente entre España y Marruecos.

En el año 2008 contaba con 115.333 habitantes y una densidad de población de 1.294,0 hab/km² en un término municipal con una superficie de 85,9 km² a una altitud media de 20 msnm. Por su población Algeciras es el duodécimo municipio de Andalucía y el tercero de la provincia tras Jerez de la Frontera y Cádiz respectivamente. La ciudad se encuentra a 123 kilómetros de Jerez de la Frontera, a 144 de Málaga y a 155 de Cádiz.

Es la ciudad más poblada del Campo de Gibraltar, y posee una importante población flotante, por su situación estratégica de comunicaciones con África, su puerto marítimo y las industrias que hay en la comarca. El tejido industrial químico-metalúrgico de la comarca constituye el núcleo industrial más importante de Andalucía, y segundo de España. El motor económico de la ciudad es sin embargo su puerto, que es uno de los más importantes de España y uno de los de mayor crecimiento del mundo, particularmente en cuanto a tráfico de contenedores, y que a su vez ocupa el primer puesto de tráfico de contenedores y buques del Mar Mediterráneo.

Es cabeza del Partido Judicial de su mismo nombre que comprende los municipios de Los Barrios y Tarifa además de la propia Algeciras con un total de 138.113 habitantes.

El nombre Algeciras nombre procede del árabe الجزيرة الخضراء Al-Yazira al-Jadrā', "la isla verde", por la isla que se encontraba frente a su costa antes de ser anexionada al puerto. También podría proceder de الجزائر Al-Yazā'ir ("las islas"). Este nombre le fue dado en el año 711 por los primeros musulmanes llegados a la península ibérica. Anteriormente, en época romana la ciudad situada en lo que hoy es el centro de la ciudad fue llamada Iulia Traducta nombre que hace referencia a que fue poblada por disidentes al imperio romano procedentes de Tánger "transportados" a la península. Aparece designada también como Tingentera, interpretada como Tingis altera o "la otra Tingis", y como Iulia Ioza en púnico.

El gentilicio es algecireño y procede del nombre castellano (Algeciras). Como en otras ciudades de la zona (La Línea, Gibraltar, Ceuta, etc.) a sus ciudadanos se les conoce por un gentilicio popular, así a los algecireños se les llama especiales. El origen de este gentilicio popular es incierto.

La ciudad de Algeciras se encuentra situada en el extremo sur de la península ibérica en el interior de una amplia bahía que toma su nombre. El término municipal está delimitado por el río Palmones que lo separa del municipio de Los Barrios al norte y el Arroyo del Pilar que lo separa del municipio de Tarifa al sur. El frente marítimo de la ciudad está en contacto con las aguas de la Bahía de Algeciras y las del Estrecho de Gibraltar.

Como todo el área del Estrecho de Gibraltar el término municipal de Algeciras es tremendamente complejo en lo que a su geología se refiere. Los entornos de la ciudad se enmarcan dentro de las llamadas Unidades del Campo de Gibraltar pertenecientes a la Cordillera Prebética. Dentro de ellas aparecen afloramientos de las unidades de Algeciras-Los Nogales, Almarchal, Algibe, y Gibraltar-Los Pastores. Las unidades de Algeciras-Los Nogales y Aljibe son similares en cuanto a su composición, un estrato superior de areniscas miocénicas y secuencia inferior de margas y arcillas si bien en la Unidad de Algeciras destacan especialmente las formaciones de Flysch margo-areniscoso-micáceo con estratos superpuestos de materiales blandos y duros que dan lugar a típicas formaciones en zonas próximas a la costa. La unidad de Almarchal, muy poco representada, tiene una facies típica con margas esquistosas de color gris-amarillento. La unidad Gibraltar-Los Pastores es la más antigua de las presentes datada en el triásico y presenta un único afloramiento en Los Pastores y la cantera de Los Guijos con un fuerte contenido en fósiles de gran interés. Aparte de estas series estratigráficas destacan en el municipio los materiales postorogénicos representados principalmente en las cuencas aluviales y de colmatación alrededor de los ríos de la Miel y Palmones. Estos materiales cuaternarios, de muy reciente sedimentación, conforman las llanuras de inundación de estos cauces.

La ciudad se encuentra construida en una zona de colinas de baja elevación, de norte a sur desde El Rinconcillo hasta San García que condicionan el crecimiento de la ciudad, en estas colinas se asientan diversas urbanizaciones de moderna construcción, así ocurre en el Cerro de los Adalides o el cerro del Algarrobo. Al interior se encuentra la Sierra de Algeciras con una alineación Noreste–Sudeste donde aparecen varias formaciones orográficas delimitadas por los valles de los ríos y arroyos. Destacan en el conjunto de las sierras de la ciudad la de Las Esclarecidas con 610 metros de altitud, del Algarrobo con 668 y de la Luna con 735 metros sobre el nivel del mar con una exuberante vegetación caracterizada por bosques de alcornoque y bosques de ribera en los valles. En la zona cercana al Estrecho se encuentra el paisaje conocido como Cerros del Estrecho de escasa elevación pero cercanos al mar con una muy acusada pendiente que llega en ocasiones a superar el 30% formando abruptos acantilados. Destacan especialmente los cerros del Centinela y de la Horca en los alrededores de Punta Carnero.

El término municipal de Algeciras se encuentra cruzado por los ríos de la Miel, Palmones y Pícaro y por numerosos arroyos de corto recorrido y acusado estiaje.

En el frente litoral de Algeciras pueden diferenciarse dos zonas. El área del Estrecho, desde los límites con el término municipal de Tarifa hasta la playa de Getares, posee zonas alternas de acantilados sin urbanizar y calas de pequeño tamaño donde destacan los accidentes geográficos de Punta Carnero, Punta del Fraile o Punta Acebuche. El resto del área, desde la playa de Getares hasta el río Palmones, posee zonas de costa baja y playas urbanizadas como las playas de El Rinconcillo, Getares o las ya desaparecidas playas de los Ladrillos o del Chinarral, salvo en zonas puntuales como Punta de San García, La Cornisa o el propio frente de las Villas Vieja y Nueva donde el terreno asciende abruptamente. El litoral del término municipal tiene unos 7,030 kilómetros de playas, 5,810 kilómetros de acantilados, principalmente en Punta Carnero, 6,540 kilómetros de costa baja sobre todo en la zona del Estrecho y 2,870 kilómetros pertenecientes al frente de la ciudad.

La ciudad posee actualmente tres playas de uso recreativo, El Rinconcillo, El Chinarral y Getares, aunque en el pasado disfrutaba también de las playas de Los Ladrillos, del Barranco y de El Chorruelo, hoy absorbidas por el puerto.

Más del 80% del término municipal es superficie forestal y natural, gran parte bajo alguna figura de protección oficial. De ese modo un 21% del término, unas 1.872 hectáreas, pertenece al Parque Natural de Los Alcornocales; un 27%, unas 2.316 hectáreas, al Parque Natural del Estrecho, y unas 58 hectáreas protegidas entre los términos de Algeciras y Los Barrios pertenecen al Paraje natural de las marismas del Río Palmones.

Entre su flora encontramos biotopos muy singulares como los bosques de galería llamados localmente canutos o los bosques de niebla; estos valles conservaron durante las glaciaciones parte de la flora tropical europea de la era terciaria. Esta flora típica de la región macaronésica se encuentra hoy día en peligro de extinción debido a la pérdida de sus hábitats y a la antropización del medio. El bosque en el que se conserva es principalmente del tipo laurisilva y está compuesto por árboles y arbustos como el Ojaranzo (Rhododendron ponticum) o el Avellanillo (Frangula alnus), y por varios tipos de helechos como Psilotum nudum, Davalia canariensis o Cheilantes guanchica. En los valles también es posible encontrar plantas endémicas como el Quejigo andaluz (Quercus canariensis).

El bosque mediterráneo de Alcornoques con matorral bajo xerófito ocupa las más amplias extensiones dentro de las áreas naturales del municipio. Entre las zonas que ocupa es posible advertir todas las diferentes etapas de regresión de esta serie de vegetación, desde el bosque cerrado de las zonas altas de la sierra hasta los pastizales de gramíneas cercanos a la ciudad.

Entre su fauna destaca el paso masivo de aves por el estrecho de Gibraltar durante la migraciones. En las sierras es posible observar varios tipos de mamíferos como corzos (Capreolus capreolus), jabalíes (Sus scrofa), ginetas (Genetta genetta) y meloncillos (Herpestes ichneumon) entre otros, y en su costa es usual la presencia de diversas especies de cetáceos como rorcuales (Balaenoptera physalus), delfines mulares (Tursiops truncatus), orcas (Orcinus orca) y cachalotes (Physeter macrocephalus).

Hasta los años noventa la pesca era uno de los pilares de la economía de la ciudad sin embargo la crisis con los caladeros marroquíes de principios de los noventa limitó la flota local hasta el escaso centenar de barcos que posee en la actualidad.

En sus bosques se han realizado desde hace siglos tareas de "saca" de corcho, los corcheros y sus mulas cargadoras transportan el corcho extraído de los alcornoques desde el monte hasta las ciudades vecinas, en Algeciras se comerciaba con el corcho de la sierra de la Esclarecidas principalmente; otra labor tradicional ligada al entorno natural era la fabricación de carbón, al igual que los corcheros los carboneros extraían su materia prima, la madera muerta, de los bosques cercanos a la ciudad y los quemaban en hornos repartidos por la sierra hasta su transformación en carbón para uso doméstico.

La zona ha sido lugar habitual de caza de ballenas, hasta los años 50 del siglo veinte existió una empresa ballenera en la zona de Punta Carnero de la que aún se mantienen en pie las infraestructuras. Desde este lugar la empresa Ballenera del Estrecho operaba no sólo en las zonas limítrofes sino también en el Golfo de Cádiz hasta la última campaña de 1954.

En general, el clima de la zona del Campo de Gibraltar se puede definir como templado, de transición entre el mediterráneo y el oceánico, caracterizado por unas condiciones de temperaturas suaves y regulares y por precipitaciones irregulares y de carácter torrencial con una media anual situada en los 1.000 mm. Como toda la zona del estrecho es muy importante la influencia del viento; de entre los vientos predominantes destacan el viento de levante y poniente, casi exclusivos de la zona, la distribución temporal de éstos es similar en invierno, sin embargo en verano el viento de levante es mayoritario en general, la humedad media de la ciudad es del 80%. La amplitud térmica de la ciudad es la más baja de cuantas se registran en Andalucía.

En el ámbito de la ciudad el yacimiento del embarcadero del río Palmones, localizado en 1994, perteneciente al Paleolítico y Neolítico ha suministrado numerosos útiles de sílex y protocuarcita perteneciente al periodo achelense, que junto a otros de la zona de Torrealmirante datados en el periodo Solutrense y en Punta Carnero y en la Villa Nueva permiten situar sociedades de cazadores-recolectores asentandas junto a ríos y en zonas costeras.

Aunque hay referencias escritas de población en época púnica el registro arqueológico aún no ha dado pruebas de ello, aunque se han localizado en Cala Arenas y zonas limítrofes varios asentamientos cartagineses de pequeña entidad. En la Villa Nueva se ha localizado cerámica relacionada con esta época pero no es posible afirmar la existencia de un enclave cartaginés en el casco histórico aunque algunos expertos consideran la posibilidad de que existiera uno en la Isla Verde.

Los investigadores nombran tres asentamientos romanos en la ciudad, Iulia Traducta, Caetaria y Portus Albus. Bajo lo que hoy es el Hotel Cristina, en la Villa Vieja, se localizaron a mediados del siglo XX varias construcciones romanas, restos del alcantarillado y basas de columnas. Es en esta zona donde se sitúa hoy día a Iulia Traducta. La importancia de esta ciudad ha sido puesta de manifiesto tras el hallazgo de un complejo industrial para la elaboración de garum en la calle San Nicolás y datado en el siglo primero. También tendría un puerto en el estuario del Río de la Miel y un barrio asociado a éste en la zona baja de la Villa Nueva. Según las crónicas fue poblada en época romana con ciudadanos procedentes de Tingis, Tánger, como medida de castigo a esta ciudad norteafricana por las insurrecciones contra el imperio que habían protagonizado, de ahí procede el nombre de Iulia Traducta e Iulia Ioza, nombre púnico, significando en ambos casos Transportada. Según Pomponio Mela la ciudad era también llamada Tingentera (o Tingis Altera, la otra Tánger).

Aún en el término municipal, en la barriada de Getares se han localizados restos de construcciones y piletas para la fabricación de garum. Además de estas estructuras, la toponimia nos permite situar allí la ciudad de Caetaria, Cetaria o Cetraria (de donde procedería Getares), nombre que parece hacer referencia a la pesca de cetáceos y atunes, industria que hasta los años sesenta del siglo XX era importante en la zona.

Por último en la playa de El Rinconcillo se conservan los restos de unos hornos de fabricación de ánforas, en este lugar se piensa hubo de encontrarse Portus Albus, ciudad muy citada por las fuentes y los portulanos romanos, o algún pequeño poblado cuya economía se basaba en la pesca y la obtención de sal (pues a mediados del siglo XX se descubrieron estructuras de canalizaciones para salinas), industria complementaria a las ya citadas de fabricación de garum.

Durante los últimos años del Imperio Romano de Occidente las incursiones bárbaras llegaron a la región del Estrecho resultando asolada la zona por los mauritanos en 172 al 175 durante el gobierno de Marco Aurelio y en el periodo 193 al 211 con Septimio Severo. En 280 siendo emperador Galieno se produjo el paso de suevos, germanos y francos mientras que en 429 fueron los vándalos, en un número de 80.000 según las fuentes de la época, los que pasaron el estrecho de Gibraltar para asentarse en los territorios de la antigua Cartago. Uno de los puertos utilizados para ello fue el de Iulia Traducta pero también el de Carteia, Baelo Claudia o Menralia. Antes de pasar a África apresaron todas las embarcaciones que encontraron en el lugar, se aprovisionaron de víveres y destruyeron todas las instalaciones que pudieran representar un futuro peligro en forma de nueva invasión. Con posterioridad, ya en el siglo IV, se sabe de la presencia en la ciudad de un enclave bizantino por el descubrimiento de un cementerio en el estuario del río de la Miel y varios objetos descontextualizados en la Villa Vieja pero no se conoce la embergadura de la ciudad.

En 711 los árabes desembarcan en la península y Algeciras es la primera ciudad fundada por ellos. Con el nombre de Al-Yazirat Al-Hadra o Al-Yazirat Umm Hakim, Algeciras fue desde su fundación ciudad fundamental para la causa musulmana al constituirse como principal puerta de entrada a Europa desde África.

Tras la implantación del emirato de Córdoba son muchas la insurrecciones protagonizadas por muladíes y mozárabes en contra de los altos tributos. De este modo en el año 879 se subleva en la ciudad Yahyá Al-Yazirí siendo rápidamente sofocado el levantamiento. Años después serán otros disidentes los que pongan en jaque al emir, los algecireños Lope Ibn Mandaril y Ben Abi Azara se unirán al poderoso caudillo rebelde de las sierras malagueñas Omar ibn Hafsún en contra del poder califal. En 888 la ciudad de Algeciras se subleva contra el emir y expulsa al gobernador, permitiendo a Hafsun utilizar el puerto para comerciar con el Magreb. Cuando Abderramán III llega al poder en 914 una gran parte del sur de Al-Andalus no reconoce su autoridad por lo que decide atacar con su ejército los castillos de la serranía de Ronda y entra en Algeciras donde emplaza su base de operaciones y construye unas atarazanas para reparar los barcos capturados a Hafsun. Es desde esta ciudad desde donde manda el ataque final contra Omar que muere en el castillo de Bobastro.

A Abderramán III le sucede Alhakén II y a este su hijo Hixem que al ser menor de edad nombra al frente del gobierno a su primer ministro Muhammad Ibn Abi Amir Al-Maafií nacido en una villa cercana a Algeciras y perteneciente a su cora o provincia y conocido por todos como Al-Mansur o Almanzor ("el victorioso de Dios"). Almanzor organizó un vasto ejército con el atacó plazas castellanas bien para recuperar territorio perdido o bien para conseguir botín con los que financiar los carísimos proyectos de Córdoba. Tras su muerte el 10 de agosto de 1002 el Califato se desmiembra en multitud de reinos Taifas. Cuando Sulaiman al-Mustain llega al trono de Córdoba y reparte los territorios entre sus aliados entregó la Cora de Algeciras a al-Qasim, éste fue asesinado por Idris I pero años más tarde sus hijos apoyados por las tropas de la ciudad proclaman el reino Hammudí de Algeciras gobernado por Muhammad al-Qasim. Su hijo mantuvo la plaza unos años pero en 1055 fue conquistada por el Reino de Sevilla de Al-Mutamid. Cuando en 1085 este rey pide ayuda a los almorávides de Yusuf ben Hasufin para detener la reconquista castellana entrega a éstos la plaza de Algeciras como base de operaciones con la obligación de devolverla. Yusuf sin embargo tiene otros planes y conquista los reinos de Granada y Sevilla.

Tras el declive de los almorávides aparece en el norte de África una nueva fuerza militar, los almohades. Éstos ponen cerco a la ciudad en 1147 y tras la huída de los gobernantes almorávides y la rendición emprenden la conquista de Al-Andalus hasta ser derrotados en 1212 en las Navas de Tolosa.

A mediados del siglo XIII se funda el reino nazarí de Granada que abarcaba desde Almería hasta Algeciras. El empuje de la reconquista es especialmente fuerte este siglo de modo que los granadinos han de pedir ayuda a los benimerines del norte de África que desembarcan en Algeciras en 1275. Tras ocupar la ciudad y el territorio circundante con el permiso del rey de Granada y con la condición de defender la frontera convierten la ciudad en la capital de sus dominios europeos. El peligro benimerí en la frontera sur de Castilla hace que en 1278 Alfonso X ponga cerco a la ciudad con la intención de tomarla. Así bloquea su puerto y ordena al Infante Don Pedro que haga lo mismo por tierra.

Tras más de un año de asedio castellano Abu Yusuf, rey de Marruecos, manda una escuadra que derrota a la cristiana y manda degollar a todos los soldados obligando a levantar el sitio. Viendo Yusuf que desde el lugar donde se habían asentado los cristianos se podría hacer mucho daño a la ciudad en el futuro manda edificar allí una nueva villa conocida cono Al-Binya o Villa Nueva en las crónicas cristianas; la construcción de esta villa finalizó en 1285, contaba con una fuerte muralla con foso y cuatro puertas monumentales, alcázar y mezquita mayor y estaba separada de la Villa Vieja o Al-Madina por el Río de la Miel.

Con el paso de los años los benimerines se hacen fuertes en Marruecos y amenazan con ampliar su posesiones europeas. Por ello el 30 de julio de 1309 Fernando IV pone cerco terrestre a Algeciras mientras la Corona de Aragón pone cerco marítimo. Pero la enfermedad hace mella en el campo castellano y a principios de 1310 el rey de Castilla levanta el cerco a la ciudad tras la promesa del rey nazarí de entregarle Bedmar y Quesada.

Fue definitivamente Alfonso XI quien pone cerco a la ciudad y la conquista tras el ataque en 1339 de Abd-al-Malik, rey de Algeciras y Ronda a territorios cristianos y sobre todo al ataque de Abu-l-Hassan que el rey castellano derrota en las proximidades de Tarifa en la célebre Batalla del Salado. En 1342 llegan a la ciudad las tropas de Castilla, Aragón y Génova junto a Cruzados europeos y con el apoyo del Rey de Inglaterra, de Francia y de la Santa Sede para poner sitio a Algeciras. Durante más de veinte meses la ciudad resiste el asedio mientras podía ser apoyada vía marítima por los meriníes de Gibraltar. El establecimiento de un potente cerco marítimo que haría caer a la ciudad obliga a una coalición de granadinos y meriníes a entablar batalla con las tropas mandadas por Castilla en las proximidades del río Palmones. Tras la victoria de Alfonso XI Algeciras se ve obligada a capitular el 26 de marzo de 1344. A partir de ese día el rey castellano añade a sus títulos el de Rey de las Algeciras.

A pesar de los constantes intentos de Castilla por repoblar la ciudad ésta cae en crisis sobre todo tras la muerte de Alfonso XI mientras sitiaba Gibraltar. En 1369 Muhammed V de Granada reconquista la ciudad que apenas se hallaba protegida por una pequeña guarnición y pretende que recupere su antiguo esplendor. Pero en pocos años Castilla ya se habría repuesto de sus luchas internas. El rey nazarí comprende que no podrá mantener la plaza mucho tiempo y decide destruirla en 1379 para que no vuelva a caer en manos cristianas. La ciudad es completamente arrasada y todos sus habitantes han de marcharse de ese peligroso territorio de frontera. En 1462, conquistada Gibraltar, los antiguos términos de las Algeciras pasan a esta ciudad tras haber sido reclamados por Tarifa y Jerez.

La ciudad permanece destruida hasta 1704 cuando un grupo de personas huidas de Gibraltar tras la ocupación de las tropas anglo-holandesas aliadas con el Archiduque Carlos se asientan en las ruinas de la medina árabe, alrededor de la entonces Capilla de San Bernardo que desde entonces se llamaría de Nuestra Señora de Europa al depositarse en ella la imagen de esta Virgen venerada en Gibraltar y que se rescató del expolio. Esta fundación fue en un principio provisional pues los gibraltareños confiaban en que Gibraltar fuera pronto conquistada por España, al no cumplirse este anhelo comienzan a construir una nueva Algeciras.

Desde 1721 el ingeniero Jorge Próspero de Verboom levanta planos de la ciudad, de las ruinas árabes y modelos de cómo debían construirse las nuevas calles, el trazado de Verboom constaba de calles rectas cruzadas en paralelo formando manzanas cerradas, también contemplaba la construcción de una ciudad fortificada en Algeciras ante la posibilidad de que ésta fuese atacada por los británicos. De la ordenación de la ciudad se conservan sólo la zona norte de la Villa Nueva, calles Ancha, Sevilla, Alfonso XI y perpendiculares, de trazado reticular.

En 1726 se solicita la devolución de los antiguos términos de Algeciras a la nueva ciudad. Desde el Consejo de Castilla se envia una cédula a San Roque, ciudad de Gibraltar en el exilio y a la que habían pasado sus términos, para que se cumplieran estas condiciones. Tras la negativa de San Roque comienzan una serie de alegaciones que acaban por poner en suspenso la Orden Real. Cuatro años más tarde y en 1734 se vuelven a presentar reclamaciones para caer en saco roto por la oposición de los gobernantes de San Roque que veían como podían verse reducidos los derechos de su ciudad.

Finalmente por Cédula de 9 de febrero de 1755 se concede a Algeciras el título de ciudad siendo su primer alcalde Francisco Bermúdez Salcedo. En la división territorial de los antiguos términos de Gibraltar, donde también entraría la ciudad de Los Barrios se decide dar a Algeciras el territorio más pequeño debido a que su puerto suponía una ventaja sobre las otras dos ciudades. Durante los años siguientes el Cuerpo de Ingenieros del Ejército construirá calles y plazas, el tiempo y las excavaciones arqueológicas han mostrado que el trazado urbano de la ciudad de la época, sigue el de las calles, murallas y fosos de la medina. En 1777 se construye un acueducto conocido como "los Arcos" que llevaba agua a la ciudad desde un manantial cercano.

En junio de 1779 se establece el tercer asedio a Gibraltar con motivo de una nueva guerra con Gran Bretaña. La ciudad de Algeciras es en estos momentos base de operaciones de la escuadra española capitaneada por Antonio Barceló, la protección de los barcos de guerra era llevada a cabo por las baterías de Santiago, San Antonio e Isla Verde.

Añs más tarde, en 1783, una escuadra francesa con destino a Cádiz tiene que refugiarse en Algeciras para evitar que barcos británicos la interceptara. El ataque inglés fue tomado como insulto por los españoles ya que, al ser España neutral debería respetarse a cualquier barco que atracara en su puerto. La respuesta de las baterías algecireñas fue contundente, el navío inglés Hannibal fue hundido y los británicos han de retirarse. Este hecho es conocido como la "Batalla de Algeciras". En honor a la ciudad, Francia construiría un barco de nombre Algeciras (en original Algesiras) y que participaría en la Batalla de Trafalgar.

En 1802 fue nombrado Teniente General de la Comandancia del Campo de Gibraltar Francisco Javier Castaños que la traslada a Algeciras por considerarla un lugar más propicio para dirigir operaciones militares. El General Castaños realizaria numerosas obras en la ciudad a través del Cuerpo de Ingenieros, entre ellas la remodelación de la Plaza Alta (1807) en la que colocó un enorme obelisco que debía ser rematado con un busto de Manuel Godoy y que se derribó en 1926 y el empedrado numerosas calles.

Tras la invasión francesa de la península ibérica en 1808 el General Castaños acompañado de la guarnición del Campo de Gibraltar, voluntarios de Algeciras, San Roque y Gibraltar sale hacia el norte para impedir la penetración de los franceses en Andalucía; esta expedición acabaría en la célebre Batalla de Bailén con la derrota francesa.

A pesar de la derrota la ocupación francesa prosigue. En febrero de 1810 el general francés Latour-Maubourg se instala en San Roque y envía a doscientos hombres a Algeciras con la intención de tomar la ciudad pero un grupo de ciudadanos apoyados desde el mar con un cañonero inglés plantan cara a los Dragones franceses y éstos deciden retirarse. No hubo tiempo para la represalia pues tres días más tarde se levantan en armas los pueblos de la serranía de Ronda y los franceses deben abandonar sus puestos en San Roque para tratar de sofocar los levantamientos. Poco después desde el Campo de Gibraltar se envian milicias hacia Tarifa ante la noticia de la inminente llegada de nuevas tropas napoleónicas procedentes de Cádiz. Las milicias serían derrotadas pero los franceses tuvieron que volver a Chiclana debido a las bajas sufridas. Una vez más en 1811 las tropas de Napoleón vuelven a acercarse a la ciudad pero son derrotadas en Jimena de la Frontera por el General Ballesteros y los voluntarios de la Compañía de Escopeteros de Getares. Tras la contienda el español tuvo que refugiarse en Gibraltar para que sus hombres recobrasen fuerzas pero les fue denegada la entrada a la ciudad inglesa a pesar de que el Reino Unido era aliado de España.

Entre 1859 y 1860 tuvo lugar la Guerra de África entre España y Marruecos partiendo desde Algeciras el ejército español que debía asentarse en la zona norte de África. Esta guerra trajo para la ciudad un trasiego de personas que ayudaría mucho a la exigua economía local aunque también mucho dolor y miseria. Fueron muchos los algecireños muertos en la contienda, algunos de ellos tienen calles con sus nombres en la ciudad: Alférez Villalta Medina, Comandante Gómez Ortega, etc. Además la presencia de las tropas en la ciudad coincidió con un brote de cólera que hizo estragos sobre todo entre los heridos que se hacinaban en el Hospital militar.

En 1873 poseyendo la ciudad una gran influencia federalista se proclama Algeciras como un cantón independiente aprovechando el desconcierto creado en el Gobierno Central tras la proclamación de la Primera República. El cantón de Algeciras permanece hasta el 8 de agosto del mismo año cuando las tropas procedentes de Cádiz disuelven el Batallón de Voluntarios de Algeciras.

Algeciras pasa a convertirse a partir de 1880 en un enclave de interés turístico para los británicos por su proximidad a la colonia inglesa de Gibraltar. De ese interés surge en la zona de la Villa Vieja un importante número de viviendas llamadas localmente los Chalecitos donde vivían adinerados gibraltareños. Algunos de esos chalés forman parte hoy del equipamiento público de la ciudad como el museo municipal instalado en la casa de los Guardeses o la sede de la Mancomunidad de Municipios en la Villa Smith. El ferrocarril llega a la ciudad en 1892 de manos de inversores anglosajones llegando éste hasta el mismo muelle de madera usado para el atraque de los vapores que cruzaban la Bahía con destino a Gibraltar. También se instala el alumbrado público (1891).

En 1906, se celebra en esta ciudad la Conferencia de Algeciras, tratando sobre repartos de la superficie de África. Este acontecimiento llenaría Algeciras de corresponsales de prensa de todo el mundo que ayudaron a mostrar la bondades de la ciudad. Ese mismo año se crea la Junta de Obras del Puerto, precedente de la actual Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras.

En 1936 tras el levantamiento militar contra el gobierno de la República Algeciras se convierte en el puerto de desembarco de las tropas sublevadas del Norte de África y embarcadas en Ceuta. El 5 de agosto llega a la ciudad el llamado convoy de la victoria, el cañonero Dato, el guardacostas Uad-Kert, el remolcador Benot, el mercante Arango y las naves Ciudad de Ceuta y Ciudad de Algeciras transportando tropas. El convoy llegó a las 8 de la tarde al puerto de Algeciras. Dos días después el Acorazado Jaime I abriría fuego contra el Dato atracado en el puerto provocando su incendio para luego abrir fuego contra la ciudad destruyendo el frente marítimo y obligando a la población a huir a los montes cercanos. De este modo la ciudad caía pronto ante el avance nacional sin demasiada oposición.

En 1966 mediante el Decreto 1325 de 28 de mayo se declara al Campo de Gibraltar como Zona de Preferente Localización Industrial y se se lleva a cabo el Plan de Desarrollo del Campo de Gibraltar que dota a la comarca y a la ciudad de Algeciras de un importante complejo industrial. Esto junto con el imparable desarrollo del puerto han dado a la ciudad un crecimiento enorme que se pone de manifiesto en el gran número de habitantes de la ciudad y su rápido crecimiento. Desde su creación en 1906 el puerto de Algeciras ha crecido hasta convertir prácticamente todo el litoral del casco urbano en un macro-puerto que, por su enclave geográfico, es parada obligada para los buques cargueros que se disponen a cruzar el Atlántico o que vienen del Oeste y van a penetrar en el mar Mediterráneo. Más de cien barcos cruzan diariamente en Este a Oeste y viceversa el Estrecho de Gibraltar que separa Algeciras del Norte de Marruecos siendo cada año sede de la Operación Paso del Estrecho en la que miles de ciudadanos norteafricanos residentes en Europa toman un barco destino a Ceuta o Tánger para pasar las vacaciones en su país.

Algeciras es hoy la ciuda más importante de la Comarca del Campo de Gibraltar sede de la Mancomunidad de Municipios del Campo de Gibraltar, contando con un Subdelegado del Gobierno de la Junta de Andalucía y un coordinador de la Administración General del Estado. Es una ciudad muy activa y animada, con un comercio próspero que no para de crecer y que ya ha desbordado su perímetro municipal hasta alcanzar otros municipios vecinos, dando lugar a una de las Áreas Metropolitanas más importantes de Andalucía.

El escudo de Algeciras no se encuentra inscrito en el registro de símbolos de las entidades locales de Andalucía, es por ello que su representación no se encuentra regulada. La única descripción oficial de sus armas es la que aparece en el escudo de la provincia de Cádiz donde el de Algeciras ocupa el primer cuartel, de gules, un castillo de oro, aclarado de azur sobre ondas de azur y plata, acostado de dos palmas de oro, la representación clásica de estas armas mantiene las ramas de olivo y palma en el exterior del escudo, la corona real que hace referencia al carácter de Reino que tiene la ciudad encontrándose entre los títulos hereditarios de la corona española.

La bandera de Algeciras es rectangular, de una longitud igual a tres medios de su ancho y dividida en dos franjas horizontales iguales, amarilla la superior, y azul la inferior. Su origen es la bandera de la provincia marítima de Algeciras.

En la ciudad existen organismos y entidades dependientes de todos los niveles en que está dividida la Administración Pública en España, desde el más cercano al ciudadano o Administración local, hasta el nivel superior o Administración General del Estado.

Cuando en 1755 se concedió el título de ciudad a Algeciras se le adjudicó un término municipal y se formó un ayuntamiento que debía estar formado por Alcalde Mayor, cuatro regidores, Procurador síndico y dos Alguaciles, todos ellos nombrados por el Comandante General del Campo de Gibraltar.

Desde 1756 se celebraban los plenos en la casa del alcalde por no tener la ciudad dinero para alquilar un local. En 1776 el ayuntamiento compró un domicilio en la plaza Alta donde se instalaron las oficinas municipales y la residencia del Alcalde aunque poco después, por encontrarse en ruina el edificio, se trasladó el Ayuntamiento a la parte alta del Convento de la Merced. La Casa Consistorial actual comenzó a construirse el 14 de mayo de 1892 y terminó el 15 de agosto de 1897.

La administración política actual (2009) de la ciudad se realiza a través de un Ayuntamiento de gestión democrática cuyos componentes se eligen cada cuatro años por sufragio universal. El censo electoral está compuesto por todos los residentes empadronados en Algeciras mayores de 18 años y nacionales de España y de los otros países miembros de la Unión Europea. Según lo dispuesto en la Ley del Régimen Electoral General, que establece el número de concejales elegibles en función de la población del municipio, la Corporación Municipal de Algeciras está formada por 27 concejales. En las últimas Elecciones Municipales celebradas en 2007, la constitución del Ayuntamiento fue de 13 concejales pertenecientes al Partido Socialista Obrero Español (PSOE), 10 concejales pertenecientes al Partido Popular (PP) y 4 concejales pertenecientes a Izquierda Unida (IU).

Como consecuencia de dichos resultados resultó reelegido en el Pleno Municipal como alcalde de Algeciras hasta las siguientes elecciones municipales de 2011 Tomás Herrera Hormigo del PSOE que había sustituido al anterior alcalde tras abandonar éste el puesto. De este modo se convirtió en el quinto alcalde de Algeciras de las ocho elecciones municipales democráticas celebradas desde 1979.

Algeciras estuvo parcialmente despoblada durante el periodo que abarca desde la destrucción de la ciudad a mano de los granadinos de Muhammad V en 1369 hasta la pérdida de Gibraltar. En mapas del siglo XVII Algeciras aparece designada como Vieja Gibraltar y se representan varios caserones en la antigua Villa Norte perteneciente con probabilidad a ciudadanos gibraltareños que mantenían cultivos en las riveras del río de la Miel no en vano los términos de Algeciras fueron concedidos a la ciudad de Gibraltar en 1462. En 1704 parte de los refugiados huidos tras la toma británica de Gibraltar se asientan en torno a la ermita de Nuestra Señora de Europa, en el Cortijo de los Gálvez comenzando el resurgir de la ciudad.

Las primeras descripciones de la naciente Algeciras las hace el ingeniero Jorge Próspero de Verboom a partir de 1721 quien, al mando de un Cuerpo de Ingenieros, comienza a levantar planos de la ciudad donde destacan los restos de la fortificación árabe y el castillo al tiempo que levanta un plano con una propuesta de urbanización de la ciudad a base de calles rectas con manzanas en cuadrícula.

Durante el siglo XIX el crecimiento de la ciudad en extensión no fue notable, de este modo en un plano levantado en 1857 puede apreciarse que aún no se había rebasado el perímetro de la ciudad medieval y que la Villa Vieja apenas había sido ocupada. En estos tiempos la zona oriental de la ciudad, a extramuros, se encuentra totalmente ocupada por huertas que aprovechan las aguas del Río de la Miel, ya se ha construido la plaza de toros que precedió a la de La Perseverancia y el Paseo Cristina y el Fuerte de Santiago en el norte de la ciudad.

En estos años la población británica en la ciudad es especialmente influyente contribuyendo en gran medida a la economía local, de este modo en 1892 son inversores británicos los que construyen la línea de ferrocarril Bobadilla-Algeciras y poco después el Hotel Cristina. En el siglo XX el aumento de población y de extensión de la ciudad de produce de forma desmedida aunque en fotografías de 1923 la ciudad aparece aún intramuros salvo los caminos de salida hacia Málaga y Gibraltar que comienzan a ocuparse. En los años cincuenta se rebasa el límite norte de la ciudad medieval por parte de las nuevas construcciones. En estos años se urbaniza la Cuesta del Rayo y la barriada de La Bajadilla mientras que se esboza el barrio de El Saladillo, La Piñera y la barriada de Los Toreros. Los barrios del norte de la ciudad comenzarán a construirse a partir de 1970, de este modo Las Colinas y El Rinconcillo y más tarde San José Artesano y La Granja ocupan ya gran extensión en los años ochenta. En los años siguientes se produce una gran actividad urbanizadora tanto en la zona norte como en la sur, de este modo aparecen nuevas barriadas como Los Pinos, Huerta de la Pilas, San García o Getares.

La expansión de la ciudad durante los primeros años del siglo XXI se viene centrando en la zona oeste de la circunvalación, de este modo las zonas de Sotorebolo, Los Alamillos o San Bernabé están hoy día en pleno proceso urbanizador. Según el Plan General de Ordenación Urbana de Algeciras (PGOU) la expansión en esta zona de la ciudad está planeada hasta la carretera de Botafuegos por encontrarse próximo el Parque Natural de Los Alcornocales.

Desde su publicación en 2003 Algeciras podrá acogerse a la Ley de Grandes Ciudades y entre otras cosas habrá de dividir tu término en distritos. Éstos serán delimitados tanto por razones geográficas como por históricas manteniendo muchos de los actuales barrios como distritos propios o englobando otros por proximidad. Actualmente esta división por distritos no está realizada aunque ya se han sentado las bases con la creación del reglamento que regulará la Junta Municipal de Distrito. Ésta contará con un presidente, secretario y varios vocales representantes de las asociaciones de vecinos correspondientes, de las asociaciones culturales presentes en el distrito, de los diferentes grupos políticos con representación en el municipio, representantes de la FAVA y técnico asesor municipal. Las funciones de estas Juntas Municipales de Distrito serán las de realizar informes sobre los problemas o necesidades de cada una de las zonas a las que representen así como mantener un seguimiento de aquellas medidas tomadas por el ayuntamiento de la ciudad que afecten a su zona concreta.

La Seguridad Ciudadana tiene como objetivo cubrir las necesidades que hoy tienen las diferentes organizaciones que integran la Administración Local, a la cual los ciudadanos les exigen la mayor eficacia posible. Para ello se ha implantando una nueva seguridad ciudadana con presencia en todos los barrios de la ciudad y más próxima a los ciudadanos. Se trata de conseguir "Una policía integrada y preventiva a la vez que solidaria dentro de la sociedad a la que sirve". Para ello todas Fuerzas de Seguridad presentes en la ciudad (Policía Local, Policía Nacional y Guardia Civil) deben desempeñar sus funciones cerca de los ciudadanos.

En Algeciras se producen pocos delitos graves pero proliferan los llamados "delitos menores", entre los que destacan la violencia contra la mujer y el menor, la sustracción de vehículos en las vías públicas, los robos con intimidación a las personas en la vía publica o en las viviendas, y el pequeño tráfico de drogas. Esta proliferación de pequeños delitos provoca alarma social y la sensación de inseguridad ciudadana.

La subdelegación del Gobierno de la Junta de Andalucía en Algeciras, con sede en la calle Regino Martínez número 35, fue creada en 1997 con el fin de coordinar las actuaciones de la Junta de Andalucía en el Campo de Gibraltar dependiente de la Delegación del Gobierno de la Junta de Andalucía en Cádiz. Las funciones de esta subdelegación son aquellas delegadas por el delegado del Gobierno de la Junta en Cádiz entre otras aquellas correspondientes a las consejerías de Gobernación y Justicia, Trabajo e Industria, Obras Públicas y Transportes, Educación y Ciencia, Medio Ambiente y Asuntos Sociales.

Desde 2002 tiene su sede en la ciudad la Oficina de Coordinación de la Administración General del Estado (A.G.E.) en el Campo de Gibraltar por ser Algeciras la ciudad de mayor población de la comarca y la que previamente poseía un mayor número de puestos de trabajo de la Subdelegación del Gobierno en Cádiz. Esta oficina, situada en la Plaza Juan de Lima, tiene las funciones de coordinar los servicios de la Administración General del Estado en el Campo de Gibraltar y todas aquellas funciones que la Subdelegación del Gobierno de la Junta de Andalucía y la Subdelegación del Gobierno en Cádiz deleguen en ella. Aparte de las funciones de la Oficina de Coordinación de la A.G.E. la Administración estatal gestiona la Aduana, la Agencia Estatal de Administración Tributaria, el Servicio de Vigilancia Aduanera, el Centro penitenciario y la Comisaría de Policía entre otros organismos oficiales no dependientes de la administración regional.

Algeciras pertenece al partido judicial de su mismo nombre, número 3 de Cádiz, que abarca además de la propia ciudad las vecinas de Tarifa y Los Barrios, un área con un total de 138.113 habitantes. Actualmente cuenta se ejerce el poder judicial a través de 4 juzgados de primera instancia, 4 juzgados de instrucción, juzgado de lo social, juzgado de violencia sobre la mujer situados en la Plaza de la Constitución, Audiencia provincial y juzgado de lo contencioso administrativo en la Avenida Virgen del Carmen número 55, juzgado de vigilancia penitenciaria en el Paseo Victoria Eugenia y 4 juzgados de lo penal y juzgado de menores en la Calle Muñoz Cobos número 4.

La Cárcel de Botafuegos es una de las principales cárceles de Andalucía. Corresponde al modelo de Macrocárcel o Centro Penitenciario Tipo. Fue inaugurada en el año 2000 por el entonces ministro de interior Jaime Mayor Oreja. Posee 1008 celdas aunque está diseñada para acoger a más de 1.500 internos. Está principalmente ocupado por naturales de la zona limítrofe que han sido condenados por causas relacionadas sobre todo con el tráfico de drogas, inmigrantes ilegales que han cometido delitos y presos relacionados con el terrorismo.

Evolución demográfica desde 1920.

Después de haber sido destruida en 1379 se considera que la ciudad estuvo en completo abandono hasta su repoblación por parte de exiliados gibraltareños. Los refugiados asentados en la ciudad no debieron representar un incremento notable en la población. La mayor parte de ellos se establecieron en la vecina ciudad de San Roque. Aun así, este resurgir de la ciudad atrajo cada vez a más personas que buscaban oportunidades en una ciudad nueva. El estudio de la demografía en esta época es muy difícil. A partir de los datos procedentes de las parroquias se sabe que el número de nacidos en 1724 fue de 120 y en 1736 de unos 200, en apenas 12 años casi se había doblado su número. El Censo de Floridablanca de 1786 da una población de 6.346 habitantes y en el censo de 1857 constan 16.198. Desde mediados del siglo XX la tasa de crecimiento ha sido prácticamente constante hasta la actualidad, llegando a superar los 100.000 habitantes a lo largo de los años 90.

En 2008, Algeciras con 115.333 habitantes es el duodécimo municipio de Andalucía y el tercero de la provincia en términos poblacionales, tras Jerez de la Frontera y Cádiz respectivamente, aunque las tendencias demográficas del padrón indican que aventajará a la capital provincial en torno a 2013.

Del análisis de la pirámide de población se deduce que se trata de una ciudad con una población mayoritariamente joven, porque la población menor de 40 años representa el 67% mientras que la población mayor de esa edad sólo representa el 33%. Por otra parte la población menor de 20 años representa el 27 % de la población mientras que la población mayor de 65 años sólo representa el 14%. Donde se concentra el mayor porcentaje de población es en el tramo comprendido entre 20-40 años que asciende al 38 % lo que conlleva a un envejecimiento progresivo de la población.

Debido al escaso término municipal que posee Algeciras y a su condición especialmente forestal la superficie dedicada a la agricultura es mínima. Dentro de los cultivos presentes destacan los cereales destinados al forraje con unas 15 hectáreas. Unas 4 hectáreas del municipio son dedicadas al cultivo de árboles frutales de diferentes especies, principalmente tropicales, kakis y guayabos y naranjas.

En el entorno de la comarca campogibraltareña la localidad de San Roque es la que mantiene mayor número de industrias en base sobre todo al polo químico establecido en la zona en los años sesenta. Algeciras es en el ámbito comarcal la segunda ciudad con mayor número de industrias y dentro de las grandes ciudades andaluzas es la cuarta población con mayor cuota de actividades industriales correspondiendo la mayor parte con el sector manufacturero y de transformación de metales.

Existen en la ciudad cuatro grandes polígonos industriales que concentran la mayor parte de las actividades de este sector, son los polígonos de La Menacha, Los Guijos, Las Pilas y Cortijo Real. El más antiguo de estos polígonos, el de Cortijo Real fue creado en 1960 y actualmente tiene una superficie de 599.299 m2, mientras que el polígono industrial de La Menacha tiene 361.013 m2, Las Pilas 12.996 m2, y Los Guijos 96.219 m2. Actualmente el espacio disponible para la implantación de nuevas empresas en los diferentes polígonos industriales es insuficiente para la ciudad, por ello a principios de 2009 se suscribió un acuerdo entre el ayuntamiento de la ciudad y la Zona Franca de Cádiz para la creación de un nuevo polígono industrial en la zona denominada Los Pastores.

En el polígono industrial de La Menacha tiene presencia el Parque empresarial Bahía de Algeciras que coordina desde su edificio central, el Edificio Almanzor, las actividades del resto de los polígonos industriales locales y comarcales. Según el Anuario Económico de España 2008 de La Caixa, la empresas industriales de Algeciras están agrupadas en los sectores que configura la tabla adjunta.

Tradicionalmente la pesca ha sido una de las actividades económicas más importantes de la ciudad en virtud a la situación de su puerto como lugar de desembarco para productos del mar tanto desde el océano Atlántico como del Mediterráneo. Hoy día tras el agotamiento de los caladeros españoles y los conflictos con Marruecos que impidieron durante los años 90 la pesca en sus costas ha tenido lugar un descenso de la actividad y la pérdida de gran parte de la flota local. De este modo son 347 los barcos registrados en Algeciras durante 2001.

Es la Cofradía de Pescadores de Algeciras el órgano encargado de gestionar las instalaciones de la lonja situada en el muelle de La Galera. Las ventas en estas instalaciones no corresponde solamente a los productor extraídos por la flota local sino que el puerto de Algeciras es también receptor de productos congelados importados desde otras partes del mundo. En 2001 la venta total en lonja de derivados del mar, tanto frescos como congelados ascendió a 6.947 toneladas.

El sector de la construcción en Algeciras ha sido durante los primeros años del presente siglo el que más fuertemente ha crecido manteniendo el desarrollo empresarial local contrarrestando a otras actividades que claramente han ido en retroceso. Se considera que dentro del sector la mayor cuantía de obras ha correspondido a la construcción de viviendas libres si bien es cierto que la construcción de viviendas protegidas ha tenido cifras medianamente importantes.

La ciudad posee el mayor número de licencias y superficies comerciales de la comarca si bien el crecimiento en el número de estas licencias es de los menores en la última década. Actualmente es el sector económico que emplea a un mayor número de trabajadores siendo la mayoría de los establecimientos minoristas con un número de trabajadores menor a cinco. El Anuario Económico de España 2008 de La Caixa establece para Algeciras la siguiente distribución de la actividad comercial.

Algeciras cuenta con una gran cantidad de plazas hoteleras situándose en la quinta posición dentro de las grandes ciudades andaluzas y la primera dentro de la comarca. Estas plazas hoteleras corresponden en su mayoría a hoteles de dos estrellas y pensiones. El número de turistas y de pernoctaciones en la ciudad se encuentra actualmente en claro aumento siendo especialmente importante el número de viajeros procedentes de otros lugares de España en relación con los extranjeros. Dentro de los visitantes españoles la mayoría proceden de la propia Comunidad autónoma andaluza; respecto al resto de España destaca la presencia de turistas originarios de la Comunidad de Madrid por delante de Cataluña, Comunidad valenciana y Murcia. A pesar de estos datos puede considerarse a Algeciras como una ciudad de paso correspondiendo la mayoría de las pernoctaciones en la ciudad a viajeros a la espera de realizar el paso del Estrecho de Gibraltar o con destino a otras poblaciones cercanas de la Costa del Sol.

La Fundación municipal de Turismo, dependiente del Ayuntamiento de la ciudad, tiene su sede en el Centro Universitario Rafael Pérez de Vargas y cumple las funciones de promover el desarrollo turístico de la ciudad coordinando la concesión de ayudas a cuantos proyectos e iniciativas puedan surgir dentro del sector turístico. Actualmente la Fundación municipal de Turismo cuenta con un gran número de proyectos encaminados a aumentar la oferta turística de la ciudad, entre los más importantes cabe destacar la restauración de las murallas medievales de la ciudad o del Teatro Municipal Florida junto a la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía entre otras instituciones.

El principal motor económico de la ciudad es sin duda su puerto. El puerto de Algeciras, gestionado por la Autoridad Portuaria de la Bahía de Algeciras, es actualmente el principal puerto de España en tráfico total de mercancías con un movimiento de 74'8 millones de toneladas durante 2008. En este año de 2008 el tráfico de contenedores ascendió a 3'3 millones de teus, el de graneles líquidos a 20'5 millones de toneladas y 1.6 millones de toneladas de graneles sólidos, procedentes estas mercancías principalmente del este de Sudamérica y Asia. Estas cifras son reflejo de la estratégica posición de este puerto y sus buenas condiciones de calado que permiten el atraque de cualquier tipo de barco de transporte.

Las instalaciones portuarias tienen su germen en la Junta de obras del puerto creada en 1906. A lo largo de los años su crecimiento ha permitido que paulatinamente su capacidad de almacenaje y organización crecieran superando a otros puertos peninsulares. Durante los primeros años del siglo XXI, sin embargo, la construcción en el norte de África del puerto Tánger-Med ha supuesto una fuerte competencia que ha provocado el desvío de mercancías por parte de grandes compañías al puerto marroquí. Esta circunstancia puede provocar a corto plazo la pérdida del liderazgo del puerto algecireño en el total de España. Con el objetivo de paliar estas pérdidas de tráfico se están actualmente ampliando las instalaciones de Isla Verde exterior con la nueva terminal de contenedores construida por Acciona para la sociedad TTIA (Total Terminal International Algeciras) constituida por la empresa coreana Hanjin Shipping que permitirá una ampliación de 292.910 m2 para 2010 y un gran aumento en el tráfico de mercancías con la llegada de Hanjin. De este modo el futuro del puerto algecireño se ve garantizado con la apertura de nuevas rutas y la entrada de mercancías desde Corea del Sur.

Entre los déficits del puerto que pueden afectar a su competitividad destaca especialmente la falta de infraestructuras que comuniquen Algeciras con las principales ciudades de España. En este contexto se enmarcan varias propuestas de comunicación ferroviaria que de cumplirse pueden permitir la mejor distribución de mercancías hacia el norte de Europa. Por ejemplo FERRMED es una institución constituida entre otras muchas empresas por la Autoridad portuaria de la Bahía de Algeciras con el objetivo de crear un eje ferroviario de mercancías desde Algeciras a Estocolmo conectando los principales puertos mediterráneos con los más importantes centros industriales de Francia, Alemania, Países Bajos y países escandinavos.

El suministro eléctrico en Algeciras es realizado por la empresa privada Endesa mientras que el transporte es llevado a cabo por Red Eléctrica de España. El consumo energético total de la ciudad en el año 2006 fue de 410.904 KWh de los cuales corresponden a consumo doméstico 148.333 KWh. La electricidad que se consume en la ciudad es producida en las distintas centrales eléctricas que hay ubicadas en la Bahía de Algeciras, todas ellas de origen térmico.

El abastecimiento de gas natural de la ciudad de Algeciras es realizado desde marzo de 2007 por la empresa Gas Natural, que puso en marcha sus servicios en la zona norte de la ciudad tras construir inicialmente una red de 7,7 kilómetros gracias al Plan energético de Andalucía.

Los productos derivados del petróleo que se consumen en Algeciras proceden principalmente de la refinería Gibraltar ubicada en San Roque transportados a la ciudad y distribuidos al resto de la península a través del oleoducto Algeciras-Rota que enlaza con el oleoducto Rota-Zaragoza. En las instalaciones portuarias de Algeciras se sitúa la Instalación de Almacenamiento de Hidrocarburos de Isla Verde. Estas instalaciones, propiedad de la Compañía Logística de Hidrocarburos, tienen capacidad para 68.067 m3 de combustible y que provee de gasóleo marino y fueloil intemedio a los buques que hacen escala en el puerto. Desde principios de 2009 se realiza una ampliación de estas infraestructuras con el objetivo de aumentar su capacidad en 129.598 m3 y cambiar su ubicación de acuerdo con las obras que se realizan en los muelles.

El suministro de agua potable de la ciudad de Algeciras es llevado a cabo por la empresa Emalgesa (Empresa municipal de aguas de Algeciras S.A.) desde su creación en 1995. La sede de la empresa se encuentra situada en el centro cívico de La Reconquista. Los análisis realizados en las aguas de la ciudad muestran una baja mineralización y una calidad alta. El agua consumida en la ciudad procede principalmente de los embalses de Charco Redondo, de La Hoya y de Guadarranque además de de los manantiales del Bujeo, El Cobre y El Capitán tras sufrir un proceso de potabilización en las estaciones de tratamiento de agua potable de Los Alamillos, San Bernabé y El Bujeo.

Los análisis de las aguas residuales eran realizados hasta 2005 por la misma empresa privada a partir de las muestras colectadas en las estaciones depuradoras de aguas residuales (E.D.A.R.) de Getares, San García, Acebuchal, La Concha y La Mediana. Hoy día las aguas residuales del municipio son bombeadas a la Isla Verde para ser vertidas a la Bahía sin ningún tipo de tratamiento a través de un emisario submarino. Esta circunstancia pretende ser subsanada con una nueva depuradora de aguas en el Puerto de Algeciras cuyo proyecto fue aprobado en 2005 tras la realización del estudio de impacto ambiental y que actualmente se encuentra en construcción.

La recogida de basuras y enseres en la ciudad es llevada a cabo por la Delegación de Limpieza del Ayuntamiento de Algeciras, esta misma empresa a su vez realiza la limpieza de las calles, colegios y locales municipales. Actualmente la Delegación de Limpieza posee una plantilla de 415 empleados y una flota de 43 vehículos entre camiones de carga trasera, lateral, lavacontenedores, barredores y otros. Los residuos generados en la ciudad eran transportados a los vertederos de Los Barrios y El Cobre hasta su sellado y recuperación medioambiental producida en 2006. Actualmente los residuos generados, no solo en Algeciras sino en toda la comarca son transportados y tratados en el Complejo Medioambiental Sur de Europa situado en la población de Los Barrios junto al antiguo vertedero.

El Mercado central de abastecimiento de Algeciras, Mercalgeciras, constituida en 2002 y compuesto en un 95% por Mercasa y un 5% por el ayuntamiento de la ciudad se encuentra situada en el Polígono industrial de La Menacha y cuenta actualmente con 5.000 metros cuadrados construidos de 20.000 urbanizables. Es parte de la red de Mercas de la empresa Mercasa que actualmente gestiona un total de 23 mercados mayoristas en España. Actualmente el mercado de pescados de Mercalgeciras cuenta con 16 módulos y unas 13 empresas comercializadoras de productos del mar, el mercado de frutas y hortalizas por su parte cuenta en la actualidad con 6 módulos y 4 empresas comercializadoras.

Desde finales del siglo XIX existían en la ciudad varios colegios de educación primaria privados a manos de profesores particulares que garantizaban la educación de los hijos de los algecireños mejor situados económicamente. En 1910 se establece la primera escuela de Artes e Industrias en la Calle Rafael del Muro y el primer instituto de educación secundaria en el antiguo casino de la Playa del Chorruelo llamado Kursaal un año después. En 1916 se convierte el antiguo pósito de la ciudad de la Calle Teniente Serra en colegio de primaria para los hijos de las familias más pobres. Tras arder en 1942 el Kursaal se inaugura el nuevo Instituto de Educación secundaria cuyas obras se encontraban paralizadas desde la guerra civil.

Actualmente la ciudad cuenta con numerosos centros que suplen las necesidades de la población residente. De este modo existen 25 centros públicos de educación infantil y primaria, 13 institutos públicos de educación secundaria, 2 centros de adultos y 3 centros de educación especial, son también varios los centros privados existentes en Algeciras tanto de educación primaria como de ciclos formativos. La ciudad cuenta también con una escuela de arte y un conservatorio de música.

Al mismo tiempo la oferta educativa municipal organizada por la Delegación de Educación del Ayuntamiento de la ciudad permite que se impartan numerosos cursos y talleres destinados al público infantil, juvenil y adulto. Durante el curso 2007/2008 fueron 87.912 los alumnos que se beneficiaron de estos cursos en un total de 86 talleres y jornadas.

La oferta universitaria de la ciudad se encuentra organizada en el Campus Bahía de Algeciras con titulaciones propias de la Universidad de Cádiz (U.C.A.) y centros adscritos creados por la Fundación Municipal Universitaria (F.M.U.). Este organismo autónomo constituido por el Ayuntamiento de Algeciras, entre otros, para fomentar la implantación de estudios universitarios en la ciudad tiene su sede en la primera planta del Hospital militar, número 6 de la Calle Alfonso XI. La administración de la F.M.U. consta de un Presidente (el alcalde de la ciudad) y Vicepresidente (el Concejal Delegado de Estudios Universitarios), Junta Rectora (con representantes municipales, de alumnos, profesores, sindicatos y empresas de la comarca), y Consejo de Gerencia.

Entre las titulaciones propias de la U.C.A. destaca la Escuela Politécnica Superior que de hecho es el núcleo central del Campus. Se caracteriza por su oferta en titulaciones en Ingeniería, destacando la Ingeniería Técnica Industrial y la Ingeniería de Obras Públicas. También directamente dependiente de la U.C.A. existe en la ciudad una Escuela Universitaria de Enfermería. Son centros adscritos a la Universidad d Cádiz y dependientes de la Fundación Municipal Universitaria el Centro Universitario de Estudios Superiores (C.U.E.S.A.) en el que se imparte la Licenciatura de Derecho con un plan de estudios conducido hacia la especialización en Derecho y Empresa, Derecho Marítimo y Portuario y Derecho Penitenciario, la Escuela Universitaria de Estudios Jurídicos y Económicos Francisco Tomás y Valiente (E.U.E.J.E.) situado en Calle Alfonso XI, y en el que se imparten las Diplomaturas de Ciencias Empresariales, Relaciones Laborales y Gestión y Administración Pública con la posibilidad de continuar la Licenciatura en Dirección y Administración de Empresas, como segundo ciclo en la Escuela Politécnica, y la Escuela Universitaria de Turismo y Trabajo Social situado en la Avenida Blas Infante, y en el que se imparten las Diplomaturas de Turismo y Trabajo Social.

En septiembre de 2007 se creó en Sevilla la Fundación Parque tecnológico de Algeciras tras la firma de sus estatutos por parte del rector de la Universidad de Cádiz, el alcalde de Algeciras y los responsables de las Conserjerías de Innovación, Ciencia y Empresa, Empleo y Educación de la Junta de Andalucía. El objetivo de esta fundación era sentar las bases para la construcción en la ciudad de un parque tecnológico similar al existente en otras ciudades andaluzas. A finales de 2008 se estableció la zona conocida como Los Alamillos como el lugar en el que se establecerá el futuro Campus Tecnológico y se destinaron 3,1 millones de euros para las primeras actuaciones de urbanización de la zona y estudios preliminares. La superficie que ocuparán los nuevos centros es de 380.000 metros cuadrados y en la actualidad está pendiente la modificación puntual del Plan General de Ordenación Urbana de Algeciras (P.G.O.U.) que contemplaba como zona libre el sector de Alamillos Oeste.

Algeciras pertenece al distrito A.G.S. Campo de Gibraltar que comprende a todas las poblaciones de la comarca. Este distrito de divide a su vez en zonas básicas pertenciendo la ciudad a una de ellas.

El Sistema Sanitario Público de Andalucía tiene varios centros en Algeciras. La sede del Distrito Sanitario Campo de Gibraltar se encuentra situada en el edificio Pérez Blázquez de la Avenida Blas Infante. El Hospital comarcal Punta de Europa situado en la Carrtera de Getares dispone de 326 camas de las cuales 296 están operativas y 30 están reservadas. Posee Unidad de hospitalización de salud mental aunque los cuidados a enfermos mentales se realiza principalmente en el antiguo hospital de la Cruz Roja situado en el Paseo de la Conferencia que posee una unidad de cuidados medios, hospital de día de salud mental, unidad de salud mental infanto-juvenil y comunitaria y unidad de cuidados paliativos.

Son cuatro los Centros de Salud localizados en la ciudad y que cumplen la función de primeros niveles asistenciales, Algeciras-Norte, Algeciras-Sur Saladillo, La Bajadilla y Camilo Menéndez Tolosa que es al mismo tiempo Centro de especialidades y cinco consultorios locales en El Cobre, La Juliana, Rinconcillo, San García y Calle Justo Sansalvador además de un consultorio auxiliar situado en Pelayo. Además de la infraestructura pública existen clínicas privadas y médicos que ejercen la medicina privada.

En la ciudad de Algeciras los servicios de información, ayuda a domicilio, reinserción y cooperación social, orientación laboral, atención al inmigrante, atención a la mujer y a menores son prestados por la Fundación Municipal de Igualdad y Bienestar Social dependiente del ayuntamiento de la ciudad con sede en el Paseo de La Conferencia (antiguo Conservatorio de música Paco de Lucía) con diferentes unidades de atención social ubicadas en la misma sede para la zona centro, en la Avenida de las Flores para la zona norte y en la calle Grazalema para la zona sur.

Además existen en la ciudad diferentes ONGs y otro tipo de asociaciones que prestan servicios específicos a distintos colectivos. Destacan por su acción aquellas centradas en la prevención y apoyo a drogodependencias, especialmente la Coordinadora de lucha contra la drogodependencia Barrio Vivo, con sede en el antiguo asilo San José, el Comité ciudadano Anti-SIDA del Campo de Gibraltar situado en el edificio del parque de bomberos, o la Asociación de alcohólicos rehabilitados El Ancla situada en el Centro cívico de La Reconquista. La atención a los inmigrantes es llevada a cabo por diferentes instituciones entre las que destaca Algeciras Acoge, con sede en la Calle Sevilla, o la Asociación pro derechos Humanos de Andalucía situada también en el edificio del parque de bomberos. La atención a personas sin hogar tiene cobertura en la ciudad con comedores sociales como el Comedor del Cármen del Padre Cruceyra dependiente de Cáritas a través de la Diócesis de Cádiz y Ceuta. Además existen otras asociaciones de apoyo a familiares y enfermos de Alzheimer, espina bífida, diabetes o ludopatía entre muchas otras tanto en Algeciras como en otras ciudades del Campo de Gibraltar.

Las competencias sobre la regulación del tráfico rodado y peatonal en la ciudad así como los usos generales de las vías urbanas es competencia de los organismos locales dentro de los límites marcados por la Junta de Andalucía. Esta regulación tiene lugar a través de la Ordenanza Municipal Reguladora de Tráfico y en ella se definen los usos que se pueden dar a las vías, las velocidades que pueden alcanzar los vehículos así como los horarios y zonas establecidas para la carga y descarga de mercancías en la ciudad. Es por ello competencia de la Delegación de Tráfico garantizar el correcto movimiento de vehículos a través de la ciudad, mantener las señalizaciones así como garantizar la existencia de estacionamientos. Las actuaciones privadas en las carreteras de la ciudad como la solicitud de plazas de aparcamiento para minusválidos o la ocupación de las vías por obras o vehículos pesados deben contar con una autorización expedida por la Delegación de Tráfico.

Algeciras cuenta con un extenso parque automovilístico con un ratio de un vehículo por cada 2 ciudadanos de acuerdo con los datos existentes en la base de datos del Anuario Económico de España 2008, publicado por La Caixa. En estos mismos datos se observa un elevado parque de camiones y furgonetas lo que indica un gran número de transportistas de mercancías autónomos o en pequeñas empresas o cooperativas y un importante trasiego de estos vehículos por la ciudad.

Algeciras goza de una buena red de comunicaciones por carretera, en sus salidas hacia Sevilla y Málaga. Esta conectada con las localidades vecinas de la Costa del Sol y todo el levante español hasta Barcelona por la autovía A-7 y hasta Málaga también por la Autopista AP7. Se comunica con con Cádiz con la N-340 (carretera de la red secundaria) y con Jerez y Sevilla con la A-381 y AP-4. Algeciras está a la espera de que se finalice la construcción de la A-48 (autovía Cádiz-Algeciras).

Las principales capitales y localidades de referencia para esta ciudad pueden considerarse las que figuran en la tabla. Las distancias a Ceuta y Tánger no se expresan en kilómetros a los efectos de esta tabla porque al tratarse de una travesía marítima los tiempos empleados no son comparables con los tiempos empleados en la circulación por carretera.

Las primeras líneas de autobuses comenzaron a funcionar en la ciudad en 1910 sustituyendo a la compañía de diligencias La Madrileña que realizaba la ruta Algeciras-Cádiz en doce horas. Esta empresa de carruajes que sería más tarde reconvertida en la Línea de autobuses Ibison y más tarde Transportes Generales Comes aún opera en la ciudad. Con la mejora de las infraestructuras viarias el transporte mediante autobuses se hizo cada vez más cómodo y eficiente.

Durante todo el siglo XX las diversas compañías de autobuses de la ciudad realizaban sus paradas en la Acera de la Marina, junto al puente de la Conferencia. Con la desaparición de esta primitiva estación cada una de las compañías decidió estacionarse y realizar sus salidas desde diversos lugares de la ciudad hasta la construcción de la nueva estación municipal en 2005. La estación de autobuses San Bernardo se encuentra frente a la estación de ferrocarril, en la carretera Cádiz-Málaga. En ella operan hoy día las compañías Portillo, Comes, Linesur, Bacoma y Esteban con multitud de destinos tanto nacionales como Sevilla, Jerez, Cádiz, Madrid, Barcelona y La Coruña, como comarcales y metropolitanos, con destinos como Tarifa, Los Barrios, San Roque o La Línea.

El 22 de septiembre de 2005 la Consejería de Gobernación de la Junta de Andalucía publica los estatutos del Consorcio de Transporte Metropolitano del Campo de Gibraltar cuyo objetivo era conseguir un sistema de transporte público de calidad en todo el Área Metropolitana. En el consorcio se incluye la Diputación Provincial de Cádiz y los municipios de Algeciras, La Línea de la Concepción, Los Barrios, San Roque, Tarifa, Jimena de la Frontera y Castellar de la Frontera. Una de sus primeras actuaciones fue la creación del billete único. Entre sus planes se encuentra realizar la propuesta de elaboración y aprobación inicial del plan de transporte metropolitano así como su redacción y gestión.

Posee también competencia en la ordenación, coordinación, control, y sanción respecto de los servicios e instalaciones de interés metropolitano y de la ordenación y coordinación del resto de transportes. Igualmente se encargará de coordinar los servicios, infraestructuras e instalaciones con el fin de promocionar la imagen unificada del sistema de transportes así como de realizar propuestas para el establecimiento de tasas, precios públicos y contribuciones especiales de conformidad con la legislación vigente.

La primera estación de ferrocarril de Algeciras fue inaugurada en 1890 como cabeza de puente de la nueva línea Algeciras-Bobadilla creada por empresarios británicos con intereses en la ciudad. Esta línea de ferrocarril cubrió parte de las necesidades de transporte de pasajeros y mercancías de la ciudad y su puerto durante los primeros años del siglo XX. Con el crecimiento de Algeciras comenzó a ser cada vez más necesaria la creación de nuevas líneas de comunicación para la ciudad; surgieron entonces diversos proyectos para construir líneas que comunicaran Algeciras con Cádiz y Málaga pero jamás fueron realizados. Hoy en día la nueva estación de ferrocarril, la estación de ADIF situada en la Carretera Cádiz-Málaga, permite efectuar viajes directos a Madrid mediante dos trenes Altaria y a Granada mediante regionales RENFE con los cuales es posible también efectuar trasbordo hacia Sevilla y Málaga en la parada de Bobadilla. La llegada de la alta velocidad a la ciudad contemplada en el Nuevo Acceso Ferroviario a Andalucía supondrá la necesidad de renovación de las infraestructuras locales. Actualmente se encuentra en elaboración un proyecto para la modernizackón de la estación y su integración en el tejido urbano.

Desde 1955 el transporte por autobús urbano había sido llevado a cabo por la empresa C.T.M., Cooperativa de Transportes de Marruecos, comunicando las diferentes barriadas de la ciudad con el centro y la entrada al puerto. En septiembre de 2007 el Grupo Ruiz, empresa especializada en el transporte metropolitano, compra C.T.M. con el objetivo de expandirse en el sur de Andalucía y se hace cargo de este modo del servicio urbano de las ciudades de Algeciras y La Línea. Actualmente está pendiente la llegada de nuevos vehículos y la creación de las nuevas líneas de transporte que se supone entrarán en vigor en los primeros meses de 2009.

En el Puerto de Algeciras operan las navieras Acciona Trasmediterránea, Balearia, Buquebus, Comanav, Comarit, Euroferrys, IMTC, Líneas marítimas europeas y Nautas que mantienen numerosos enlaces diarios con las ciudades de Ceuta y Tánger.

La Operación paso del Estrecho (O.P.E.) tiene ludar cada año en puertos de Algeciras, Tarifa, Ceuta y Tánger para coordinar el tránsito de vehículos de ciudadanos norteafricanos desde Europa a África coincidiendo con las vacaciones de verano y el retorno en septiembre. Durante 2008 cruzaron el Estrecho de Gibraltar en la O.P.E. un total de 2.677.798 viajeros en ambas direcciones siendo el puerto de Algeciras el que soportó el mayor volumen de viajeros. Este paso de vehículos se repite también en otras festividades aunque con una menor afluencia de pasajeros, de este modo en la Operación paso de Estrecho en Semana Santa de 2008 un total de 167.783 pasajeros utilizaron el Puerto de Algeciras como origen o como destino de su viaje.

En la actualidad está pendiente la construcción de un helipuerto que permita la comunicación por helicóptero con Ceuta tras su aprobación por parte del Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino a finales de 2008. Este helipuerto estará situado sobre el actual edificio de aparcamientos de la dársena de La Galera en el puerto de la ciudad. Para su construcción se ampliará a una planta más el actual edificio manteniendo una superficie de 32 x 24 metros para el despegue del vehículo así como un área de seguridad de 8 x 5 metros. Se complementará con dependencias para el servicio de salvamento y extinción de incendios y diversas dependencias de mantenimiento. El helicóptero utilizado el la ciudad será un modelo Bell 412 EP que permitirá la comunicación con la ciudad de Ceuta en tan solo 10 minutos.

Son varios los concursos culturales celebrados en Algeciras anualmente por parte del ayuntamiento a través de diferentes delegaciones e instituciones. El certamen de poesía Bahía es el decano en los premios literarios de la ciudad dependiente de la Fundación municipal de cultura José Luis Cano. Los trabajos de poesía ganadores de este premio, creado en 1972 y que en 2009 cumple su edición número 34, son publicados por la fundación en su Colección Bahía. El certamen de narrativa Ciudad de Algeciras es uno de los premios literarios más importantes de la ciudad. Fue convocado por primera vez en 1987 y celebra durante 2009 su vigésimo segunda edición. Las obras premiadas son publicadas por la Fundación Municipal de Cultura en su Colección Narrativa. El certamen de cómic Ciudad de Algeciras es convocado por la Delegación de juventud del ayuntamiento de la ciudad. Durante 2009 cumple su séptima edición y en él pueden participar jóvenes de entre 14 y 35 años. Se ofrecen premios para los tres mejores comics y a la mejor ilustración. Por último el certamen de Microrrelato Joven Ciudad de Algeciras organizado también por la Delegación de juventud y dedicado a jóvenes de entre 16 y 35 años cumplirá en 2009 su cuarta edición. Se caracteriza por admitir relatos de una extensión máxima de 300 palabras. Los premios para los cuatro mejores relatos tienen la posibilidad de ser publicados por parte del ayuntamiento.

La mañana que precede a la Cabalgata de los Reyes Magos los niños de la ciudad pasean por las calles arrastrando ristras de latas. Existen varias leyendas con respecto a esto: con el ruido ocasionado por dicho arrastre asustan al Gigante de Botafuegos que, cuando llegaba la noche de Reyes, cubría la ciudad con una nube gris para que así los Reyes magos no pudieran ver donde vivían y no les dejaran sus regalos. El arrastre produce un ruido indicaría a los Reyes Magos la presencia de niños en el lugar. La otra leyenda, más profana, dice que antiguamente los niños arrastraban sus juguetes de hojalata viejos, y hacían ruido para que los reyes se dieran cuenta de que estaban gastados y viejos y querían unos nuevos.

Es una de las fiestas con más solera de la ciudad, se celebran en febrero, antes y durante el Carnaval en diversos puntos de la ciudad. Consiste en la degustación gratuita en plena calle de diversas especialidades gastronómicas, sobre todo ligadas al mar. Son organizadas por asociaciones culturales y vecinales de los barrios del centro de la ciudad. La primera de las Adas que se celebra es la Adobada de La Bajadilla, en ella se ofrece pescado adobado, la Ortigada del barrio de San Isidro, con sus ortigas fritas se celebra la semana antes de carnaval, la Gran Ada de la Plaza Alta reúne a todas las asociaciones de vecinos el primer sábado de carnaval y en ella se ofrecen todas las especialidades del resto de las Adas, la Inesperada es organizada por la Peña carnavalesca Cine Cómico de la Fuente Nueva se caracteriza por ofrecer cada año un manjar diferente e inesperado, la Fritada es organizada en la playa de Getares por la asociación de vecinos de la zona, en ella se degusta todo tipo de pescaíto frito, finalmente la Peña Ferroviaria ofrece el domingo de carnaval la Chorizada con todo tipo de embutidos.

Tras tener gran popularidad antes de la guerra civil el carnaval de Algeciras está recuperándose desde que en 1981 se celebrara el primero tras la prohibición de la dictadura.

La ciudad tiene un concurso de agrupaciones (de la comarca y de Ceuta) con secciones para chirigotas, comparsas, coros y cuartetos, además de una reina del carnaval y reina infantil, cuyas coronaciones se realizan en el Paseo Cristina.

Durante esta fiesta religiosa procesionan por la ciudad nueve cofradías con diecinueve pasos desde sus parroquias hasta el centro de la ciudad. De entre todas las imágenes que desfilan por la ciudad destaca la del Cristo de Medinaceli de la Parroquia de San Isidro por la pasión que desata entre los creyentes, este paso lleva consigo el mayor número de penitentes y promesa de la ciudad y su recorrido acaba con el encuentro entre esta imagen y la de la Virgen de la Esperanza saludándose en la puerta de su parroquia.

Nombrada de Interés Turístico Nacional, es una de las ferias más importantes de Andalucía y, sin duda, la fiesta más importante de la ciudad. Se celebró por primera vez en 1850 cuando se dio permiso para celebrar una feria de ganado los tres primeros días de junio, hoy la Feria Real se extiende 9 días. Se organiza en el recinto ferial situado en la Carretera de Málaga. La feria se celebra tanto durante el día como durante la noche, siendo este momento cuando se encuentran en funcionamiento las atracciones mecánicas conocidas como cacharritos que hacen las delicias de los niños, durante el día la vida se hace en las casetas, tanto en las privadas como en las públicas donde diversas orquestas locales amenizan el ambiente. Antes de la feria se produce la coronación de la Reina y la Cabalgata y durante ella son comunes las actuaciones musicales y diversos acontecimiento taurinos. También se celebra la feria de ganado donde se presentan ejemplares de la comarca, sobre todo las reputadas vacas retintas y que en 2009 cumple su edición número 160.

Tradicionalmente, embarcaciones de todo tipo acompañan a la imagen de la Virgen en un paseo por la bahía para llevarla hasta la playa del Rinconcillo donde desfila transportada por las esposas y madres de los marineros.

En esta procesión la imagen de la patrona de la ciudad es rescatada del fondo de la bahía donde ha permanecido un año completo para ser limpiada en la playa del Rinconcillo y venerada el día completo con ofrendas florales para volver al atardecer de nuevo al fondo de las aguas. El mismo día se celebra por la ciudad una procesión de la imagen de la Iglesia de Nuestra Señora de la Palma.

Es tradicional en esta fiesta que los algecireños se reúnan en el mercado de abastos por la noche del día 31 de octubre para comprar frutos secos, castañas asadas, caña de azúcar y productos típicos del invierno para luego comérselas en la Plaza Alta; el ambiente tanto de la Plaza de Abastos como de la Plaza Alta es amenizado esa noche con bandas de música y teatros de marionetas. Esta tradición, muy arraigada en la ciudad, se complementa la mañana del día 1 de Noviembre con salidas al campo para consumir los productos comprados la noche antes, antiguamente se realizaba en una zona conocida como los Pinos pero el crecimiento de la ciudad hizo desaparecer este lugar de acampada.

Los algecireños celebran el nuevo año frente al reloj de la Iglesia de la Palma, en la Plaza Alta, y entre las sirenas de los barcos del puerto.

En Algeciras se habla la variante occidental de la modalidad lingüistica andaluza con una morfología, fonética y léxico similares al resto de Andalucía occidental aunque con algunas variaciones propias del Campo de Gibraltar.

En cuanto a la morfología destaca el uso excesivo de pronombres personales con el objetivo de dar mayor expresividad a la conversación, igual función tiene el uso de diminutivos que también suelen emplearse como solución para evitar homónimos derivados de la propia pronunciación. Se utiliza también en la ciudad el pronombre ustedes en vez de vosotros junto a la forma átona os.

Respecto a la fonética según el Atlas lingüístico y etnográfico de Andalucía elaborado entre 1961 y 1973 en Algeciras se produce mayoritariamente el fenómeno denominado yeísmo donde no se hace distinción entre los sonidos /ll/ y /y/ optándose por el segundo fonema. Respecto al ceceo/seseo se produce en la ciudad un polimorfismo en los sonidos y existiendo a veces diferenciación entre uno y otro y a veces no, aún así es mayor la tendencia al ceceo.

El léxico utilizado en la ciudad, junto al resto de la comarca campogibraltareña, presenta una cierta variación respecto al resto de Andalucía por el uso de anglicismos heredados de la colonia británica de Gibraltar. Estos anglicismos se encuentran hoy en seria regresión por su falta de uso o por su sustitución por formas castellanas. De este modo el tránsito de trabajadores de la comarca a Gibraltar durante los años de la postguerra y su contacto con productos desconocidos en la península hizo que se adaptara la forma inglesa para el uso común, aparecen así palabras tan curiosas como tipá para designar a la tetera (tea pot) o chingua para el chicle (chewing gum) e incluso formas italianas procedentes de la gran colonia genovesa del peñón como machapié para acera (marciape). La mayoría de estas palabras como se ha dicho son ahora minoritarias. No ocurre lo mismo con otras como mebli para designar a una canica (marbles), que suele utilizarse mayoritariamente.

La Jornada de Tauromaquia organizadas por la delegación de Feria y Fiestas del Ayuntamiento de la ciudad cumplen en 2009 su edición número 24 habiéndose celebrado ininterrumpidamente desde 1985. Se celebran unas semanas antes de que tenga lugar la feria de la ciudad y antes de la temporada taurina en la plaza de toros de Las Palomas. Durante cinco días se imparten diversas conferencias y mesas redondas que ahondan en diferentes aspectos del mundo del toreo y su relación con la cultura en varios lugares de la ciudad desde la Fundación de Cultura hasta la carpa instalada a tal efecto en el ruedo de la Plaza de toros.

En Algeciras está constituida una de las seis escuelas de tauromaquia que hay en la provincia de Cádiz que funcionan con el patrocinio de la Junta de Andalucía y la Caja de Ahorros Cajasol que les proporcionan diverso material de entrenamiento. La escuela tiene como objetivo la protección, el fomento y la divulgación de la fiesta de los toros. Las escuelas de tauromaquia de la provincia están ubicadas en Jerez, Chiclana, San Fernando, Algeciras, Campo de Gibraltar –con sede en San Roque- y La Línea.

La plaza de toros de Las Palomas está considerada de 2ª categoría, tiene un aforo de 11.222 localidades, fue inaugurada en 1969, sustituyendo a la antigua plaza conocida como La Perseverancia, que databa de 1866. El cartel inaugural estuvo formado por los diestros Miguel Mateo "Miguelín", Francisco Rivera "Paquirri" y Angel Teruel.

El Europa Sur perteneciente al Grupo Joly es el periódico de mayor tirada e historia de la ciudad al cumplir en 2009 veinte años desde su creación. Tuvo en el periodo julio de 2007/junio de 2008 una difusión promedio de 4388 ejemplares. Es editado en Algeciras junto al El Faro de Algeciras diario del área metropolitana del Campo de Gibraltar perteneciente al grupo Publicaciones del Sur mientras que otros diarios como el Diario Área es originario en la vecina ciudad de La Línea de la Concepción donde fue creado en 1956 aunque actualmente tiene delegaciones en La Línea, Gibraltar, Estepona y en la propia Algeciras con su sede situada en la Calle Prim.

Entre las emisoras de radio es Radio Algeciras de la Cadena SER (1260 OM) la más antigua de la ciudad habiendo iniciado sus transmisiones como EAJ-55 en 1934. Tras más de setenta años de emisiones y después de haberse incorporado a la Cadena SER Radio Algeciras es aún hoy la emisora de radiodifusión más oída en la ciudad habiendo recibido la medalla de oro de Algeciras por su papel en la historia local. Otras emisoras nacionales tienen delegación en la ciudad. Así Onda Cero Algeciras (89.1 FM), COPE Campo de Gibraltar (94.7 FM) o Andalucía Información Algeciras (98.9 FM) tienen programación informativa específica para Algeciras mientras que otras como Radiolé Costa del Estrecho (1584 OM), Cadena Dial Campo de Gibraltar (90.2 FM), 40 Principales Algeciras (95.7 FM), M80 Radio Costa del Estrecho (96.2 FM) o Kiss FM Algeciras (104.1 FM) tienen programación básicamente musical con programas locales.

Respecto a la televisión aparte de las emisoras generalistas en Algeciras podrán recibirse a través de la televisión digital terrestre tres emisoras locales, Onda Algeciras, Localia TV Algeciras y Popular TV Campo de Gibraltar. Onda Algeciras es la principal cadena local que sustituyó a finales de los años 90 a Tele Algeciras. Las emisiones de esta cadena de televisión pueden seguirse más allá del propio término municipal de Algeciras extendiéndose también a otras localidades de la Bahía. La base de su programación son los informativos locales y comarcales si bien es importante el seguimiento que realiza de diversos acontecimientos culturales tales como la Semana Santa de la ciudad o la Feria con especiales informativos y transmisiones en directo. Las cuotas de audiencia de esta cadena indican que es habitualmente seguida por un total de 80.000 ciudadanos con un 9% de share en Algeciras y alrededor del 4,5% en el resto del área de distribución.

El Patronato Municipal de Deportes del Ayuntamiento de Algeciras gestiona tanto las instalaciones deportivas como diferentes eventos celebrados en la ciudad. En Algeciras se encuentran registrados hasta 29 clubes deportivos de 20 deportes diferentes, atletismo, ajedrez, alpinismo, baloncesto, balonmano, ciclismo, flysurf, fútbol, golf, hockey, natación, natación sincronizada, pesca, petanca, piragüismo, senderismo, tenis, trial, voleibol y waterpolo.

De entre todos los clubes locales son el Algeciras Club de Fútbol, El Algeciras Balonmano, el Club Baloncesto Algeciras-CEPSA y la Unión Ciclista Algecireña los que cuentan con mayor afición en la ciudad y los que participan en campeonatos nacionales. El Algeciras CF, actualmente en Primera división Andaluza Grupo I, fue fundado en 1912 y ha sido a lo largo de su historia el equipo deportivo que mayor repercusión ha tenido en la ciudad. Ha jugado durante nueve temporadas en la Segunda división española llegando a quedar en la temporada 1965-66 en el tercer puesto de dicha categoría. Dos futbolistas algecireños de este club han llegado a jugar con la Selección española de fútbol, Andrés Mateo e Hita. El Club Balonmano Ciudad de Algeciras, actualmente en la Segunda División Estatal, procede de la refundación del Algeciras Balonmano club desaparecido en 2008 debido a problemas económicos y que llegó a disputar tres temporadas en la Liga ASOBAL, desde 2004 a 2007 año en que consiguió clasificarse hasta las semifinales de la Copa del Rey siendo eliminado por el Ademar León.

La Unión Ciclista Algecireña (UCA), perteneciente a la Federación Andaluza de Ciclismo es una de las asociaciones deportivas más antiguas de la ciudad. Fue fundada el 15 de febrero de 1937 por Juan Pino y Miguel Chichán, aficionados a este deporte, a partir de la Asociación deportiva algecireña club polideportivo fundado en 1924. Participa y organiza varios eventos en la ciudad y en la comarca, entre ellos algunos de gran tradición como el Gran Premio Feria de Algeciras, el Gran Premio Patrona de Algeciras o la Vuelta ciclista al Campo de Gibraltar que ha venido teniendo lugar durante casi dos décadas congregando a las varias asociaciones comarcales.

Existen un gran número de escuelas municipales de deporte gestionadas por el Patronato Municipal: ajedrez, atletismo, baloncesto, balonmano, ciclismo, fútbol, fútbol sala, natación, natación sincronizada, pesca, tiro con arco, voleibol, waterpolo, dependientes de los clubes correspondientes o de diversos colegios privados o concertados de la ciudad. En cada disciplina existen diferentes entrenadores y horarios disponibles para que jóvenes de la ciudad puedan hacer uso de las instalaciones municipales y participar en los diferentes campeonatos locales, regionales y nacionales.

Son varias las instalaciones deportivas presentes en la ciudad dependientes del Patronato Municipal de Deportes.

Dirigidos a las categorías de prebenjamín, benjamín, alevín, infantil y cadete estos juegos deportivos se celebran con carácter anual en las distintas instalaciones deportivas municipales permitiendo el desarrollo de competiciones de fútbol sala, tenis de mesa, ajedrez, voleivol y juegos populares entre otros.

La primera edición de los Juegos deportivos del Estrecho tuvo lugar en 1998 por iniciativa del Ayuntamiento de Algeciras y en ella participaron además de los clubes de la ciudad aquellos originarios de las ciudades de Ceuta y Gibraltar. Estos juegos estaban dirigidos a jóvenes de 10 y 11 años y en su primera edición celebrada en la ciudad pudieron practicarse en las pistas de atletismo Bahía de Algeciras un total de 15 disciplinas deportivas diferentes. La segunda edición de los juegos tuvieron lugar en la ciudad de Ceuta y en ellos participaron además jóvenes de las localidades de San Roque y La Línea de la Concepción. Con el tiempo han sido más las disciplinas deportivas añadidas a los juegos y localidades participantes. De este modo en su tercera edición, celebrada en Gibraltar, se incorporó Los Barrios, en la cuarta, celebrada en La Línea, lo hizo Tarifa y, aunque en la cuarta edición se retiró de la participación la ciudad de Gibraltar en su octava edición se sumaron a los juegos las localidades de Jimena de la frontera, Castellar de la Frontera y Tánger.

La undécima edición que se celebraron en 2008 tuvo lugar en la ciudad de La Línea de la Concepción y en ella participaron 1.200 jóvenes de Algeciras, Los Barrios, La Línea, San Roque, Tarifa, Gibraltar y Ceuta a finales del mes de mayo. La edición de 2009 tendrá lugar en San Roque, participarán un total de 201 niños algecireños de 1321 participantes en 18 disciplinas deportivas diferentes.

La carrera urbana de Algeciras, celebrada anualmente, desarrollará durante 2009 su décima edición. Es organizada por el Patronato Municipal de Deportes del Ayuntamiento de la ciudad y en su edición de 2008 tuvo una dotación total de premios de 3.140 euros para las categorías superiores repartidos entre los diez primeros clasificados. El recorrido base para las categorías de juvenil, junior, senior y veteranos es de 7 kilómetros con salida en la playa de Getares y llegada en el estadio municipal de atletismo si bien las categorías inferiores de cadete, infantil, alevín y benjamín tienen recorridos inferiores de tres kilómetros a 800 metros.

Al principio



Source : Wikipedia